El Salvador | Amplio repudio contra Nayib Bukele tras la destitución de jueces de la Corte Suprema

Foto: Carlos Barrera / El Faro
676

Nota relacionada: Polémica en El Salvador | El Congreso afín a Bukele destituye a jueces de la Corte Suprema y genera indignación


ONU pide a El Salvador respetar la Constitución tras destitución de la Sala

El secretario general de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), António Guterres, urgió al Gobierno de El Salvador respetar la Constitución de la República, después que la Asamblea Legislativa, en control del Ejecutivo, aprobara un decreto para destituir a los magistrados de la Sala de lo Constitucional y al fiscal general.

A través de un comunicado de su portavoz, Stéphan Dujarric, Guterres indicó este lunes que sigue de cerca la situación en El Salvador. Esto, después de que la bancada oficialista de Nuevas Ideas, junto a sus aliados GANA, PCN y PDC, iniciaran un proceso para remover a los magistrados del máximo Tribunal en la Corte Suprema de Justicia (CSJ), y los sustituyeran ese mismo día con abogados afines.

“La ONU pide respeto a la Constitución de El Salvador”, indica el comunicado.

Más de 30 organizaciones de la sociedad civil locales, organismos internacionales y numerosos gobiernos y diplomáticos extranjeros han expresado su preocupación por la crisis institucional que atraviesa el país, llegando incluso a tildarlo como un “golpe de Estado”.

La oposición, reducida a penas a 20 curules de 84, también criticó estas decisiones y manifestó que los nuevos funcionarios elegidos por la Bancada Cyan son “ilegítimos”.

Gobierno pide no intromisión

Los altos funcionarios del Gobierno de El Salvador y el mismo presidente de la República han rechazado y desestimado públicamente las voces críticas a nivel internacional. El mismo Bukele dijo a la comunidad internacional que no se entrometa en las decisiones de su gobierno.

Además, sugirió que podrían continuar las destituciones. “El pueblo no nos mandó a negociar. Se van. Todos”, escribió este lunes el mandatario en Twitter sin precisar qué funcionarios siguen en la mira del parlamento.

El domingo, la vicepresidenta de Estados Unidos, Kamala Harris, expresó la “profunda preocupación” de su gobierno “por la democracia de El Salvador”, tras la destitución de magistrados.

“Un poder judicial independiente es fundamental para una democracia sana y para una economía fuerte”, escribió Harris en Twitter.

El Mundo


Vicepresidenta EE.UU. condena golpe al poder judicial: “Tenemos profunda preocupación por la democracia de El Salvador”

La Presidencia de Estados Unidos se ha sumado a las voces de rechazo a nivel internacional ante el golpe de Estado de la nueva Asamblea dominada por afines a Nayib Bukele.

Con un contundente mensaje, la vicepresidenta de EE.UU., Kamala Harris, se ha pronunciado acerca de la votación para destituir a los magistrados en El Salvador. Y su mensaje es, de nuevo, un llamado a respetar la separación de poderes en el país.

“Tenemos una profunda preocupación por la democracia de El Salvador, a la luz del voto de la Asamblea Nacional para destituir a los jueces de la corte constitucional. Un poder judicial independiente es fundamental para una democracia sana y para una economía fuerte”, escribió la vicepresidenta en su cuenta de Twitter este domingo.

Es la primera vez que la vicepresidenta Harris se pronuncia directamente sobre El Salvador en relación al gobierno de Nayib Bukele. Varios congresistas, en cambio, tanto republicanos como demócratas, sí han dirigido cartas al Gobierno de EE.UU., para que revise la relación con el gobierno salvadoreño debido a las acciones autoritarias del presidente Bukele así como sus abusos de poder.

El mensaje de la vicepresidenta llega horas después de que el Secretario de Estado de los Estados Unidos, Antony Blinken, tuviera este domingo una conversación telefónica con el presidente Nayib Bukele para expresarle su “seria preocupación” por la destitución de los magistrados de la Sala de lo Constitucional el sábado, en el primer día de funciones de la nueva Asamblea legislativa dominada por una amplia mayoría del Ejecutivo.

“Hablé hoy con el presidente Nayib Bukele para expresarle mis serias preocupaciones sobre el movimiento de ayer de socavar el máximo tribunal salvadoreño y el Fiscal General Melara. La gobernabilidad democrática necesita la separación de poderes para el bien de los salvadoreños”, dijo el funcionario estadounidense en su cuenta oficial de Twitter.

Blinken también le expresó similar inquietud sobre la destitución del fiscal general Raúl Melara, “quien está combatiendo la corrupción e impunidad y es un socio efectivo en los esfuerzos para combatir el crimen tanto en Estados Unidos como en El Salvador”, añadió el portavoz del departamento de Estado, Ned Price.

Esta se suma a otras reacciones oficiales de la administración Biden en torno a los sucesos del 1 de mayo en la Asamblea, quien con urgencia y sin mayor estudio decidió destituir a los magistrados de la Sala que habían emitido resoluciones en el pasado para regular los abusos de poder del Ejecutivo durante la pandemia y que no habían sido del agrado del mandatario.

Los magistrados, que fueron inmediatamente sustituidos por otros, declararon “inconstitucional” la decisión de la Asamblea y denunciaron la intención del gobierno de suprimir el control de los otros poderes.

La medida ha sido rechazada por la Organización de Estados Americanos (OEA), la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) y otros congresistas en Estados Unidos.

La misma noche del sábado, funcionarios estadounidenses advirtieron que las relaciones con El Salvador pueden deteriorarse.

“Así no se hacen las cosas”, tuiteó Juan González, asesor para América Latina del presidente Joe Biden.

“Una fuerte relación EEUU-El Salvador dependerá de que el gobierno de El Salvador respete la separación de poderes y se someta a las normas democráticas”, dijo de su lado en Twitter, Julie Chung, secretaria en funciones del departamento de Estado para el Hemisferio Occidental.

El Salvador


“El pueblo no nos mandó a negociar. Se van. Todos”: Bukele

Sin anticipar quienes podrían ser destituidos en los próximos días, el mandatario adelantó la posibilidad de la remoción de más funcionarios.

Ayer domingo, tres de los magistrados de la Sala de lo Constitucional y el fiscal Raúl Melara, presentaron su renuncia “irrevocable” argumentando motivos personales, así como el acontecimiento “político partidario.

El pasado 1 de mayo, la bancada cyan propuso destituir a los magistrados de la Sala de lo Constitucional y al fiscal general de la República, Raúl Melara. Tras aprobar la destitución, los diputados de Nuevas Ideas propusieron un listado de magistrados y un fiscal que, minutos después fue electo por la mayoría oficialista más los votos de Gana, PCN y PDC.

Ese mismo día, la comunidad internacional rechazó las destituciones, ante eso, Bukele se dirigió a ellos: “Estamos limpiando nuestra casa…y eso no es de su incumbencia”, escribió en su cuenta de Twitter.

Hoy, el vicepresidente de la República, Félix Ulloa, arremetió contra la comunidad internacional que condenó las acciones de la Asamblea Legislativa.

“Hipócritas”, “mojigatos” y “doble moral” fueron los calificativos que utilizó el vicemandatario, en una publicación de su cuenta de Twitter donde responde a las voces críticas que exigen separación de poderes y respeto al Estado de Derecho en El Salvador

El Mundo


Jueces rechazan nombramientos de nuevos magistrados

Los jueces del sistema judicial salvadoreño publicaron hoy un comunicado de prensa en el que mostraron su inconformidad con la decisión de la Asamblea Legislativa de destituir a los miembros de la Sala de lo Constitucional y nombrar nuevos magistrados.

“Rechazamos las referidas actuaciones del Órgano Legislativo por ser inconstitucionales. Al respecto, consideramos que se ha irrespetado el orden constitucional e institucional, comprometiendo gravemente el Estado de Derecho, la separación de poderes, la seguridad jurídica y el debido proceso”, declaran los jueces.

Calificaron la decisión de sustituir a los magistrados de la Sala de lo Constitucional como una “represalia” y pidieron a los diputados que eligieron a los nuevos magistrados y al presidente de la República, Nayib Bukele, que dejen de lado el “revanchismo”.

“La Asamblea Legislativa en su visión política, desobedeció el Mandamiento Judicial 1-2021, de las veinte horas con veintidós minutos del día uno de mayo del dos mil veintiuno, en la que se declara inconstitucional las anteriores actuaciones (la destitución de lo magistrados Armando Pineda, Aldo Cáder, Carlos Sánchez, Carlos Avilés y Marina de Jesús Marenco).

También pidieron revocar la decisión de la Asamblea y solicitaron ayuda de la comunidad internacional.

La Prensa Gráfica


Negociación de El Salvador con el FMI, en riesgo por “bukelazo”, advierten bancos de inversión

El acuerdo fiscal con el Fondo Monetario Internacional (FMI) que el gobierno salvadoreño inició hace unos meses para obtener al menos $1,300 millones y ordenar sus finanzas está en riesgo tras la reciente destitución de cuatro magistrados de la Sala de lo Constitucional y del fiscal general, según advirtieron este lunes bancos de inversión internacionales como Barclays y Stifel.

“El aumento de las tensiones políticas socava las relaciones de Bukele con las instituciones financieras estadounidenses e internacionales, incluido el FMI, y profundiza nuestras preocupaciones sobre la posibilidad de una acuerdo con el Fondo. Esto podría tener implicaciones significativas para las necesidades financieras y la sostenibilidad de la deuda”, indicó Barclays en su informe.

Barclays es una compañía de servicios financieros con sede en Londres, que opera a nivel mundial.

“En lugar de enviar señales de un acuerdo con el FMI, el gobierno está priorizando su agenda política”, destacó el banco internacional, al tiempo que recordó la frágil situación económica del país.

El banco señaló, además, que el Gobierno no ha mostrado un compromiso por implementar medidas de ajuste fiscal. Afirma que ha mantenido una visión cautelosa sobre las recientes elecciones legislativas a las que ve como una potencial espada de doble filo que podría abrir la posibilidad a reformas, pero también podría implicar riesgos significativos para los mercados.

“En nuestra opinión, la destitución de los jueces de la Corte Suprema sugiere que el presidente y su partido están tratando de allanar el camino para su posible reelección”, indica su análisis.

Barclays señala que los “intentos de debilitar los controles y equilibrios del sistema político y de socavar las instituciones democráticas reducen significativamente la posibilidad de recibir apoyo multilateral”.

“Si el gobierno aún quiere llegar a un acuerdo con el FMI, probablemente necesite dar un paso atrás de la agenda política de Bukele y fortalecer su propuesta de ajuste fiscal”, señaló Barclays.

Por su parte Stifel también señala que las acciones tomadas por la nueva Asamblea el 1 de mayo ponen en tela de juicio el acuerdo con el FMI y plantea la duda de si el gobierno de Bukele ha encontrado financiamiento en otra parte.

“Esto pone en tela de juicio el programa del FMI actualmente en negociación, dejándonos preguntas de si Bukele quería un programa sabiendo que habría obtenido financiamiento en otro lugar. Primero vendría a la mente China, pero dudamos que el país esté listo para extender el financiamiento que necesita El Salvador. ¿O está Bukele simplemente desafiando a los EE.UU. a precipitar una crisis financiera al no permitir que el programa continúe?

“Su apuesta puede ser que una crisis financiera en El Salvador precipitaría una crisis migratoria en la frontera mexicana con Estados Unidos no puede permitírselo en este momento”, estableció Stifel en su informe.

El banco inversor agregó que espera que el programa con el FMI quede en suspenso esperando encontrar un catalizador para un resultado positivo al menos que se reestablezca la Corte Suprema y “una manipulación de la retórica de Bukele”.

El sábado 1 de mayo tomó posesión la nueva Asamblea Legislativa, de amplía mayoría oficialista, y su primera decisión fue destituir a los magistrados propietarios y suplentes de la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) y al Fiscal General, Raúl Melara.

Los diputados oficialistas, que suman 64 votos de los 84 diputados, acusaron a los magistrados de “fraude a la Constitución” y de ejercer funciones propias del Ejecutivo en sus fallos sobre el manejo de la pandemia, mientras que a Melara lo señalaron de poseer vínculos con un partido opositor.

Tanto los magistrados destituidos como el fiscal negaron estos señalamientos.

El Golpe de Estado del 1 de mayo ha generado una amplia condena a nivel nacional e internacional. Incluso la vicepresidenta de EE.UU., Kamala Harris se ha pronunciado acerca de la votación para destituir a los magistrados en El Salvador. Y su mensaje es, de nuevo, un llamado a respetar la separación de poderes en el país.

“Tenemos una profunda preocupación por la democracia de El Salvador, a la luz del voto de la Asamblea Nacional para destituir a los jueces de la corte constitucional. Un poder judicial independiente es fundamental para una democracia sana y para una economía fuerte”, escribió la vicepresidenta en su cuenta de Twitter este domingo.

El Salvador


Embajada de China en El Salvador reitera que su país respeta la igualdad soberana y la no interferencia en los asuntos internos de otros países

La embajadora de la República Popular China en El Salvador, Ou Jianhong divulgó este lunes el pronunciamiento oficial de su país ante los últimos hechos ocurridos en El Salvador y reiteró que China está comprometido en respetar la Carta de las Naciones Unidas (ONU) que fomenta las relaciones de amistad basadas en el respeto al principio a la soberanía.

«Esta Embajada ha tomado nota de la actual situación política en El Salvador. La salvaguardia de la igualdad soberana y la no interferencia en los asuntos internos de otros países son el principio más importante de la Carta de la ONU», comunicó el cuerpo diplomático de China en El Salvador, agregando que «China siempre aplica el principio de la no interferencia en los asuntos internos de otros países y está convencido de que el pueblo salvadoreño tiene la capacidad y sabiduría para manejar bien sus propios asuntos internos».

Para el gigante asiático es importante que también los demás países creen relaciones con El Salvador basadas en el respeto a la libre determinación de los pueblos.

Diario La Huella


VOLVER

Más notas sobre el tema