Chile | “Los mapuche y las elecciones en la Araucanía” – Por Aucan Huilcamán, especial para NODAL

920

Los conceptos vertidos en esta sección no reflejan necesariamente la línea editorial de Nodal. Consideramos importante que se conozcan porque contribuyen a tener una visión integral de la región.

Por Aucan Huilcamán, especial para NODAL*

A la pregunta del ¿por qué siempre gana la derecha política en la Araucanía?, mi respuesta durante tres décadas ha sido, simplemente, porque los Mapuche asumen las elecciones como un acto obligatorio y se condice con los actos coercitivos militares de la denominada “Pacificación de la Araucanía” en donde se cometió el crimen de genocidio, es el delito más horroroso y terrorífico para cualquier Pueblo y que se prolonga de manera intergeneracional. Esta afirmación, me la viene a confirmar la elección de gobernadores en la segunda vuelta en la Araucanía. Además, tiene consistencia con mi falta de interés en participar de las elecciones anteriores durante tres décadas que llevo actuando alrededor de la situación del Pueblo Mapuche y sus derechos. Esa falta de interés de parte de los Mapuche se vio en mi propia candidatura y en las de los escaños reservados.

Como todos saben, llame a no votar; ni por Luciano Rivas, ni por Eugenio Tuma, en la segunda vuelta. Rivas ha llamado a la violencia armada, y porque Tuma irresponsablemente ha relacionado el terrorismo con los Mapuche. Además, agregué que en la “segunda vuelta de gobernadores, es una fiesta en donde los Mapuche no están invitados”.

El triunfo de Luciano Rivas, es el “triunfo del Apartheid en la Araucanía”. Es el triunfo de los no Mapuche, que tuvo como “escenario el territorio Mapuche culturalmente construido”. También he sostenido reiteradamente que la “Araucanía, es la Sudáfrica de Nelson Mandela”. En la elección de gobernadores, se repite exactamente lo que sucedía en Sudáfrica, en donde los “blancos” convocaban a elecciones con sus reglas del juego, luego de haber saqueado y usurpado los territorios, empobrecidos a los pueblos, haberlos oprimidos políticamente y los blancos ganaban las elecciones entre ellos. Esta vez ha sucedido exactamente lo mismo en la Araucanía. La elección de Rivas es la siembra que ha hecho el Estado Chileno en su política de domesticación y colonialismo y que los Mapuche han desaprobado masivamente al no concurrir a votar.

La colonización tiene modos operandis muy similares en todas partes del mundo y la Araucanía no es la excepción. Gradualmente se va poniendo de relieve el comportamiento de los colonizadores; sin embargo, cuya situación no va a favor de la colonización, sino va creando un escenario en donde los pueblos van tomando decisiones más firmes y mirando el pasado y su futuro; y es lo que está sucediendo con los Mapuche en la Araucanía, en donde las personas Mapuche, han puesto de manifiesto su desaprobación al comportamiento de los colonizadores y las instituciones foráneas que han sido el eje de la colonización.

El triunfo de Rivas, es el triunfo del sector que sostiene el negacionismo con la historia del Pueblo Mapuche y sus derechos, especialmente lo relativo al crimen de genocidio y sus consecuencias; lo que han ganado en esta elección son aquellos que creen que la historia y el derecho nace cuando ellos han arribado al territorio Mapuche. Sin embargo, Rivas tiene una oportunidad para llamar a la conciencia histórica y encaminarse a la formación de una “Comisión de Esclarecimiento Histórico”, algo similar a Comisión Rettig o Valech y disponer de un estándar de la verdad y la región se encamine hacia una paz firme y duradera. Espero que no guie sus actuaciones en lo que sostenía George Orwell “para hacer cumplir las mentiras del presente, es necesario borrar las verdades del pasado” o lo que sostenía Napoleón Bonaparte sobre la historia y el derecho.

Los que concurrieron a votar a la segunda vuelta en la Araucanía, es el grupo que desea mantener la violencia en la Araucanía. Con justa razón, muchas veces se sostiene que hay intereses para mantener la violencia y el mejor ejemplo es la perversa “Operación Huracán”. Pero en la “Operación Huracán” operaron las instituciones, desde la Corte de Apelaciones de Temuco, la Fiscalía del Ministerio Público, la institución de Carabineros, los servicios de inteligencias con el beneplácito del Subsecretario del Interior Mamud Aleuy . Los últimos hechos tienen un olor a una colombianización de la Araucanía y de esta manera, prolongar las relaciones en base a la criminalización y otras prácticas que se alejan de la Paz.

El voto por la autodeterminación Mapuche, comienza a tomar forma orgánica y se manifestó en mayo pasado, aunque con mucha critica al sistema Estatal Chileno que ha implementado el colonialismo, la domesticación, entre otras formas contrarias al respeto a los derechos del Pueblo Mapuche. El voto por la autodeterminación alrededor de las elecciones es una forma, y existen experiencias internacionales al respecto, como en Cataluña, los Inuit en Groenlandia. Sin embargo, la formación de un gobierno Mapuche como acto de autodeterminación, no pasa por las elecciones de los vecinos Chilenos.
La Araucanía y los Mapuche le dieron la espalda a la elección de Gobernador y se constata por la paupérrima participación de un 14% de los habilitados, es decir, se está conjugando la legalidad con la legitimidad. Sin duda, el gobernador regional liderado por Luciano, para su legitimidad tendría que llamar un gobierno de convergencia amplia y de transición para su legitimidad o simplemente convocar a una nueva elección.

En definitiva se constituirá el “primer gobierno del Apartheid en el Wallmapuche”.

*Dirigente del Consejo de Todas las Tierras de La Araucanía.


VOLVER

Más notas sobre el tema