Cuáles son los puntos de la nueva agenda Estados Unidos – Por El Tiempo

314

Este jueves se llevó a cabo el IX Diálogo de Alto Nivel entre Colombia y Estados Unidos, el cual se desarrolló entre los equipos de gobierno de ambos países, encabezados por la vicepresidenta y canciller Marta Lucía Ramírez, y el secretario de Estado, Antony Blinken.

En el evento, que marcó el segundo día de la visita del alto funcionario estadounidense, también estuvieron presentes el embajador de Estados Unidos en Colombia Philip S. Goldberg, el embajador de Colombia en Estados Unidos, Juan Carlos Pinzón; el ministro del Interior Daniel Palacios; el ministro de agricultura Rodolfo Zea; la ministra de Comercio Exterior Ximena Lombana; la ministra de infraestructura, Ángela Orozco, entre otros.

Al comienzo del encuentro, la vicepresidenta recordó que la versión anterior del diálogo de alto nivel fue hace dos años, pues debido a la pandemia de covid-19, tuvieron que aplazar la reunión prevista para el 2020.

“Aunque tenemos propuesto reunirnos todos los años y no se pudo el año pasado, los dos gobiernos seguimos trabajando en una relación estratégica, necesaria, en las que nos complementamos, y este diálogo surgió para fortalecer la relación bilateral”, indicó la canciller.

Por su parte, Blinken dijo que actualmente los retos de la relación entre ambos países son el covid-19, la crisis climática y la migración.

“La prioridad es cómo logramos que las democracias cumplan para nuestros pueblos y sabemos que una forma de cumplir es si trabajamos estrechamente con nuestros socios con respecto a nuestros desafíos: el covid-19, crisis climática y el reto de la migración”, dijo el funcionario diplomático.

Al finalizar el diálogo, la ministra de Relaciones Exteriores se despidió de Blinken y recordó la buena relación bilateral entre ambas naciones. “Colombia es y será siempre un aliado de los Estados Unidos, por qué los dos compartimos los mismos valores. Creemos en la democracia, en el respecto de los DD. HH., en el desarrollo económico y en una economía de mercado que genere empleo en los ciudadanos”, indicó.

El diplomático, quien lideró la primera delegación de alto nivel enviada por Joe Biden al país, también rescató el crecimiento de la relación entre Colombia y Estados Unidos, la cual, según él, “perdura y se fortalece porque sigue evolucionando para reflejar las necesidades y esperanzas de nuestros pueblos, al igual que las democracias”.

Al finalizar el encuentro, la vicepresidenta habló sobre las conclusiones que surgieron de la novena mesa de dialogo, entre estas, la cooperación en seguridad y defensa como uno de los pilares básicos.

Lucha contra el narcotráfico y desarrollo rural integral

De acuerdo con la vicepresidenta, “en el presupuesto que presentó al Congreso de Estados Unidos el presidente Biden hay un componente muy importante que va destinado a seguridad y defensa, tiene que ver con mayor fortalecimiento institucional, programas de cooperación con nuestra Policía y nuestras Fuerzas Públicas, con especial énfasis en el trabajo de Inteligencia para detectar las redes del narcotráfico y el lavado de dinero”.

En este misma línea, señaló que uno de los asuntos más importantes del Diálogo de Alto Nivel es el del desarrollo rural integral, que permita la superación de las economías ilícitas, la verdadera transformación de los territorios, el fortalecimiento de la democracia y la seguridad de las comunidades.

“Colombia y Estados Unidos se encuentran comprometidos con el desarrollo económico rural y el lanzamiento del Programa Cacao para el Desarrollo y el fortalecimiento de créditos agropecuarios para continuar desarrollando el sector”, subrayó la alta funcionaria.

Migración

Por otro lado, se trató el tema de la migración y el problema creciente de la ola de migrantes – especialmente de venezolanos y haitianos – que han abandonado sus países para dirigirse, en la mayoría de casos, hacia Estados Unidos.

De acuerdo con la canciller, dos principios básicos son y seguirán siendo los pilares para tratar este problema.

El primero es el principio de humanidad, pues “son personas que se movilizan en condiciones precarias” y, por tanto, se va a seguir brindando “protección en el momento es que están recorriendo cada países, para que no queden expuestos a las redes de tráficos de personas y migrantes”.

El segundo es el de corresponsabilidad, pues “no podemos actuar irresponsable ya que cada país tiene capacidad limitada para recibir migrantes. Todos los países coincidimos en que debemos abordar la problemática conjuntamente y ser efectivos para contener la migración, y eso incluye evitar que sus poblaciones no se vuelvan migrantes”.

Finalmente, se concluyó que, aunque Estados Unidos va a brindar ayuda en casos puntuales, se debe abordar la raíz del problema y solucionar las causas estructurales. “Si cada país de América Latina tiene prosperidad y puede ofrecer empleos la gente no va a querer irse a Estados Unidos y Canadá. La mejor estrategia de contención es apostarle al desarrollo y la inversión”, dijo.

Cambio Clímatico

En cuanto al medio ambiente, ambos gobiernos concuerdan en la importancia de los “Contratos de Conservación Natural”, por medio de los cuales se brinda apoyo económico a familias rurales afectadas por la pobreza y la violencia, al tiempo que se promueve la preservación de ecosistemas estratégicos, en zonas de relevancia ambiental como la Sierra Nevada de Santa Marta, la Amazonía, el Río Magdalena, el Parque Nacional Natural El Cocuy, la Serranía de los Motilones, el Pacífico y la región Central.

La canciller indicó que “proyectos como estos resultan fundamentales no solo para para la agenda ambiental en la que estamos comprometidos, sino para las metas que tenemos en términos de formalización de tierras y sustitución de cultivos ilícitos”.

Build Back Better World

Sobre la iniciativa del Gobierno de Estados Unidos “Reconstruir un mundo mejor” (Build Back Better World), la alta funcionaria dijo que Colombia está lista para ser el piloto de esta iniciativa: “Especialmente buscamos propiciar un aumento de la inversión del sector privado en infraestructura energética e infraestructura económica esencial, incluido el transporte y las vías terciarias. Estas inversiones tendrán un enfoque de sostenibilidad y estarán especialmente dirigidas a empoderar comunidades vulnerables, mujeres y jóvenes”, dijo Marta Lucía Ramírez.

El Tiempo

Más notas sobre el tema