Ortega tildó de “terroristas” a obispos que le pedían su renuncia en 2018

540

Daniel Ortega acusa: “Obispos son terroristas”

El presidente Daniel Ortega compareció la noche de este lunes en cadena de radio y televisión en su primer discurso de “campaña electoral” previo a las votaciones del 7 de noviembre, en las que aspira a su tercera reelección consecutiva sin competencia política, después de haber encarcelado a todos los precandidatos opositores y anulado la personería jurídica de tres partidos políticos.

El mandatario que controla el Poder Electoral, aseguró que las elecciones se realizarán “en condiciones de paz”, se quejó de las sanciones internacionales contra su régimen y acusó a los obispos de la Conferencia Episcopal de Nicaragua (CEN) de ser “terroristas” y cómplices de un supuesto “intento de golpe” en su contra.

Según Ortega, los obispos de la CEN —que en 2018 actuaron como mediadores de un diálogo nacional con el que se buscaba una salida pacífica a la crisis sociopolítica— le entregaron “un documento vergonzoso, en nombre de los terroristas”, en alusión a los opositores que eran la contraparte del Ejecutivo en la mesa de negociación, y que, a su juicio, servían “al imperio” de Estados Unidos.

En el documento los obispos “no pedían, exigían el retiro de todas las autoridades y que se instalaran los terroristas en el Gobierno al servicio de los yanquis”, sostuvo el mandatario. Además dijo que dio por recibido el documento, dobló el papel, dio las gracias a los obispos y luego “dijimos que teníamos que recuperar la paz, porque en esos días no había paz en Nicaragua, lo que había era terror, y el país estaba paralizado”.

Así justificó el mandatario la “Operación Limpieza” que lanzó en junio y julio de 2018, desplegando un ejército de policías y paramilitares para reprimir con armas de guerra las protestas cívicas en los barrios de Managua, Carazo, Masaya, Chontales, y otros departamentos del país.

“¿Quién los elige a ellos? ¿Qué pueblo los ha elegido a ellos? ¿Cuántos votos han tenido ellos para que los elijan obispos? ¡Ah! Pero ahí ellos como que fuesen electos, como que fuesen una autoridad electa y como que tuviesen derechos, ¿desde cuándo son esas las funciones de un obispo?”, cuestionó Ortega.

“Esos obispos son terroristas también, claro que son terroristas. En otros países estarían juzgados ya, ahí mismo en Costa Rica estarían detenidos, estarían juzgados, porque tienen unas leyes ahí en Costa Rica donde le ponen condiciones a los sacerdotes y todo en cuanto al mensaje que pueden dar”, dijo el mandatario.

También señaló a los líderes opositores que se encuentran encarcelados y acusados de “conspiración”, de ser “los verdaderos responsables” de los supuestos actos de terrorismo registrados en 2018. “Los jefes, los que organizaron todo esto, los que idearon todo, eran los cuello blanco, los que no se ensucian sus manos, los que no se ensucian sus zapatillas, los que se sienten intocables, esos que están procesando ahora no son vírgenes puras, son terroristas”, agregó.

Por otro lado, el mandatario aseguró que los nicaragüenses “vamos a estas elecciones en condiciones de paz”, a pesar que desde mayo pasado, cuando inició el proceso, los seis aspirantes a la presidencia que gozaban de mayor simpatía popular fueron encarcelados por su régimen y el Consejo Supremo Electoral (CSE), también bajo su control, despojó de su personería jurídica a tres partidos políticos opositores y descartó cualquier tipo de observación electoral.

En Nicaragua “el camino ya trazado, que de repente se vio dañado en 2018, ya está nuevamente encarrilado”, dijo el mandatario en referencia a la continuidad de su régimen, el cual se vio amenazado por protestas multitudinarias que fueron reprimidas violentamente. Desde entonces Ortega ha recetado cárcel o exilio a quienes identifica como opositores a su proyecto “de paz”.

Sin embargo, Ortega se quejó de que “siempre están aquellos que desde afuera buscan como infiltrar gente para cometer actos de terrorismo, que desde afuera andan de un lado a otro exigiendo que le apliquen a Nicaragua lo que ellos llaman sanciones y que no son más que actos criminales, delitos contra los pueblos”, por lo que instó a los simpatizantes de su partido, quienes se reunieron en plazas y parques a escucharlo, a “seguir defendiendo la soberanía” tal “como lo hicieron en abril de 2018”.

“Ustedes son protagonistas en la lucha por la paz en nuestro país y en estas elecciones de noviembre, aquí simplemente el pueblo va a votar por la paz y va a votar ¿para qué? Para que el pueblo continúe siendo presidente, porque solamente con el pueblo presidente… se puede consolidar la paz y desarrollar por lo tanto el bienestar de todos”, expresó Ortega.

Confidencial


En Nicaragua es el pueblo quien decide, afirmó Daniel

El Presidente de la República, Comandante Daniel Ortega, acompañado de la Vice Presidenta, Compañera Rosario Murillo, defendió este lunes el poder del pueblo para decidir el destino del país mediante un proceso eleccionario democrático, despojado de posturas injerencistas.

Durante el acto de homenaje al General Benjamín Zeledón y el inicio de la campaña rumbo a los comicios presidenciales del próximo 7 de noviembre, recordó los primeros pasos dados en Nicaragua en aras de garantizar un gobierno que velara por los intereses del pueblo y cómo desde los inicios de la historia el capitalismo salvaje, el neoliberalismo y el imperialismo arremetieron contra la tranquilidad de nuestra tierra.

Asimismo, evocó el ejemplo del General Sandino, que asumió la valentía, el coraje, la fortaleza del General Benjamín Zeledón, para seguir la lucha por la independencia y la autodeterminación.

Hoy nació el General Benjamín Zeledón, en 1879 en la Concordia, Jinotega, ese pueblo que dio a ese patriota, a ese Héroe nacional, estudio su primaria, secundaria, luego abogado y luego parte del gobierno que llevó a cabo la revolución liberal

Cuando los yanquis decidieron derrocar a ese gobierno, estuvo al frente, dio la cara por Nicaragua frente a las tropas invasoras que actuaban siempre en contubernio con los vende patrias, pues donde hay un vendepatria, ahí está la intervención yanqui.

Hizo frente de una forma heroica, dijo Daniel, pues tenemos nuestros Héroes que dieron su vida frente a la colonización cuando llegaron los españoles con la espada y la cruz, donde no era la cruz la que prevalecía, era la espada.

En esta circunstancia al hablar de Zeledón estamos hablando del primer Héroe nicaragüense después de Diriangén, José Dolores Estrada y Andrés Castro, el primer nicaragüense que se enfrenta a las tropas poderosas del imperio, es la inspiración de Sandino.

El 4 de octubre de 1912, combatiendo en el Coyotepe, cayó en una emboscado, de ahí lo asesinaron, pero su ejemplo quedó en el pueblo y en Sandino, asumió la valentía, el coraje, la fortaleza de Zeledón.

«Un principio para la paz es la soberanía. Si no hay soberanía no puede haber paz, queridos hermanos nicaragüenses, eso es un principio. Si no hay soberanía, lo que hay es esclavitud», afirmó, en tanto resaltó la postura asumida constantemente por el Frente Sandinista de Liberación nacional, incluso en el período de los 16 años alejados del poder.

“Este 4 de octubre de nosotros seguimos con ese compromiso, nuestro compromiso con la paz, y todos los nicaragüenses saben de los beneficios de la paz”, reafirmó el Presidente de Nicaragua.

“Fíjense bien, de los beneficios de la paz, y en medio de la guerra nosotros hicimos las primeras elecciones en 1984, donde las boicotearon los Estados Unidos, las desconocieron los Estados Unidos, pero no las desconoció el pueblo, que es el que al final de cuenta decide”, recordó.

Enfatizó Daniel que “afuera pueden decir lo que quieran, pero es el pueblo quien decide aquí”. Agregó que “las elecciones en 1984, la Constitución que se aprobó en 1987, las bases de esa Constitución son las que siguen estando vigente en nuestro país. Las elecciones del 90, y hablo de elecciones porque estamos prácticamente en vísperas de nuevas elecciones para el 7 de noviembre del próximo mes”.

Añadió que en las elecciones del 90 se fue con una pistola en la cabeza, con un cañón en la cabeza, “porque el gobierno yanqui le decía a los nicaragüenses que si votaban por el Frente, bueno continuarán las agresiones, y las sanciones como llaman ellos, que no son más que agresiones”.

“Y obtuvimos un resultado que nosotros entendimos perfectamente bien, entendimos, teníamos el control total del poder electoral, pero como revolucionarios entendiendo que una parte de la población que estaba identificada con el Frente Sandinista que amaba al Frente Sandinista llorando fue a votar en contra del Frente, entendiendo que estaban realmente y con toda razón, aterrorizados, habían habido miles de muertos durante ese periodo de 1979, triunfo de la revolución hasta 1990, y eso le causaba dolor, lógicamente a toda las familias nicaragüenses, tanto a las familias que estaban del lado de la Revolución, como a las familias que estaban del lado de la Contra Revolución, y más terrible aún, en aquellas familias donde tenían, hijos, parientes, hermanos, unos con la Revolución y otros con la contra revolución”.

No obstante dijo que “en medio de eso fuimos promoviendo la paz y logramos los acuerdos con los pueblos del Caribe, y de ahí saliendo los acuerdos para paz, creándose el sistema, el régimen de autonomía en la Costa del Caribe de Nicaragua, que sigue estando vigente y se ha enriquecido, se ha profundizado, se han reconocido las tierras que le pertenecen a esas comunidades y a esos pueblos, con títulos que han sido entregados por nuestro Gobierno”.

“Y entregamos en 1990, entregamos el gobierno, no podíamos aferrarnos, no debíamos aferrarnos cuando había un voto que no era mayoritario para el Frente y ¿Qué dijimos? Bueno, vamos a seguir luchando y vamos a luchar y a gobernar desde abajo. ¿Con quién? Con el pueblo, con los trabajadores, con los campesinos, y así pasó ese gobierno neoliberal, luego vino otro gobierno neoliberal, después otro gobierno neoliberal».

“Fíjense, tres gobiernos neoliberales y no se nos ocurrió a nosotros, teniendo la fuerza para hacerlo y habiendo condiciones incluso subjetivas para hacerlo, porque bueno, estaba privatizando, la gente entrando a la pobreza, el hambre, la corrupción, es decir todo lo que se multiplicaba en este país con la llegada del capitalismo salvaje, del neoliberalismo, eran las condiciones óptimas para decir: bueno vámonos a una rebelión y derroquemos a este gobierno”.

«Y podíamos haber derrocado al primer gobierno, y no lo hicimos, y podíamos haber derrocado al segundo gobierno, y no lo hicimos, y podíamos haber derrocado al tercer gobierno y no lo hicimos, siendo respetuosos, porque decíamos, el Frente así como salió, por los votos, va a regresar por los votos”, subrayó.

Hasta que por los votos retornamos al gobierno, acotó. «¡Bendito sea Dios! Retornamos al gobierno y se fue entonces en ese periodo, valorando mucho más el significado de la paz, porque el Frente contribuyó a la paz en todo ese periodo que estuvieron todos estos gobiernos de derecha. Fue determinante para la paz el Frente”.

“Y luego cuando llegamos al Gobierno, a los que nos habían hecho la guerra, porque nos hicieron la guerra, bueno busquemos como entendernos, como aliarnos, como unirnos, como acercarnos, como buscar un entendimiento entre todas las fuerzas económicas y sociales del país. Y se logró el milagro”.

De igual forma, el Presidente Daniel exaltó los logros alcanzados desde el 2007 hasta 2018, cuando los vende-patrias intentaron destruir todo lo construido en esos años de crecimiento económico y social.

“Tuvimos entonces desde el año 2007 hasta el año 2018, fíjense bien, tuvimos 11 años de crecimiento en la economía, de estabilidad, de avance en todos los campos, combate a la pobreza, reducción de la pobreza, avances en programas de salud, educación y bueno, compartiendo esfuerzos, desde los más ricos, hasta los trabajadores, los campesinos, con su esfuerzo, con su humildad, con su dedicación, ahí todos trabajando unidos. Nicaragua Unida en Paz triunfa. Fíjense bien hermanos nicaragüenses: Nicaragua Unida en Paz Triunfa, Nicaragua Unida en Paz logra prosperar. Nicaragua Unida en Paz logra ir erradicando la pobreza. Nicaragua Unida en Paz logra multiplicar el empleo, la salud, la educación, pero… ¿Qué paso? Ya todos sabemos la historia”.

“Los imperialistas de la Tierra, que no aceptan, no quieren admitir que este país tan pequeño en territorio, con tan poca población, tiene un amor a la soberanía como tanto rechazo le tiene a las cadenas. Tiene un amor a la soberanía, porque tiene un amor a la paz. Y estábamos en paz, ¿y qué hicieron? Organizaron un golpe, un golpe terrorista. No podía ser un golpe de estado de estos que conocemos donde entran los ejércitos y las policías, porque aquí Ejército y Policía son el pueblo uniformado defendiendo la paz y al estabilidad del país. No podían contar con ellos para ese golpe”.

“¿Entonces que hicieron? Bueno, invertir millones, trasegar y lavar ese dinero, a través de diferentes organismos, lavar dinero, delito penado a nivel mundial y utilizar ese dinero para armar, organizar y lanzarse al derrocamiento del gobierno legítimo, cuando el país estaba mejor que nunca a lo largo de esa historia, ese tiempo de unidad, de entendimiento entre los ricos, los pobres, los trabajadores, los campesinos, nunca se había dado a lo largo de la historia. Nunca se había dando ese tipo de entendimiento y que durara tanto tiempo, 11 años, fíjense, una hazaña, éramos admiración para otros países, para empresarios de otros países latinoamericanos y caribeños, y para otros gobiernos, ¿Cómo hacen ustedes? ¿Cómo han hecho? Bueno, con voluntad, con fe, con confianza, con amor al prójimo, ese es el principio, amor al prójimo, así, así lo hicimos”.

“Y vino el intento de derrocar al Gobierno y se sumó inmediatamente toda la derecha internacional, todas las fuerzas que han sido ejemplo brutal de colonialismo, todos los gobiernos, se juntaron los gobiernos de derecha para meterle más fuego a esos momentos de terrorismo. O sea, no esperaron a que el cambio se hiciese o a intentar hacer el cambio con los votos, no. Se lanzaron porque sabían que aquí el pueblo esta empoderado, el pueblo es presidente, era y es presidente.”

Relató que “entonces se lanzaron desesperados a lanzar el golpe, no contra el Presidente formalmente establecido en el país, sino contra el pueblo, ese golpe terrorista era contra el pueblo, para arrebatarle sus derechos al pueblo, para arrebatarle la salud al pueblo, para arrebatarle el derecho a la educación al pueblo, para arrebatarle el derecho a las carretera, a los caminos al pueblo, para arrebatarle la vida al pueblo nicaragüense. Y buscar como humillarlo, como someterlo para arrebatarle su soberanía al pueblo, porque arrebatándole la soberanía al pueblo, el pueblo pasaba a ser esclavizado”.

“Pero este es un pueblo que lleva en sus venas la sangre de Zeledón, Sandino, Ricardo, de Dirigen, y de Andrés Castro lanzando ahí, con todo su brazo, lanzando la piedra en defensa de la soberanía”, proclamó el Presidente de Nicaragua.

Se lanzaron porque el pueblo está empoderado, porque el pueblo era presidente, porque el pueblo era y es presidente, y protagonizaron ese intento de golpe contra el pueblo, para arrebatarle el derecho a la salud, la educación, la soberanía y la vida a los nicaragüenses, afirmó Daniel.

En esos días no había paz en Nicaragua, recordó Daniel sobre los hechos de abril de 2018, “lo que había era terror, las familias no podían trasladarse un departamento a otro, había bloqueo interno alimentado por los cómplices del terrorismo, porque los verdaderos responsables no era lo que estaban en los tranques, sino los jefes de cuello blanco”.

“Y pensaron que era fácil y no les importaba asesinar como asesinaron y ahí están los documentos, donde en una reunión ahí se presentaron con todos los puntos para que, ahí nos lo plantearon tranquilamente, ahí los señores obispos nos plantearon, ellos fíjense, los señores obispos. ¿Quién los elije a ellos, qué pueblo los ha electo a estos obispos, cuántos votos han tenido los obispos para que los elijan obispos?. Ah, pero ahí ellos como que fuesen electos, como que fuesen una autoridad electa, y como que tuviesen derechos. ¿Desde cuándo son esas las funciones de un Obispo? Nos leyeron el ultimátum donde nos daban 24 horas para dejar el gobierno, entregar el gobierno, entregar el poder judicial, entregar la presidencia, entregar el poder electoral, entregar la Asamblea Nacional, entregarlo todo. Un golpe igualito al que le dieron a nuestro hermano el presidente Chávez allá los vendepatrias en Venezuela y que luego el pueblo lo revirtió”, rememoró.

“Aquí fue igual, el pueblo, bueno, aguantó el pueblo. Nosotros escuchábamos con mucha paciencia cuando los señores obispos leían su documento firmado por todos ellos, un documento vergonzoso, los obispos, señores obispos firmando ahí en nombre de los terroristas, sirviéndole al imperio en medio de la sangre, de los incendios, en medio del dolor, exigiendo, no pedían, exigían el retiro de todas las autoridades y que se instalaran los terroristas en el gobierno junto con los yanquis, al servicio de los yanquis”, agregó.

“Bueno, nosotros escuchábamos, agarrábamos el papelito lo doblamos, y ahí bueno, gracias señores obispos ya recibimos su documentos y nos fuimos. ¿Y qué quedó? Bueno, había que recuperar la paz porque en esos días no había paz en Nicaragua, lo que había era terror, el país estaba paralizado, el transporte internacional no podía pasar de un lado a otro, de uno a otro país. Las familias no podían trasladarse de un departamento a otro. Había un bloqueo interno alimentado por los que habían sido parte de esa unidad y que había dado tanta paz, pero que bueno los presionaron, los amenazaron, lo que sea, la verdad es que cedieron y se convirtieron en cómplices del terrorismo”, explicó el Presidente Daniel Ortega.

El mandatario dijo que “los verdaderos responsables de esos actos de terrorismo, no eran los que estaban en los tranques, esos eran también delincuentes, pero los jefes, los que organizaron todo esto, y los que armaron todo esto, eran los cuello blanco, los que no se ensucian las manos, los que no se ensucian sus zapatillas, los que se sienten intocables, esos que están procesando, esos que están procesando ahora son vírgenes puras. Son terroristas, son los que organizaron a los terroristas, son los que los alentaban, son los que llevaron el documento de los terroristas, esos obispos, esos obispos son terroristas también, claro que son terroristas”.

“En otros países estarían juzgados ya, ahí mismo en Costa Rica estarían detenidos, estarían juzgados, porque tienen unas leyes ahí en Costa Rica donde les ponen condiciones a lo sacerdotes en cuanto al mensaje que pueden dar”, comentó.

A pesar de esos intentos, el mandatario significó que “hemos logrado después de esos momentos difíciles restablecer la paz, la estabilidad, restablecer los programas y proyectar nuevos planes”.

En ese sentido, apuntó la ejecución de nuevas obras de carreteras, la construcción de puertos, escuelas, viviendas, bonos para la actividad productiva, capacitación para los campesinos, salud, que es crucial en estos tiempos de pandemia y demás acciones para el pueblo.

De igual forma, señaló que arribamos a “estas elecciones en condiciones de paz”, aunque siempre persisten aquellos que desde afuera buscan infiltrar gente para cometer actos de terrorismo, “que andan pidiendo y exigiendo que le apliquen a Nicaragua sanciones, que no son más de delitos de lesa humanidad porque afectan a todo un pueblo”.

Hemos logrado continuar, trabajando para la paz, queridas familias nicaragüenses, cuanto les agradecemos por su participación, ustedes son protagonistas en la lucha por la paz en nuestro país, en estas elecciones de noviembre, simplemente el pueblo va a votar por la paz, para que el pueblo continúe siendo presidente, dijo Daniel.

Al concluir, el Presidente Comandante sentenció que “es más fuerte la voluntad de paz del pueblo nicaragüense”, y que de ahí nace la fuerza para enfrentar cada obstáculo, incluso cuando existan hermanos, que puedan que se dejan presionar por los que amenazan y agreden.

«Nicaragua unida en paz, triunfa; Nicaragua unida en paz, logra prosperar; Nicaragua unida en paz logra multiplicar el empleo, la salud, la educación», expresó Daniel al concluir su alocución.

La Voz del Sandinismo


Monseñor Áviles: “(Ortega) quiere desprestigiar a quienes le están diciendo la verdad en su cara”

Monseñor Carlos Avilés, vicario general de la Arquidiócesis de Managua, respondió como sacerdote de la Iglesia católica a las acusaciones vertidas por el mandatario nicaragüense, Daniel Ortega, en contra de los obispos de la Conferencia Episcopal de Nicaragua (CEN) el pasado 4 de octubre. Ortega acusó a los jerarcas nicaragüenses de ser «terroristas» y les cuestionó quiénes los habían elegido. Monseñor Avilés sostiene que es una «campaña mediática» que busca desprestigiar a la Iglesia.

«Es pura campaña política que está haciendo a sus pocos seguidores que tiene. Es una campaña mediática que quiere desprestigiar a quienes le están diciendo la verdad en su cara, que ha cometido abusos y de que es un dictador, entonces él quiere desprestigiar a la Iglesia con esas campañas mediáticas», afirmó monseñor Avilés.

Ortega en un virulento discurso, en ocasión del aniversario del fallecimiento de Benjamín Zeledón, transmitido en cadena nacional de televisión y radio dijo: «Esos que están procesando, esos que están procesando, ahora son ‘vírgenes puras’. ¡Son terroristas! Son los que organizaron a los terroristas, son los que los alentaban, son los que llevaron el documento de los terroristas, esos obispos, sí, esos obispos son terroristas también, ¡claro que son terroristas!»

Ortega, además de acusar a los prelados de supuestamente ser «cómplices de terrorismo», los descalificó porque, según él, le quisieron quitar su poder para entregárselo a imperialistas. «Los obispos firmando allí en nombre de los terroristas, sirviendo al imperio en medio de la sangre, de los incendios, en medio del dolor; exigiendo, no pedían, exigían el retiro de las autoridades y que se instalaran los terroristas en el gobierno al servicio de los yanquis», declaró.

Los obispos, tras la represión en abril 2018, que dejó según la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) más de 325 nicaragüenses asesinados, participaron junto con la empresa privada y la sociedad en el primer intento de diálogo nacional con la Administración Ortega-Murillo, pero se retiraron al considerar que no existía voluntad de resolver la crisis sociopolítica que aún persiste en Nicaragua.

Ortega, en su discurso también se refirió a las protestas realizadas en abril 2018 para atacar a los jerarcas de la Iglesia católica, manifestado que «pensaron que era fácil y no les importaba asesinar, como asesinaron, y ahí están los documentos donde en una reunión ahí se presentaron con todos los puntos, ¿para qué? Ahí nos lo plantearon tranquilamente, los señores obispos nos plantearon, ellos, fíjense, los señores obispos. ¿Quién los elige a ellos? ¿Quién los elige? ¿Qué pueblo los ha electo a estos obispos? ¿Cuántos votos ha tenido este obispo, o los obispos, para que los elijan obispos? Ah, pero ahí ellos, como que fuesen electos, como que fuesen una autoridad electa, y como que tuviesen derechos… ¿Desde cuándo son esas las funciones de un obispo? Nos leyeron el ultimátum donde nos daban 24 horas para dejar el Gobierno, entregar el Gobierno, entregar el poder judicial, entregar la Presidencia, entregar el poder electoral, entregar la Asamblea Nacional… ¡Entregarlo todo!»

Monseñor Avilés respondió asegurando que «el pueblo fiel de Nicaragua mayoritariamente católico sabe la voz de sus pastores, sabe lo que son sus pastores, respetan y aman a sus pastores y esto es una mera propaganda mediática para sus seguidores y partido político, si él tuviera prueba de todo lo que acusa a los obispos ya no los hubiera mandado a arrestar, es pura propaganda».

Padre Román tilda de «embustero» a Ortega

Por su parte, el sacerdote Edwin Román, párroco de la iglesia San Miguel Arcángel en la ciudad de Masaya, compartió en su cuenta de Twitter un video sobre el discurso de Ortega y lo acompañó con la palabra «embustero».

El padre Román ha sido uno de los sacerdotes más críticos al régimen de Daniel Ortega, y actualmente se encuentra en Estados Unidos.

La Prensa


VOLVER

Más notas sobre el tema