Argentina | Diputados vota el acuerdo con el FMI en medio de protestas de organizaciones sociales

662

Confirmado: hoy se vota en Diputados el acuerdo con el FMI

Después de un día de intensas reuniones en Casa Rosada y en la Cámara de Diputados, oficialismo y oposición llegaron a un punto en común para que la iniciativa enviada al Congreso por el Poder Ejecutivo, respecto al acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI), sea votada este jueves. Este mismo miércoles saldría el dictamen en la Comisión de Presupuesto y la ley pasará al recinto.

Este miércoles, el presidente de la Cámara baja, Sergio Massa, se reunió en Casa Rosada con Alberto Fernández, y otros integrantes del Ejecutivo nacional, para analizar las propuestas enviadas por los bloques opositores para modificar algunos puntos del proyecto.

Tras esa reunión, Massa volvió a su despacho en el Congreso, donde se reunió con los jefes de bloque de Juntos por el Cambio. Estos, tras escuchar al “negociador” Massa, y de dialogar con los integrantes de la Mesa Nacional del partido, definieron acceder a firmar el dictamen para darle curso al proyecto y, además, analizaron su postura en torno a la votación del acuerdo con el organismo internacional.

Antes del anuncio, el despacho de Mario Negri fue el escensario de una reunión entre el legislador opositor, Massa y Germán Martínez, jefe del bloque oficialista en la que se definió todo.

De esta manera, la oposición dio el ok para avanzar con el dictamen que permita que la ley sea tratada y votada mañana mismo en el recinto, por supuesto, con las modificaciones propuestas por Juntos por el Cambio, que desde un principio intentó consensuar un texto que sea “sustentable desde lo técnico y lo jurídico”.

Ahora, Massa volvió a la Casa Rosada para presentarle el acuerdo definitivo al presidente y sólo queda esperar lo que ocurra este jueves en el Congreso.

Lo que se acordó en esta instancia es aprobar el acuerdo con el FMI, pero no el programa económico incluido en la iniciativa del Ejecutivo nacional. Es decir, que no saldrán por ley los memorándum, ni el programa de ajuste.

El interbloque de Juntos por el Cambio (JxC) incluye a 116 legisladores y sus votos son clave para la eventual aprobación de la ley que avala el refinanciamiento de la deuda de 44.000 millones de dólares con el Fondo, contraída durante la gestión de Mauricio Macri.

Es que, en esta ocasión, el contexto político en el oficialismo es adverso ya que una parte del Frente de Todos votará en contra del acuerdo. De hecho, el principio de entendimiento entre el Gobierno nacional y el FMI produjo la renuncia de quien era el jefe del bloque del Frente de Todos, Máximo Kirchner.

MDZ


Críticas desde organizaciones sociales: «Este acuerdo crea las condiciones para que vuelvan los que hicieron la estafa»

Por Celeste del Bianco

Organizaciones, sindicales y políticas se movilizaron hoy al Congreso para rechazar el acuerdo con el Fondo Monetario Internacional. También participaron movimientos que integran el Frente de Todos, que expresaron los argumentos para rechazar la negociación y propusieron medidas alternativas.

Mientras en el Congreso, el plenario de comisiones de Presupuesto y Hacienda y de Finanzas de la Cámara de Diputados debatía el acuerdo con el organismo internacional, en la calle se realizó una manifestación para rechazarlo. La consigna que unificó el reclamo fue: “Las deudas se pagan, las estafas no”. Las columnas salieron desde Avenida de Mayo y 9 de Julio hasta el Parlamento y estuvieron, entre otras, la CTA Autónoma, la Corriente Clasista y Combativa (CCC); la Unión de Trabajadores de la Tierra (UTT); Pymes para el Desarrollo Nacional; la Organización Libres del Pueblo (OLP); Unidad Popular; Sobreranxs; Partido del Trabajo y del Pueblo (PTP); Causa Nacional y el Partido Comunista (PC).

El principal argumento es el origen ilegítimo del préstamo tomado por Mauricio Macri y la necesidad de investigarlo. Además consideraron que cede soberanía y que se basa en un modelo extractivista que tiene base en el agronegocio. El secretario general de la CTA Autónoma, Ricardo Peidro, sostuvo que “del acuerdo se desprende que las consecuencias van a ser de ajuste”.

“Parece que es una imposición directa del FMI. El Parlamento no puede validar el acuerdo macrista y también el cercenamiento de la soberanía y el cogobierno. Es inaceptable. Cada tres meses, los responsables de esto van a cogobernar económicamente diciéndonos cuál es el camino que tenemos que seguir y eso es una cesión de soberanía. Cuando a los trabajadores y trabajadoras nos dicen que va a haber reducción del déficit fiscal, aumento de la tasa de interés y aumento de tarifas, ya sabemos que los que ponemos las víctimas somos nosotros y las consecuencias nuestro pueblo. Fundamentalmente hay que hacer la denuncia porque esta deuda es ilegal y va a pasar a ser la deuda de este gobierno, vamos a legalizar la deuda de Macri ”, le explicó a Tiempo el gremialista que ayer expuso en la Comisión de Presupuesto.

“No nos resignamos a decir que no queremos el acuerdo sino que presentamos un documento con propuestas para la negociación que le podemos alcanzar a los legisladores. Sino se va a dar la paradoja de que firmando este acuerdo se van a crear las condiciones para que vuelvan los responsables de esta estafa”, explicó.

Por su parte, desde la UTT consideraron que es necesario generar una negociación más favorable, que se realice después de la investigación de la deuda generada por el gobierno macrista. El referente nacional de la organización, Agustín Suárez, sostuvo: “Es necesario partir de ese punto para reevaluar el monto”.

“Por otro lado-le dijo Suárez a este diario-hay que ver dónde se fugó con nombres y apellidos concretos. Ni siquiera en el protocolo del FMI está que se puede dar tanto dinero a un país. Es necesario partir de ahí para después ver cuánto realmente se le debe y recién ahí armar un plan de pago que no afecte a los intereses del pueblo argentino. Entendiendo que estamos en una posición de negociación con un país totalmente debilitado, con la pobreza y la inflación que tenemos. Ahí la consigna es que la deuda es con el pueblo”.

“Somos críticos de un montón de cuestiones y salimos a decirla y expresarlas, no nos vamos a callar. Esto tiene que ver de lleno con el modelo de extracción que tiene el país, el modelo productivo agroexportador. ¿De qué forma vamos a pagar esa deuda si no es con los dólares de los recursos naturales? Entonces, obviamente esto tiene que ver con un modelo de país de profundización del agronegocio, del modelo de megaminería. Tiene que ver directamente con eso. Si este acuerdo se cierra es directamente proporcional a este modelo porque los dólares no van a salir de otro lado. Repite la historia, ya sabemos lo que esa”, agregó.

Entre las alternativas para pagar la deuda, este sector propone un nuevo impuesto a las personas más ricas del país. “Este ajuste no tiene programado ningún aporte de las grandes fortunas, inclusive plantea reducciones de derechos de exportaciones de algunos sectores como el agronegocio. Creemos que eso no debe ocurrir. Planteamos que debe mantenerse el aporte de las grandes fortunas y no aceptar la política monetaria, recesiva y contractiva que se está planeando. Lo mismo que el ajuste inflacionario, la convalidación de la renta petrolera. En ese sentido tenemos propuestas”, explicó Peidró.

Tiempo


Centenares de organizaciones políticas, piqueteras y de derechos humanos marchan contra el acuerdo con el FMI

Por Alfonso de Villalobos

Desde las 10 de la mañana del jueves la cámara de diputados de la Nación tratará el proyecto presentado por el oficialismo para avanzar en el acuerdo con el Fondo Monetario Internacional. Más allá de la actitud que asuma la oposición de Juntos por el Cambio y las discusiones internas dentro de la coalición gobernante que podrían derivar en un número importante de abstenciones se descuenta la votación negativa de los cuatro diputados del Frente de Izquierda y de los Trabajadores Unidad tal como lo anunciaron durante la campaña electoral por la que fueran electos.

Esa posición, al mismo tiempo, tendrá su correlato en una movilización callejera que promete ser masiva y que ya tiene cita a partir de las 8 de la mañana del jueves y que podría sostenerse hasta tanto se desarrolle la votación final en la cámara baja que, se descuenta, podría producirse entrada la madrugada del viernes.

Un centenar de organizaciones de derechos humanos, políticas, sindicales, piqueteras y estudiantiles ya adelantaron su participación de la marcha que habían fijado incluso antes de que se conociera el memorándum final del acuerdo y que el propio proyecto ingresara al Congreso. La resolución convocó una marcha para “cuando se trate el acuerdo”.

El espacio ya protagonizó dos movilizaciones masivas contra lo que consideran “un pacto de ajuste entre el gobierno y el FMI”. La marcha se replicará, según los propios organizadores, “en las plazas de todo el país”.

El texto acordado por el espacio convoca “al pueblo trabajador a movilizarse ese día masivamente contra este pacto que empeorará aún más la vida del pueblo y profundizará el atraso y la dependencia de la Argentina”. Al mismo tiempo señala que “reclamamos que las centrales de trabajadores rompan su integración con el gobierno y convoquen a un paro activo nacional para ese día, como parte de un plan de lucha para derrotar el pacto y al ajuste que nos quiere imponer el gobierno con el aval de la oposición de derecha. Convocamos a quienes rechacen el acuerdo entreguista a movilizarnos en unidad de acción».

Entre las consignas de convocatoria señalan su negativa a “los tarifazos y el extractivismo” que entienden forma parte de la política promovida por el organismo y el gobierno para obtener los dólares necesarios para honrar la deuda que tildan de “estafa” motivo por el cual rechazan “la impunidad de los responsables» así como «la entrega de soberanía”.

Una de las diputadas nacionales del FIT-U, Romina Del Plá, referenciada en el mismo campo político que protagonizará la movilización, señaló que “vamos a rechazar con la movilización popular de más de 200 organizaciones este acuerdo. El Frente de Izquierda denunció esta deuda y desde el cambio de gobierno venimos planteando que hay que desconocerla por ser fraudulenta”. Del Plá continuó señalando que “este acuerdo agudiza el ajuste que ya estaba en curso y suma más devaluación para seguir licuando salarios y jubilaciones, tarifazos y reformas jubilatoria y laboral, atacando las cajas previsionales provinciales, es decir los salarios de docentes, investigadores y científicos. Hay que ser claros: si se aprueba el acuerdo va a haber un cogobierno con el FMI”.

La diputada y dirigente sindical buscó restar dramatismo a la idea de que no existe otra salida que el pago de esa deuda: “es mentira que es el pago de la deuda o el abismo. Hay que tomar un conjunto de medidas de reorganización integral económica del país porque gobierne quien gobierne son los mismos los que se llevan los recursos del país.”

El sábado pasado un millar de dirigentes y delegados sindicales se reunieron en ‘Unione e Benevolenza’ como parte del Plenario del Sindicalismo Combativo (PSC) que agrupa a varios sindicatos clasistas como el del Neumático liderado por Alejandro Crespo, la seccional Haedo de la Unión Ferroviaria conducida por Rubén “Pollo” Sobrero, la Asociación Gremial Docente de la UBA de Ileana Celotto y varios sindicatos docentes de la provincia de Buenos Aires y la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. Allí definieron participar de la movilización a la vez que denunciar a las conducciones de las centrales sindicales por su inmovilismo frente al acuerdo con el FMI.

La Unidad Piquetera con un gran poder de movilización también será de la partida y prepara un plan de acción propio que incluye un congreso en la Plaza de Mayo.

Además de la movilización del jueves en la jornada de hoy marcharon organizaciones vinculadas a la CTA Autónoma y la Corriente Clasista y Combativa que forman parte de la coalición de gobierno.

El viernes, además, se movilizará otro sector vinculado al oficialismo como el Frente Milagro Sala y la JP Descamisados con la consigna de «Patria o FMI, unir a la militancia para enfrentar al coloniaje» aunque sin dar indicación de rechazar con el voto la posibilidad de aprobar el proyecto oficial.

Tiempo

Más notas sobre el tema