Se realizaron en Chile los primeros matrimonios igualitarios

776

Chile celebró este jueves los primeros matrimonios igualitarios, luego de que se aprobara la ley a fines del año pasado. Dos parejas, una de mujeres y otra de hombres, pudieron unirse en matrimonio, en igualdad ante la ley como cualquier otra pareja heterosexual, una conquista que fue celebrada por las organizaciones LGBT+ tras años de lucha.

“Nunca imaginamos que iba a llegar este momento en Chile. Que rico sentir que estamos viviendo el cambio y que somos parte de ese cambio, y que el futuro de Chile es mucho mejor”, festejó Jaime Nazar, tras casarse con Javier Silva en el Registro Civil de Providencia, en Santiago, en presencia de sus dos hijos pequeños, familiares y amigos.

A este primer matrimonio legal asistieron también autoridades del gobierno de Sebastián Piñera, quien pese al rechazo de su espacio político apoyó la promulgación de la ley de matrimonio igualitario y apuró los plazos para que entrara en vigencia antes de que terminara su mandato.

Javier Silva, de 38 años, y Jaime Nazar, de 39, profesionales ambos, lograron cumplir su sueño de casarse tras siete años juntos y dos niños en común, concebidos por una madre subrogada. “Es un paso importantísimo para el país”, apuntó Silva tras posar para las fotos.

“Felicitamos a los primeros maridos de Chile. Nos emociona especialmente que sea una pareja con hijos, pues una de las principales razones porque las parejas del mismo sexo querían casarse era para proteger a sus niños/as. Hoy, ya podemos hablar de marido y marido y de esposa y esposa. Es hermoso”, dijo la portavoz del Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (Movilh), Javiera Zúñiga.

La otra de las parejas que estrenó este derecho en Chile fue la de Consuelo Morales y Pabla Heuser, juntas desde hace 18 años, con una hija en común, y que ya creían que nunca llegaría el día de legalizar como cualquier otra pareja su relación.

“Dedicamos el avance de esta ley a cada una de las parejas y familias homoparentales que fueron distanciadas, discriminadas, separadas y vulneradas en sus derechos más básicos. Algunas quedaron viudas y en completa orfandad”, añadió Zúñiga tras celebrarse el matrimonio de ambas parejas.

Según la encuesta nacional “Las parejas del mismo sexo frente al matrimonio igualitario”, realizada por Movilh en noviembre del año pasado, casi el 83 por ciento tiene pensado unirse en matrimonio, mientras que 91,8 por ciento anulará sus uniones civiles -como permitía la ley hasta ahora- para casarse.

Más del 75 por ciento de los encuestados en una muestra de casi 1.900 personas, expresó su deseo de contraer matrimonio para “dar estabilidad a los/as hijos/as en caso de tenerlos”, y otro porcentaje similar quiere hacerlo para “ayudarse mutuamente como pareja”.

Página 12

Más notas sobre el tema