Oficina de la ONU expresa preocupación por tratos “inhumanos” durante la detención de más de 6 mil personas

849

El Salvador ya superó las 6 mil capturas durante el régimen de excepción

Más de 6,000 personas han sido detenidas por la Policía Nacional Civil (PNC) y la Fuerza Armada en los últimos 10 días en El Salvador, en el marco del régimen de excepción impuesto para combatir la ola de violencia desatada por las pandillas.

A través de su cuenta de Twitter, la PNC informó sobre la captura de 32 personas en San Marcos, a quienes acusa de ser “miembros de estructuras terroristas”. Detallaron que, con estas detenciones, suman más de 6,000 las personas capturadas en El Salvador durante el régimen de excepción.

En las últimas horas, la PNC ha reportado detenciones masivas en comunidades de Ilopango, Soyapango, San Martín, Cuscatancingo, el puerto de La Libertad, Ahuachapán, Juayúa, Santa Ana, Sonsonate y La Unión.

La Dirección General de Centros Penales (DGCP) informó que continúa realizando traslados de estos nuevos reclusos que, por el régimen de excepción, tienen suprimido su derecho a la defensa y a una detención administrativa de 72 horas por hasta 30 días.

La suspensión de estas garantías constitucionales finaliza hasta el 26 de abril.

La población carcelaria de El Salvador es la segunda más alta de América Latina, superado únicamente por Estados Unidos, con más de 37,000 reos y un hacinamiento que supera el 169 %.

Nueva cárcel

El presidente de la República, Nayib Bukele, reveló que ha ordenado que se construya una nueva cárcel de máxima seguridad, y que esta tenga capacidad para 20,000 pandilleros.

El Salvador había logrado reducir su necesidad de centros penitenciarios desde que inició la administración de Nayib Bukele, con unos 3,000 presos menos a los registrados en años anteriores. Sin embargo, con las más de 6,000 nuevas capturas, se necesitará “más espacio”, augura Bukele.

Según Centros Penales, unas 4,000 personas han sido trasladadas a los penales de seguridad y máxima seguridad. El pasado sábado, trasladaron a 50 cabecillas al penal de máxima seguridad en Zacatecoluca, donde han señalado que se ejecuta un estado de emergencia de encierro las 24 horas, dos raciones de comida al día y dormir en el suelo.

Actualmente hay 29 centros penitenciarios en el país y hasta el 31 de diciembre del 2020, había 37,190 reos en ellos, en una capacidad instalada para 27,209.

El mandatario no ha revelado dónde estará ubicado este nuevo centro penal.

El Mundo


“Se ha denunciado tratos crueles, inhumanos o degradantes”: ONU manifesta preocupación por medidas antidelincuenciales en El Salvador

La Oficina de la ONU para los Derechos Humanos mostró hoy su preocupación por las medidas tomadas en El Salvador para responder al aumento de la violencia de las pandillas, que han incluido la declaración del estado de emergencia y el aumento de las penas a menores.

“Entendemos el desafío que supone para El Salvador la violencia de las pandillas y el deber del Estado de garantizar la seguridad y la justicia, pero esto debe hacerse con arreglo a la ley internacional de derechos humanos”, señaló en rueda de prensa la portavoz de la oficina Liz Throssell.

La fuente oficial afirmó que desde la declaración del estado de emergencia el 27 de marzo fuerzas policiales y militares “han recurrido al uso innecesario y excesivo de la fuerza” durante operaciones desplegadas en zonas controladas por las pandillas.

Entre los 5.747 detenidos en estas operaciones “se ha denunciado que algunos han sufrido tratos crueles, inhumanos o degradantes”, indicó Throssell.

La portavoz también señaló que recientes enmiendas al código penal salvadoreño en el contexto de la actual operación “causan mucha preocupación desde el punto de vista de los derechos humanos, al incluir sentencias elevadas, también a menores, mientras se debilitaron las garantías del debido proceso”.

Los cambios al procedimiento penal incluyen la posibilidad de juzgar a miembros de las pandillas sin que éstos asistan al proceso, o manteniendo en secreto la identidad de los jueces, y también se ha eliminado el límite de dos años de detención previa al juicio.

“Adolescentes asociados a las pandillas ahora pueden recibir las mismas sentencias que los mayores de edad, y cumplir su pena en centros de detención para adultos”, alertó Throssell.

El Salvador lleva nueve días en régimen de excepción tras una escalada de asesinatos que se cobró la vida de más de 80 personas, ante lo que el Gobierno del presidente Nayib Bukele ha lanzado una “guerra contra las pandillas”, como ya lo hicieron sus antecesores.

El Congreso salvadoreño suspendió, a petición del presidente Bukele y sin ningún estudio o discusión, varios derechos constitucionales, entre ellos el de la defensa e inviolabilidad de las telecomunicaciones.

La Prensa

Más notas sobre el tema