Reportan más de 300 personas desplazadas tras enfrentamientos armados

608

Más de 300 desplazados por combates en zona rural de Almaguer, Cauca

La Red por la Vida y los Derechos Humanos del Cauca denunció que ya son más de 300 los ciudadanos desplazados por los fuertes combates que se han registrado en los últimos días en zona rural del municipio de Almaguer, en el sur del departamento.

Las confrontaciones entre disidencias de las Farc, estructura Carlos Patiño, y el frente Manuel Vásquez Castaño del ELN, se han intensificado y con ello la zozobra y la incertidumbre para las familias que han tenido que abandonar sus viviendas o confinarse en las veredas.

Los afectados llegaron a la cabecera municipal en busca de refugio y ayudas humanitarias, ante la gravedad de los hechos. Otras familias se han desplazado a municipios cercanos y a la ciudad de Popayán.

Civiles afectados

La Red por la Vida reportó que en medio del fuego cruzado en la vereda Higuerillos, corregimiento de La Herradura, una joven de 18 años resultó herida en sus dos piernas, cuando se refugiaba en su vivienda con su familia.

La ciudadana fue trasladada a un centro asistencial donde recibe la atención médica correspondiente.

La organización detalló que los choques iniciaron el 11 de agosto en la vereda El Chilco, pero se han extendido hasta las veredas Pitayas, El Garbanzal, Casa Blanca, Higuerillos, El Silencio, La Tarabita y La Honda.

Fuertes combates

Las disputas se iniciaron luego que integrantes de las disidencias arribaran a esa zona con el fin de asumir el control territorial, lo que generó la reacción del ELN que históricamente ha hecho presencia en este y otros municipios del Macizo Colombiano.

Posteriormente, hubo intervención de las Fuerzas Militares, que por aire y tierra desplegaron operaciones para restablecer el orden público.

Durante las diligencias murió un integrante de las disidencias de las Farc y también fueron incautados dos fusiles M-16, nueve proveedores, 32 equipos de campaña y tres artefactos explosivos artesanales, según el brigadier general John Rojas, comandante de la Tercera División.

Algunas viviendas han resultado impactadas por las balas, las jornadas académicas fueron suspendidas y el comercio se ha paralizado por esta situación.

Caracol

Más notas sobre el tema