Avanza en el Congreso el proceso para crear el Ministerio de la Igualdad

439

Se abre paso idea para bajar costos de creación del Ministerio de la Igualdad: proponen fusionarlo con el Departamento de Prosperidad Social (DPS)

 

La creación del Ministerio de la Igualdad, una de las promesas de campaña del presidente Gustavo Petro, fue aprobada en primer debate en comisiones primeras conjuntas de Senado y Cámara, este lunes. A pesar de que el proyecto avanzó, recibió múltiples críticas por la posible duplicidad de funciones en por lo menos cinco entidades y despachos ya existentes.Una idea para evitar esa duplicidad de funciones y ayudar a bajar gastos en el Gobierno la propuso la representante a la Cámara Carolina Arbeláez, de Cambio Radical, quien lidera una proposición para que se fusione el Departamento de Prosperidad Social (DPS) con el Ministerio de la Igualdad.

La congresista ya cuenta con el apoyo de varios representantes y senadores. Al mismo tiempo, la congresista busca más respaldo para lograr la aprobación de la proposición en el próximo debate. Hasta el momento, la han suscrito legisladores de partidos como el Conservador, Cambio Radical, La U, el Centro Democrático y Alianza Verde, entre los cuales hay aliados del Gobierno, independientes y opositores.

Esta proposición fue anunciada por la representante Arbeláez durante el debate, asegurando además que la creación del Ministerio de la Igualdad no puede ser un “cheque en blanco” de burocracia.

“Sin la fusión de esta entidad no tendría sentido este ministerio. Por eso estamos radicando una proposición para que el Departamento de Prosperidad Social esté fusionado en este ministerio, para que, además, no se cree más burocracia. Entiendo la preocupación de varios congresistas de que estemos firmando un cheque en blanco para crear más burocracia, más gasto”, dijo la representante durante su intervención.

El tema del gasto, precisamente, fue uno de los que más preocupaciones generó en el primer debate de la iniciativa, ya que, para algunos sectores, resulta contradictorio que el Gobierno nacional esté buscando aumentar el recaudo mediante la reforma tributaria, pero, al mismo tiempo, proponga la creación de más ministerios lo que, indudablemente, demandará la destinación de más recursos.

Arbeláez aseguró que el Departamento de Prosperidad Social es justamente aquel que lograría luchar en pro de la superación de la pobreza, punto clave para llegar a la meta de igualdad. “Entonces, ¿por qué no fusionarlo? ¿Cuál es el argumento para no hacerlo? Así como se hizo en el Ministerio del Deporte y en el Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación”, agregó.

El representante Óscar Campo, de Cambio Radical, se manifestó en igual sentido durante el debate del lunes pasado.

“Hay un temor de quedarnos en la mitad, que no seamos ni chicha ni limonada. Ahí si el ministerio no tendrá el punto de inflexión en materia de incluir a esa otra Colombia o tener respuesta sobre lo que se requiere. Creo que el Departamento de Prosperidad Social debe ser un eje central, como en su momento fue Coldeportes para el Ministerio del Deporte”, dijo el representante, quien suscribió a la proposición.

La oposición critica el hecho de que el Ministerio de la Igualdad pretenda tener las mismas funciones que despachos como la Consejería para la Participación de las Personas con Discapacidad, Consejería para la Niñez y la Adolescencia, Consejería para la Juventud, Migración Colombia y hasta el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF).

Entre las funciones del Ministerio de la Igualdad que se contemplan en el texto están la de dirigir y coordinar todo lo relacionado a proyectos y políticas públicas en pro a la igualdad, la no discriminación y la defensa de sujetos de especial protección constitucional y de grupos “marginados”.

Otro de los puntos de este proyecto es el que señala que se deberá hacer especial énfasis en los territorios “excluidos y marginados”, con el objetivo de proteger los derechos con enfoque diferencial e interseccional y atender a las poblaciones en condición de vulnerabilidad.

Se detalla que esos grupos serán: mujeres en todas sus diversidades, población LGBTIQ+, pueblos afrodescendientes, negros, raizales, palenqueros, indígenas y Rrom, campesinos y campesinas, niños y niñas, adolescentes, jóvenes, adultos y adultos mayores, miembros de hogares en situación de pobreza y pobreza extrema, víctimas de todas las violencias y la inequidad, personas en situación de discapacidad, habitantes de calle y migrantes.

 

Semana

Más notas sobre el tema