Colombia | El presidente Gustavo Petro pedirá a Joe Biden no presentar cargos contra Julian Assange

Delegación de WikiLeaks, presidente Gustavo Petro y canciller Álvaro Leyva
498

Por Aura María Saavedra Álvarez

A la Casa de Nariño llegaron este lunes los delegados de WikiLeaks, entre ellos su editor jefe, Kristinn Hrafnsson. Se reunieron con el presidente Gustavo Petro y el canciller Álvaro Leyva.

Hrafnsson confirmó que en el encuentro el presidente Petro se comprometió a ejercer presión a la administración del presidente de Estados Unidos, Joe Biden, con el fin de lograr la liberación de Julian Assange, quien se encuentra preso en una cárcel de máxima seguridad en Reino Unido. Esto mientras se resuelve su extradición a Estados Unidos, donde se le acusa de espionaje.

Según dijo el editor, el jefe de Estado colombiano trabajará para “unir fuerzas” con otros presidentes y líderes de la región. El objetivo de esto, de acuerdo a lo que dijo, es parar la “persecución contra Assange”.

Este martes, el presidente Petro terminó de confirmar ese compromiso. En su cuenta de Twitter, aseguró: “Me reuní con los voceros de Wikikeaks para apoyar la lucha mundial por la libertad del periodista Julian Assange. Le solicitaré al presidente Biden con otros presidentes latinoamericanos que no se pongan cargos a un periodista solo por decir la verdad”.

“El presidente Petro entiende la gravedad de la situación de Assange y el peligro para la libertad de expresión. Siempre ha sido bastante claro y franco sobre el caso y hemos percibido el compromiso del gobierno de Colombia con los principios universales y la ley que acapara la libertad de expresión”, aseguró el editor.

Hrafnsson manifestó que se tenía previsto que el presidente Petro mencionara este tema en la Cumbre de la Alianza del Pacífico que se iba a llevar a cabo esta semana en México. Sin embargo, este evento fue suspendido porque el Congreso de Perú no le permitió al presidente Pedro Castillo salir del país para su participación y por ende, el presidente mexicano, Andrés López Obrador, decidió cancelar la cumbre.

Para el editor de WikiLeaks, América Latina tiene que dar una señal con la presión hacia EE. UU.: “Lo que se tiene es un legado de la administración Trump que ha indiciado a Assange con 17 cargos por espionaje que pueden llevar hasta a 165 años de prisión. Es importante que esta región envíe una señal clara a EE. UU. no solo por la libertad de expresión, sino también para que EE. UU. obedezca sus propias reglas y obedezca su tratado de extradición con el Reino Unido que impide que se extraditen por crímenes políticos”.

En la rueda de prensa ofrecida luego de la reunión, finalmente, aclararon que el Gobierno colombiano no ejercerá ningún tipo de presión hacia Reino Unido. “Lo que queremos es ponerle fin a la extradición. Creemos que este mensaje de que estos cargos no deben existir llegue hasta Londres y resuene en las cortes británicas”, concluyeron.

Assange y WikiLeaks se hicieron famosos en 2010 con la publicación de miles de documentos secretos estadounidenses que dejaron al descubierto sus prácticas en las guerras de Irak y Afganistán.

Pacifistas y defensores de la transparencia lo alabaron por haber revelado muertes de civiles, actos de tortura y operaciones militares clandestinas.

Pero la difusión en línea de documentos no editados, que dejaban al descubierto nombres de informadores, le valió el distanciamiento de algunos periódicos que habían colaborado inicialmente con él y Washington lo acusó de poner vidas en peligro.

El Tiempo

Más notas sobre el tema