Bolivia | Ruptura del MAS: Evo Morales denuncia que el gobierno impulsa un plan para encarcelarlo

1.648

Evo Morales volvió a cruzar con dureza al Gobierno de Arce

El expresidente boliviano Evo Morales volvió a acusar este jueves al Gobierno de armar un plan para encarcelarlo, denunció que seguidores de su sector son “hostigados y denigrados” y cuestionó a “los operadores del divisionismo, la traición y el oportunismo”, mientras el ministro de Justicia, Iván Lima, explicó que su demanda contra el exmandatario es “a título personal”.

“Muchas gracias a mis hermanas y hermanos abogados patriotas militantes del MAS que confirmaron este jueves su disposición para defendernos del juicio político que el Gobierno nacional armó en mi contra como parte de su plan para encarcelarme. Pensábamos que con el fin del Gobierno de facto se acabó la persecución. Pero estamos preparados”, señaló Morales.

En dos extensos mensajes en su cuenta de la red X (exTwitter), Morales avisó que “ante la falsedad y la maldad” se defenderá “con la verdad y la dignidad” e instó a defender a militantes de partido que son “hostigados, denigrados y hasta apresados por ser ‘evistas’ y rechazar las prebendas del divisionismo, la traición y el oportunismo”.

El pronunciamiento marca otra página del enfrentamiento que Morales viene sosteniendo con el presidente Luis Arce y que llegaron el miércoles a un punto que parece de quiebre, después de que la conducción del gobernante MAS anunciara que el mandatario debería buscar otro sello si quiere ir por la reelección.

“Compañeras y compañeros que arriesgaron sus vidas y libertad en la campaña para derrotar a los golpistas son impedidos de trabajar en el Estado por ser ‘evistas’. A los que sirven al pueblo en algunos ministerios los extorsionan y persiguen por la misma razón.

“A muchos les exigen: ‘tienes que definirte’. A otros, los denigran o les obligan a atacarnos por redes sociales”, denunció Morales.

El exmandatario dijo que “se conocen nombres y números telefónicos de esos operadores del divisionismo, la traición y el oportunismo”.

No es la primera vez que la derecha nos persigue y trata de defenestrarnos, incluso intenta encarcelarnos o eliminarnos físicamente. Pido a nuestra militancia mantenerse firmes con paciencia y dignidad”, expresó.

Del otro lado, el ministro Lima, que anunció esta semana que llevará a la justicia a Morales por denuncias en su contra y le recomendó que busque “un buen abogado”, aclaró este jueves que la demanda es “de carácter personal y no compromete al Gobierno ni al Ministerio de Justicia, porque es un tema privado”.

“Saben que los delitos de difamación, calumnia e injuria pertenecen al ámbito privado. Es un tema privado, es un tema que no es del Gobierno nacional ni del Ministerio de Justicia. Quiero dejarlo establecido; es un tema que voy a asumir a título personal como Iván Lima porque se ha afectado mi honor”, insistió.

Consultado por la prensa, Lima habló del tema, pero avisó que en adelante solo se manifestará a través de sus redes sociales.

El domingo, por radio, Morales afirmó que un estudio de abogados relacionado con Lima fue contratado para una demanda en contra del Estado.

“Gran negocio, me informaron desde ahí adentro, en detalle, cómo el ministro estando de ministro, haciendo procesar al Estado por 35 millones de dólares; eso es mínimo 10% para el bufete. Va a ser 10 millones de dólares y va a ganar”, aseguró.

Lima insistió que la decisión es personal y no tuvo que ser consultada con Arce ni con el vicepresidente David Choquehuanca, ni con gabinete ministerial, según reportó la agencia ABI.

“Tengo el derecho legítimo de establecer judicialmente la responsabilidad de quienes han intentado menoscabar el honor y el prestigio que he labrado durante toda mi carrera. Debiendo quedar claramente establecido que es una decisión personal y de acción privada”, explicó en un mensaje en su cuenta en X.

Los cruces se iniciaron con críticas de Morales -que mantiene el control de la estructura partidaria- a la situación económica, lo que alejó a ambos sectores, que la prensa local llama “evistas” y “renovadores”.

La división tuvo su correlato en la Asamblea Legislativa, donde en algunos casos -la destitución del ministro Eduardo Del Castillo, por ejemplo- el sector referenciado en Morales votó junto a la oposición.

Télam


MAS advierte con convulsionar al país, Lima insiste en proceso a Evo

Tras romper todo lazo con el Gobierno de Luis Arce, la cúpula del MAS afín al expresidente Evo Morales advirtió ayer con convulsionar al país, si la amenaza de un proceso penal contra el jefe nacional de este partido siga en pie por parte del ministro de Justicia, Iván Lima.

Sobre este punto en particular, el aludido Ministro afirmó, según la Agencia Boliviana de Información, que la demanda planteada en contra del expresidente es de carácter personal y no compromete al Gobierno ni al Ministerio de Justicia, porque es  un tema privado y responde a que se afectó su honor.

“Saben que los delitos de difamación, calumnia e injuria pertenecen al ámbito privado. Es un tema privado, es un tema que no es del Gobierno nacional ni del Ministerio de Justicia, quiero dejarlo establecido, es un tema que voy a asumir a título personal como Iván Lima porque se ha afectado mi honor”, insistió.

Lima habló del tema ante preguntas de la prensa, pero explicó que a partir de ahora solo lo hará a través de sus redes sociales porque es un tema de índole personal.

AMENAZA

El pasado miércoles, la cúpula del MAS rompió todo lazo con el Gobierno, luego de que el ministro de Justicia, Iván Lima, anunció un proceso en contra del líder del partido, Evo Morales. Desde la dirigencia, no descartan una convulsión social en caso de que esta amenaza tome su curso.

“El pueblo tomará las medidas respectivas, en caso de que intenten tomar preso a nuestro comandante (Evo Morales), ¿acaso el pueblo no se va a levantar? El pueblo se va a levantar, ¿qué medidas se van a tomar para defender a nuestro comandante?, eso sería tal vez convulsionar al pueblo, el pueblo no se va a callar”, indicó el vicepresidente del MAS, Gerardo García, a Urgente.bo.

El pasado domingo, Morales afirmó que Lima lidera un bufete de abogados que asesora a una empresa privada involucrada en un proceso legal contra el Estado por 35 millones de dólares. Esto generó la indignación de Lima, quien dijo que presentará una demanda contra Morales.

“Ellos van a seguir cazando a quienes se oponen a este Gobierno, a quienes están controlando la corrupción, eso había sido un delito”, aseguró García.

DERECHOS

“Tengo el derecho legítimo de establecer judicialmente la responsabilidad de quienes han intentado menoscabar el honor y el prestigio que he labrado durante toda mi carrera”, explicó en un post el ministro Lima.

Como ya lo había hecho, reiteró que dejó el ejercicio privado de su profesión cuando asumió como Ministro de Justicia, en noviembre de 2020.

“Mi compromiso de prestar servicio a mi país me llevó a abandonar el sector privado, lamento que las difamaciones de las que he sido objeto, hayan pretendido afectar la imagen de esa Sociedad”, afirmó.

Opinión

Más notas sobre el tema