Rafael Freire Neto, dirigente de la Confederación Sindical las Américas (CSA): “El gobierno de Milei puede servir de modelo para atacar los derechos laborales”

2.909

Entrevista a Rafael Freire Neto, dirigente de la Confederación Sindical de Trabajadores de las Américas (CSA)

Por Elisa García, de la redacción de NODAL

Rafael Freire Neto es Secretario General de la Confederación Sindical de trabajadores y trabajadoras de las Américas (CSA), fue dirigente de la Central Única de los Trabajadores (CUT) de Brasil y ocupó el cargo de Secretario General de la Coordinadora de Centrales Sindicales del Cono Sur (CCSCS). En diálogo con NODAL hizo referencia a las repercusiones en la región respecto del Paro Nacional y la movilización convocada por las centrales sindicales en Argentina contra el gobierno de Javier Milei. Desatacó también cómo impacta este gobierno de extrema derecha en América Latina y el Caribe y analizó las situaciones más críticas de la región en relación a los derechos de los y las trabajadoras

A raíz del Paro Nacional y la movilización convocada en Argentina el pasado 24 de enero contra el gobierno de Javier Milei, la CSA expresó su apoyo a los y las trabajadoras de Argentina ¿Qué repercusiones tuvo en la región?

Aproximadamente 20 países de América Latina se manifestaron frente a embajadas, consulados o en otros locales de sus países en apoyo a las centrales sindicales de Argentina. Y también hubo manifestaciones en varias ciudades y países de Europa, África y Corea. Es un llamado muy fuerte de los sectores sindicales del mundo entero sobre la situación de Argentina. La agenda de la ultraderecha está visibilizada y al menos el sector sindical apoya a las centrales argentinas en la defensa de la democracia, de los trabajadores, de la libertad sindical y la negociación colectiva.

¿Cómo impacta el gobierno de Javier Milei en la América Latina?

Un gran impacto por el tamaño y la importancia que Argentina tiene en nuestra región, por su historia. Argentina es de los países que más rindió cuentas en relación a la dictadura, tiene una gran diversidad industrial y una capacidad agrícola importantísima para la región.

Lo que Milei hace es fortalecer la extrema derecha en América Latina. Además de afectar las relaciones comerciales entre sus países, genera una cierta inestabilidad política. Frente a los ataques a la democracia, a la Constitución y a los derechos laborales, Argentina puede ser un modelo para otros países que se aventuran al ataque de los derechos laborales.

Pero también impacta en América Latina la reacción del pueblo argentino organizado, de las centrales sindicales, de las Madres de Plaza de Mayo, de los movimientos sociales, de los partidos progresistas y eso también es un llamado muy fuerte para estar juntos y resistir a esta extrema derecha que no tiene fronteras porque a pesar de tener características nacionales, el proyecto es casi el mismo en el continente.

¿En qué países considera que es más crítica la situación de los trabajadores y trabajadoras?

Hay muchos países con una situación crítica en relación a los derechos laborales y sindicales en las Américas, y en América Latina en especial. Esto se debe a un modelo económico que durante mucho tiempo de atacó al Estado, a las reglamentaciones, a los derechos laborales.

Pero también hay situaciones políticas complicadas. La más crítica es en Haití, un país totalmente atacado, destruido y con una ausencia del Estado. El segundo problema es la reconstrucción de Guatemala, con la victoria de Arévalo, que enfrenta una situación grave de desempleo, pobreza y corrupción. Otro caso es Panamá, fruto de la instalación de una minera canadiense que produjo conflictos nacionales muy importantes. Ecuador hoy pasa por un momento muy difícil como país, y para los trabajadores también. Por otro lado, se presentan los desafíos de volver a un diálogo social efectivo en países como Venezuela. Costa Rica, era considerada la “Suiza” de Centroamérica y hoy vive una crisis fuertísima de los derechos laborales y sindicales con un gobierno de derecha. Estos son solo algunos ejemplos.

¿Qué avances se lograron en materia de derechos laborales en los países con gobiernos progresistas?

El primer avance que vemos es el diálogo social, la negociación colectiva. Segundo, una postura de los gobiernos en defensa de mejores condiciones salariales y laborales para los trabajadores y las trabajadoras. Muchas veces estos gobiernos progresistas están muy atados a leyes nacionales, por lo tanto, hay un Congreso Nacional, y esto ocurre en varios países de la región, que es anti-laboral, anti-sindical y que crea obstáculos para la legislación de los derechos laborales, precarizando o legalizando la precarización. Otro elemento es el ataque a la estructura sindical y un aparato jurídico que impide los avances.

Pero, desde la CSA no tenemos la menor duda en afirmar que en países con gobiernos progresistas las condiciones para las disputas laborales, sindicales y por los derechos de los y las trabajadoras son mucho mejores que con gobiernos de la derecha y de extrema derecha. Ya vivimos de todo: las dictaduras militares, los gobiernos neoliberales en los años 90, guerras en Centroamérica, los gobiernos progresistas. Ahora, en esta oleada de la extrema derecha, no tenemos duda al afirmar que el sindicalismo debe estar del lado de la defensa de los derechos laborales, de los derechos sindicales, y en este lado se ubican las experiencias de los gobiernos progresistas de nuestra región.

Más notas sobre el tema