El gobierno rechaza el fallo de juez argentino y denuncia “robo” del avión de Emtrasur

1.503

Venezuela denuncia consumación del “robo” del avión de Emtrasur

El Gobierno de de Venezuela expresó su rotundo rechazo al fallo de un juez argentino que perjudica a un avión de propiedad nacional, que pertenece a la empresa Transporte Cargo del Sur (Emtrasur), y tildó de robo la medida contra la aeronave incautada.

Mediante un comunicado, el Gobierno nacional acusó al Estado argentino de realizar una acción ilegal, en la que “se somete a los poderes del imperialismo estadounidense y viola flagrantemente el Convenio sobre Aviación Civil Internacional, el Convenio de Viena sobre el Derecho a los Tratados, la Carta de Naciones Unidas, el Convenio Bilateral entre la República Argentina y la República Bolivariana de Venezuela y otros acuerdos relativos a la Navegación Aérea Internacional”.

El documento señala que Venezuela ha comprobado ante organismos jurídicos y políticos internacionales “la posesión legal y legítima de la referida aeronave, dedicada al servicio de transporte de insumos de primera necesidad en nuestra región”.

Asimismo, cuestiona el comportamiento de “pillaje, piratería y vasallaje de la justicia y gobierno argentinos”, que “transgreden su propia legislación y convierten a dicha nación, en un grave infractor de la legalidad internacional en materia comercial y aeronáutica”.

El comunicado concluye afirmando que Venezuela se guardará todas las acciones jurídicas y diplomáticas “para salvaguardar los derechos que le asisten”. El Gobierno venezolano advierte a la comunidad internacional, en especial a los países latinoamericanos, “que cualquier medida ilegal que permita el sobrevuelo y apoyo para consumar este robo, será debidamente interpretada como un acto hostil, de soporte al comportamiento vandálico en contra de un país soberano”.

Sumarium



Justicia argentina ordena decomiso de avión venezolano-iraní solicitado por EEUU

La justicia argentina ordenó este miércoles el decomiso solicitado por Estados Unidos del avión de la aerolínea venezolana Emtrasur Cargo que llegó al país en junio de 2022 con tripulantes venezolanos e iraníes sospechosos de espionaje y que desde entonces permanece bajo custodia en el aeropuerto de Ezeiza de Buenos Aires.

La medida fue adoptada por el juez federal Federico Villena en respuesta a la solicitud formulada en octubre de 2022 por la Corte del Distrito de Columbia (Estados Unidos), que pidió a las autoridades argentinas la confiscación del avión, objeto de investigación por posibles vínculos con el terrorismo internacional.

La aeronave, un Boeing 747 Dreamliner de carga, fue propiedad de la empresa iraní Mahan Air y actualmente pertenece a Emtrasur, filial de la estatal venezolana Conviasa, empresas que están sancionadas por el Departamento del Tesoro de EEUU. La tripulación, conformada por cinco iraníes y 14 venezolanos, fue retenida inicialmente y puesta en libertad después por el juez Villena por falta de evidencia.

La decisión de decomisar y entregar a Estados Unidos el avión Boeing 747-300 retenido fue adoptada con base en un dictamen de la fiscal argentina Cecilia Incardona y del director general de Cooperación Regional e Internacional de la Procuración General, Diego Solernó, quienes estimaron la procedencia del petición de decomiso realizada por EEUU.

Ambos funcionarios tomaron en consideración un tratado suscrito por Argentina y Estados Unidos en virtud del cual ambos países «se comprometieron a brindarse asistencia mutua», lo que incluye la «cooperación en la ejecución de solicitudes de registro, embargo y secuestro».

“Resulta imperativo dar cumplimiento al compromiso asumido por el Estado Argentino al suscribir el Tratado. Actuar en sentido contrario podría implicar la responsabilidad internacional de la República Argentina, tal como lo afirmara nuestra Corte Suprema de Justicia de la Nación”, estimó la fiscal Incardona.

El informe del ministerio público argentino provocó una dura reacción de las autoridades venezolanas, que el pasado 30 de diciembre emitieron un comunicado expresando «de manera categórica» su rechazo a lo que calificaron como el «secuestro de una aeronave» retenida «ilegalmente».

A juicio del Gobierno venezolano, el tratado entre Argentina y EEUU «no puede ser aplicado a un tercer Estado, porque estaría en franca violación a las obligaciones asumidas en convenios multilaterales», que establecen «procedimientos para resolver este tipo de controversias».

Además de exigir la «inmediata devolución de la aeronave», el gobierno de Nicolás Maduro anticipó su decisión de recurrir a instancias internacionales y calificó la decisión argentina de «conducta inamistosa y carente de la más elemental cortesía internacional».

En su resolución hoy, el juez argentino Federico Villena rechaza la solicitud del Gobierno venezolano de desestimar la petición del Tribunal Federal del Distrito de Columbia de los EE.UU. de decomisar la aeronave, con la que supuestamente se violaron las leyes de exportación estadounidenses.

Telemundo51

Más notas sobre el tema