Perú | Dina Boluarte y comitiva ministerial iniciaron actividades en China con mira en un nuevo acuerdo comercial

533

Canciller de China sobre viaje de Dina Boluarte: Perú es un “país clave en América Latina”

A 24 horas del arribo de la presidenta Dina Boluarte a China, la canciller de ese país, Mao Ning, aseguró que Perú es un “país clave en América Latina” con el que su nación mantiene una asociación estratégica integral.

Dijo además que China está “dispuesta a profundizar” su “cooperación práctica” con Perú, el principal socio comercial de su nación.

La portavoz de la Cancillería señaló, en una rueda de prensa, que el viaje de la mandataria peruana, el primero de Estado que realiza a ese país, se produce en un momento en que las relaciones entre ambos países “disfrutan de una estabilidad y progreso constantes, reflejadas en la colaboración en diversos sectores”.

La portavoz agregó que Boluarte se reunirá con el presidente chino, Xi Jinping, y con otras autoridades como el primer ministro y jefe del Ejecutivo, Li Qiang, y el presidente del Legislativo, Zhao Leji.

Estos encuentros tendrán como objetivo “reforzar la confianza política mutua y profundizar la cooperación práctica en todas las áreas”, para “impulsar los resultados positivos de la asociación estratégica integral para el bienestar de los pueblos de ambas naciones”, dijo Mao Ning.

Boluarte, que llegará este martes a China, visitará las ciudades de Shenzhen (sureste), Shanghái (este) y Pekín, y asistirá a reuniones con autoridades y empresarios.

La mandataria partió este domingo del aeropuerto internacional de Lima en un vuelo comercial, al frente de una comitiva conformada por cinco ministros y otras doce personas.

La acompañan los ministros de Relaciones Exteriores, Javier González Olaechea; Economía y Finanzas, José Arista; Vivienda, Construcción y Saneamiento, Hania Pérez de Cuéllar; Transportes y Comunicaciones, Raúl Pérez Reyes; y Salud, César Vázquez.

La Presidencia peruana destacó que China mantiene con Perú “antiguos lazos de amistad y cooperación, un alto nivel de relación político-diplomática y económico-comercial”, lo que “se ha plasmado en una Asociación Estratégica Integral y en un Tratado de Libre Comercio que está en vías de actualización”.

“La visita de Estado de la presidenta Dina Boluarte permitirá ampliar y fortalecer estos vínculos con China, primer socio comercial del Perú y uno de los mayores inversionistas del país”, señaló a través de un comunicado.

ENCUENTRO EN NOVIEMBRE

En noviembre del año pasado, la presidenta Dina Boluarte se reunió en la ciudad estadounidense de San Francisco con su homólogo de China, Xi Jinping, a quien invitó a realizar una visita oficial a su país en el marco de la cumbre de líderes del Foro de Cooperación Asia Pacífico (APEC), que se celebrará en Lima en noviembre de 2024.

Xi Jinping ha asegurado su visita a nuestro país para esa fecha, en la que se inaugurará el puerto de Chancay, megaobra a cargo de empresas de su país.

Perú 21


Dina Boluarte en China: ¿qué trascendencia tendría para nuestro país su presencia en el gigante asiático?

La presidenta de la república, Dina Boluarte, inició este martes su agenda de actividades oficiales en China, país al que viajó el último domingo por invitación de su homólogo Xi Jinping, tal como anunció la Cancillería nacional.

Según informó la Presidencia a través de su cuenta oficial en X, la mandataria empezó su periplo en la ciudad de Shenzhen, donde fue recibida por una comitiva encabezada por el embajador Song Yang, el vicealcalde de Shenzhen, Luo Huanghao; y el director general de América Latina del Ministerio de Relaciones Exteriores Chino, Cai Wei.

Como inicio de las actividades por la Visita de Estado a la República Popular China, la presidenta de la república, Dina Ercilia Boluarte Zegarra, llegó junto con la delegación oficial peruana a la ciudad de Shenzhen donde fue recibida por la comitiva de autoridades chinas,… pic.twitter.com/PJID0tAcNs

— Presidencia del Perú 🇵🇪 (@presidenciaperu) June 25, 2024

Vale resaltar que la agenda oficial incluye una reunión con el presidente chino Xi Jinping, programada para este viernes, además de encuentros con autoridades y representantes de las empresas multinacionales Huawei,  BYD, y con el presidente de Cosco Shipping, accionista principal del megapuerto de Chancay, que el Gobierno inaugurará en noviembre próximo.

Así las cosas, cabe preguntarse qué trascendencia tendrá para el Perú esta nueva visita presidencial a un país extranjero. Para responder esa interrogante, RPP conversó con Harold Forsyth, exembajador peruano en China, y el catedrático sanmarquino Carlos Aquino.

Harold Forsyth: «El puerto de Chancay es vital para la China»

El exembajador peruano en China, Harold Forsyth, consideró que la trascendencia del viaje está en que dicho país es «el más importante socio comercial» del Perú, por lo que podrían haber opciones de inversión «muy sostenidas».

«Tiene una relevancia en la medida en que China es una de las economías más importantes del mundo, y para el Perú es el más importante socio comercial y apunta a opciones de inversión muy sostenidas. Esa es la importancia de una visita de Estado», resaltó.

En ese sentido, señaló que el viaje tiene importancia especial ya que el megapuerto de Chancay «es estratégico» para el gigante asiático.

«Obviamente, el puerto de Chancay es una inversión que no empieza en este gobierno, es muy antigua; pero para la China es una inversión estratégica, como estratégica es la presencia de ellos en casi todas las capitales latinoamericanas», indicó el diplomático.

«La China se empieza a preocupar en cómo va a alimentar a su gigantesco pueblo en las décadas por venir, porque siempre está el peligro de hambrunas y escasez. Eso es lo que explica y justifica que la China haya salido al mundo con tal agresividad, que es preocuparse de las necesidades de su pueblo», aseveró.

No obstante, consideró que esa obra también será estratégica para nuestro país en cuanto los intereses nacionales «estén adecuadamente defendidos».

«El puerto de Chancay es vital para la China, como es importante para el Perú. Es estratégico en la medida que los intereses nacionales estén adecuadamente defendidos. Obviamente la presencia de la señora Boluarte en la China nos genera, no podemos negarlo, sentimientos encontrados», acotó.

Consultado por las posibles actualizaciones que podría tener el Tratado de Libre Comercio (TLC) -que nuestro país tiene con China desde el 2010- y las ventajas que eso representaría para los empresarios peruanos, Forsyth consideró que «no se ha avanzado mucho la presencia de la producción peruana en la China».

«El objetivo central (del TLC) era que la balanza comercial tienda a equilibrarse lo más posible. En otras palabras, que el empresariado peruano, que es el que produce, mire a la China como el mercado gigantesco que es. En ese aspecto no se ha avanzado mucho la presencia de la producción peruana en la China», sostuvo.

«Hay por supuesto frutas y otro tipo de cosas, productos no tradicionales y algo de productos manufacturados, pero ciertamente la balanza comercial favorece muchísimo a la China», agregó.

Además, señaló que, en el Perú, «todavía los bancos no han tenido la agresividad que podrían tener para entrar a ese mercado», que representa «más de mil millones de habitantes». Asimismo, resaltó que, en cuanto a turismo, la llegada de ciudadanos chinos al Perú representa menos del 5% de las visitas extranjeras al país.

«En la época en que llegamos allá, en el 2009, el tema del turismo chino recién comenzaba a explotar. Entonces, para los chinos, por sus condiciones aéreas, ellos tienen viaje directo a Europa con mucha facilidad y a EE.UU. Competir con las capitales europeas es muy difícil, pero sí hay turismo chino en el Perú, (pero) el porcentaje debe ser menor al 5 %, más o menos», sostuvo.

Finalmente, Forsyth resaltó que China no considera temas de derechos humanos y democracia, pues no son parte de la doctrina de su política exterior; por lo que la mandataria no podría temer cuestionamientos en ese sentido durante su visita.

«La China es un país que no entra en el tema de democracia y derechos humanos. Eso está descartado para la China, históricamente son parte de otra cultura (…) Ni les conviene ni es parte de su cultura ni de su historia. Ellos no manejan ese tema en la doctrina de su política exterior», refirió.

«Por eso es que la señora Boluarte, que tiene cuestionamientos muy severos en todo el mundo occidental (…), a la China sí puede ir porque en ese lugar está totalmente exenta de ese riesgo porque, en ese sentido, prácticamente está entre iguales», puntualizó.

Carlos Aquino: Sería excelente si «los ministros y asesores aprenden un poco de lo que se les va a enseñar»

Por su parte, Carlos Aquino, director del Centro de Estudios Asiáticos de la UNMSM, consideró que el viaje será «excelente» si la presidenta Boluarte y su comitiva «aprenden un poco de lo que se les va a enseñar».

«Yo creo que si se cumple la agenda y los ministros y asesores aprenden un poco de lo que se les va a enseñar y tratan de aplicarlo al Perú, la visita va a ser excelente», indicó.

«Ella va a visitar Shenzhen, va a ver por sí misma ese desarrollo. Ojalá eso se pueda duplicar en Chancay (…) En la agenda dice que le van a explicar a la presidenta y su delegación cómo funciona el parque industrial, esperemos que eso se replique», agregó.

El catedrático también resaltó los encuentros con representantes de empresas multinacionales chinas, y refirió que hay expectativa con las potenciales inversiones que dichas compañías podrían hacer en el Perú.

«Va a visitar, por ejemplo, la empresa BYD que produce más autos eléctricos que Tesla. Se habla que en esta zona económica especial de Shanghái podría traerse inversión. Quién sabe que Huawei podría ensamblar teléfonos inteligentes, que BYD podría fabricar sus autos», precisó.

«Ella va a ser recibida por el presidente Xi Jinping, por el primer ministro, Li Qiang, y por el presidente del Comité Permanente de la Asamblea Popular Nacional, que es el Legislativo en China (…) La visita va a ser recibida por las más altas autoridades, por las empresas más grandes y tecnológicamente avanzadas, la van a hacer visitar la ciudad de los puertos y le van a explicar cómo China se ha desarrollado y le van a hacer conocer una zona franca y un parque industrial. Ojalá aprenda y eso pueda replicarse en el Perú. Si eso se cumple, sería excelente», apuntó.

Asimismo, Aquino resaltó que, «por lo menos en Latinoamérica», Perú tiene la legislación «más abierta a la inversión extranjera», y que había que ofrecer «estabilidad política y social». Además, remarcó la importancia de la inversión china en el puerto de Chancay.

«El puerto de Chancay, por sí solo, no va a poder desarrollar todo lo que se quiere. Necesita de infraestructura, carreteras, ferrocarriles, que las empresas se establezcan ahí. Si es capaz de demostrar eso y es capaz de convencerlos, sería de gran ayuda», indicó.

Finalmente, el catedrático consideró que había aspectos del TLC con China que había que actualizar.

«Comparado con hace 15 años cuando se negoció el TLC, que entró en efecto el 2010, temas como el comercio electrónico, como el comercio de servicios, como el tema de la inversión no estaban muy claros, ha habido avances en esto. El tema de los requisitos en aduanas, de la inspección aduanera, de los productos agroindustriales, nuevos productos que el Perú no pensaba exportar hace 15 años, tengo entendido que todos esos nuevos productos, servicios, procedimientos se están actualizando y creo que están prácticamente terminados. Ojalá los anuncien en esta visita (…) o en la reunión cumbre de noviembre cuando venga el presidente Xi Jinping«, puntualizó.

RPP Noticias

Más notas sobre el tema