Lula dijo que sería “muy positiva” la inclusión de Bolivia al BRICS e invitó a Arce a participar de la Cumbre del G20

1.102

Lula considera positiva la inclusión de Bolivia al Brics e invita a arce a la cumbre del G20

El Jefe de Estado de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva, consideró que es “muy positiva” la inclusión de Bolivia y de otros de la región en el bloque de los países de economías emergentes Brics, conformado por Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica. En este marco de integración también invitó al mandatario boliviano Luis Arce a participar en la Cumbre del Grupo de los 20 (G20) y se sume a la alianza en la lucha contra el hambre y la pobreza.

La declaración la hizo luego de finalizar el encuentro entre el mandatario Luis Arce y su comitiva con la suscripción de 10 acuerdos bilaterales en la ciudad de Santa Cruz.

“Brasil considera muy positiva la inclusión de Bolivia y de otros países a los Brics, eso se debatirá en la próxima cumbre en Kazán (Rusia)”, afirmó Lula.

El Gobierno de Bolivia busca unirse a uno de los bloques multipolares más importantes del mundo. La intención la oficializó el propio Jefe de Estado en la XV Cumbre de los Brics celebrada en Johannesburgo, Sudáfrica, del 22 al 24 de agosto, por las ideas y políticas afines relacionadas a la multipolaridad y complementariedad.

Rusia también apoya la integración de Bolivia al grupo de los Brics, así lo hizo conocer el pasado mes el ministro ruso de Asuntos Exteriores, Serguéi Lavrov.

Actualmente, Brasil, Rusia, India, China, Sudáfrica, Arabia Saudita, Egipto, Emiratos Árabes Unidos, Etiopía e Irán son parte del bloque. La próxima cumbre de los Brics se celebrará del 22 al 24 de octubre en la ciudad rusa de Kazán.

El bloque emergente busca una alianza económica, política y social más equitativa en temas de cooperación para hacer frente al dominio de Estados Unidos y algunos de su aliados.

Con la ampliación de 10 miembros, los Brics representan el 46% de la población mundial y el 35% del Producto Interno Bruto (PIB).

Cumbre G20

Lula indicó, en su visita a Santa Cruz, que Bolivia y Brasil “comparten visiones del mundo convergentes”. Eso “nos convierte en socios naturales en diversos temas”, dijo.

En este sentido, invitó a Arce a participar en la Cumbre del Grupo de los 20 (G20) para que  se sume a la alianza en la lucha contra el hambre y la pobreza.

“Por eso me he empeñado en invitar a Bolivia a participar en la cumbre del G20, en noviembre, y a sumarse a la alianza mundial en la lucha contra el hambre y la pobreza que lanza la presidencia brasileña”, anunció el mandatario brasileño.

Brasil será el anfitrión de la cumbre del G20 que se desarrollará en Río de Janeiro del 18 al 19 de noviembre de este año.

El Jefe de Estado brasileño recalcó que ambos países tienen como prioridad “la reducción de las desigualdades y el fomento de la seguridad alimentaria”.

Arce indicó expresamente la intención de Bolivia de sumarse a la Alianza Global, cuyo lanzamiento está previsto para noviembre de 2024 y trabajar en estrecha relación con Brasil para lograr resultados positivos en la reducción del hambre y la pobreza en el mundo.

Compromiso

Lula llegó a Bolivia para fortalecer la democracia y suscribir importantes acuerdos bilaterales con su homólogo Luis Arce.

Durante el encuentro, ambos mandatarios reafirmaron el compromiso común con el multilateralismo y resaltaron la necesidad de una reforma amplia y urgente del Consejo de Seguridad de la ONU, con el principal objetivo de hacerlo más representativo, legítimo y eficaz, con mayor participación de los países en desarrollo en ambas categorías de miembros.

AHORA EL PUEBLO


De combatir droga a salud gratis: la decena de acuerdos entre Lula y Arce

Se ha abierto un “capítulo nuevo” en la historia de  Bolivia y Brasil, uno que supone relaciones bilaterales reforzadas que van más allá del gas y que significan la lucha conjunta entre ambos países contra la droga, la trata de personas y otros aspectos. En verdad, en boca de Lula da Silva, presidente brasileño, inicia una “nueva era”.

La reunión que el jefe de Estado, Luis Arce, y su par Lula sostuvieron en la ciudad de Santa Cruz se dio entre elogios cruzados y terminó con un mazo generoso de acuerdos que contempla la lucha conjunta contra el narcotráfico y la consolidación de la integración eléctrica, entre otros puntos en los cuales los dignatarios plasmaron sus firmas.

En conferencia de prensa, Arce y Lula se posaron como máximos espectadores, uno al lado del otro, mientras distintos ministros de ambas naciones iban sucediéndose para estampar sus rúbricas en los acuerdos suscritos. Se trata de 10 acuerdos y una declaración conjunta entre  Bolivia y Brasil en materia política regional e internacional con miras a generar acciones unidas en desarrollo económico, comercial, ambiental, consular, fronterizo e integración energética.

Ha sido una jornada productiva, conforme a lo declarado por los dos dignatarios.

Vale resaltar algunos de los puntos suscritos. De ahora en adelante, los gobiernos de  Bolivia y Brasil analizarán acciones para viabilizar que el acceso a la salud de los ciudadanos de los dos territorios sea gratuito de forma recíproca. Se trata de un protocolo de intención entre el Ministerio de Salud y Deportes de la nación y el Ministerio de Salud.

En lo que respecta al narcotráfico,  Bolivia y Brasil establecerán labores destinadas a la capacitación del personal mediante la consolidación de un proyecto estratégico. Por otro lado, en lo relacionado con la trata de personas, ambas naciones se comprometieron a unir esfuerzos.

A continuación, todos los aspectos firmados. Acuerdo de cooperación para fortalecer la lucha contra la trata de personas, el tráfico de migrantes y delitos conexos; acuerdo complementario al acuerdo básico de cooperación técnica, científica y tecnológica para dar paso a un proyecto de fortalecimiento en gestión migratoria; acuerdo complementario al acuerdo básico de cooperación técnica, científica y tecnológica para fortalecer un proyecto estratégico de capacitación de personal encargado de la lucha contra narcotráfico. También se suscribió un protocolo de intención entre el Ministerio de Salud de Brasil y el Ministerio de Salud y Deportes de  Bolivia sobre el acceso recíproco a servicios públicos de salud. Por otro lado, se firmó un memorándum de entendimiento para la modificación de la operación central hidroeléctrica Jirau en Cota 90 y un memorándum entre el Ministerio de Minas y Energía de Brasil y el Ministerio de Hidrocarburos de  Bolivia en materia de integración eléctrica entre sistemas interconectados.

Se estableció, también, una adenda al memorándum de entendimiento en materia energética, un acuerdo de cooperación para la comercialización de fertilizantes y cloruro de sodio, una carta de intenciones sobre comercialización e industrialización de minerales metálicos y no metálicos; un memorándum de entendimiento entre el Ministerio de Desarrollo Rural y Tierras de  Bolivia con el Ministerio de Agricultura de Brasil, y, por último, se selló una declaración conjunta que aborda una agenda bilateral en cuestiones de política regional e internacional con miras a promover acciones conjuntas en desarrollo económico, comercial, ambiental, consular, de desarrollo fronterizo e integración energética.

LULA PIDE UNIDAD

Durante su paso por  Bolivia, Lula aprovechó para dejar un mensaje claro: la región debe luchar contra la extrema derecha. En ese sentido, pidió que exista “unidad”.

“En todo el mundo, la desunión de las fuerzas democráticas solo ha servido a la extrema derecha. Los recientes ejemplos de Francia y el Reino Unido demuestran el imperativo de superar las diferencias en favor de un objetivo común”, dijo el líder de izquierda popular.

CADA DOS MESES

De aquí en más, Lula y Arce tendrán conversaciones telefónicas de manera periódica. Hablarán, inicialmente, cada dos meses, sobre todo cuando los ministros reporten algunos inconvenientes al momento de avanzar en los acuerdos bilaterales.

“A partir de ahora hemos decidido llamarnos por teléfono cada dos meses, cada que los ministros encuentren problemas se debe identificar y buscar soluciones», expresó Da Silva.

OPINION


Lula vai à Bolívia com exploração de gás, tentativa de golpe e segurança da fronteira na pauta

Por Kellen Barreto

Após participar da Cúpula do Mercosul no Paraguai, nesta terça-feira (9), o presidente Luiz Inácio Lula da Silva (PT) deve se encontrar com o presidente boliviano, Luis Arce, em Santa Cruz de La Sierra, na Bolívia.
Os presidentes devem discutir investimentos da Petrobras na Bolívia, já que a estatal tem interesse em retomar a produção de gás no país. O governo federal também busca formas de baratear as importações de gás pela indústria brasileira. Com a ida de Lula à Bolívia, o governo negocia medidas para reduzir os custos de importação do gás pelas empresas brasileiras.

Antes de chegar à Bolívia, Lula ressaltou a importância da cooperação entre os países.

«A gente precisa discutir como vai se explorar os materiais, os minérios que a Bolívia possui. Como vamos utilizar todo o potencial mineral da Bolívia, o potencial de gás, e o Brasil pode ajudar a Bolívia a explorar e a desenvolver o país. No caso do Brasil, preciso dizer que não consigo pensar no Brasil crescendo sozinho. O Brasil tem que crescer junto com nossos vizinhos,» disse Lula a jornalistas.

Além disso, Lula e Arce devem tratar de estratégias para melhorar a segurança e defesa na fronteira, que se estende por 3.400 km. Questões migratórias também serão abordadas, considerando que cerca de 300 mil bolivianos vivem no Brasil e aproximadamente 60 brasileiros residem na Bolívia, a maioria empresários e estudantes.

Segundo o Ministério das Relações Exteriores, além dos interesses brasileiros, Lula pretende prestar solidariedade presencialmente pela recente tentativa de golpe de estado na Bolívia. O presidente brasileiro também deve agradecer pela doação de 70 toneladas de suprimentos ao Rio Grande do Sul durante as enchentes.

O Palácio do Itamaraty destacou que a Bolívia é um dos principais «sócios de integração do Brasil». O presidente Luis Arce compartilha uma visão semelhante à de Lula sobre a integração regional. A Bolívia integra blocos como a Organização dos Estados Americanos (OEA), a Comunidade de Estados Latino-Americanos e Caribenhos (CELAC) e agora o Mercosul.

Essa é a primeira visita de Lula à Bolívia neste mandato. No entanto, Arce já esteve no Brasil quatro vezes desde que Lula foi eleito pela terceira vez.

Além do encontro com Arce, Lula tem encontros marcados com representantes de movimentos sociais e empresários. O presidente participará de um evento empresarial organizado pelo Itamaraty e pela Apex, com cerca de 300 empresários e investidores dos dois países

Tentativa de golpe na Bolívia

No dia 26 de junho, o ex-comandante do exército boliviano, general Juan José Zúñiga, mobilizou tropas e tanques na capital, La Paz, e chegou a invadir o palácio presidencial. O governo de Luis Arce caracterizou a ação como uma «mobilização militar irregular». Zúñiga foi preso por tentativa de golpe. Na ocasião, Lula afirmou que «a democracia deve prevalecer na América Latina, golpes nunca deram certo.»

Entrada da Bolívia no Mercosul

O Mercosul, criado em 1991, é composto por Brasil, Argentina, Paraguai e Uruguai, e agora inclui a Bolívia como membro pleno. A entrada da Bolívia no bloco foi aprovada em 2015, mas o país ainda precisava adotar o acordo normativo vigente do Mercosul. A presidência do bloco é rotativa a cada seis meses. Além dos Estados membros, existem os chamados Estados associados, como Colômbia e Chile. A Venezuela faz parte do bloco, mas está suspensa desde 2017 por não cumprir os requisitos.

GLOBO

Más notas sobre el tema