Haitianos en Dominicana protestan contra “proceso de desnacionalización”

Decenas de personas a quienes las autoridades dominicanas les retienen sus documentos de identidad por su ascendencia haitiana protestaron el lunes frente al Palacio Nacional de Santo Domingo para exigir que el presidente Danilo Medina detenga lo que consideran un “proceso de desnacionalización”. Medina, quien el próximo 16 de agosto cumple su primer año en el gobierno, “no ha dado respuesta a los miles de dominicanos de ascendencia haitiana que reclaman” sus derechos, dijo a The Associated Press, Ana María Belique, que fungió como vocera de los manifestantes.

“Un año de gobierno es tiempo suficiente para resolver esta situación; es tiempo suficiente para que (Medina) diga algo, busque caminos, horizontes que indiquen que quiere hacer algo”, insistió Belique, cuya acta de nacimiento está en medio de un litigio para ser anulada por solicitud del registro civil.

La Junta Central Electoral (JCE), que se encarga de administrar el registro civil, comenzó en el 2007 a retener las copias de las actas de nacimiento y de las cédulas de identidad a los descendientes de inmigrantes haitianos con el argumento de que habían sido registrados de manera fraudulenta por sus padres con la meta de obtener la nacionalidad dominicana de forma irregular. Durante décadas, las leyes reconocieron como dominicanos a todos los nacidos en el país, pero la ley de migración vigente desde 2004 y la constitución promulgada en 2010 establecen que los hijos de inmigrantes ilegales no obtienen la ciudadanía de forma automática.

El Servicio Jesuita para Refugiados y Migrantes ha insistido que la JCE aplica las nuevas disposiciones de forma retroactiva contra miles de personas que, por la falta de documentos, no pueden continuar sus estudios, casarse u obtener un empleo formal. El caso, que afecta a miles de personas desde recién nacidos a adultos mayores, se encuentra bajo estudio de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos.

Uno de los nueve jueces de la JCE reveló en los últimos meses que ese organismo tenía bajo investigación los registros de nacimiento de más de 22.000 personas descendientes de extranjeros. El grupo Reconoci.do, que recibe apoyo de organizaciones nacionales e internacionales, documentó el año pasado 1.600 casos de personas adultas a quienes la JCE no les entregaba copias de sus actas de nacimiento o les expedía cédulas de identidad por su origen haitiano.

Roberto Rosario, presidente de la JCE, dijo en una reciente comparecencia ante el Congreso para explicar la situación que ese organismo sólo había suspendido 1.088 actas de nacimiento consideradas irregulares. El presidente Medina nunca se ha pronunciado públicamente sobre la decisión de la JCE, pese a las frecuentes manifestaciones y marchas que realizan los afectados.

El grupo Reconoci.do informó que recolecta firma para exigir que el presidente Medina “rompa el silencio” este 16 de agosto, cuando cumple un año en el gobierno, e intervenga para solucionar la situación de los miles de afectados. “Yo me dije: íAy Dios mío, por qué me pasa esto!”, recuerda Charline Charles, de 20 años, al narrar la decepción que sintió cuando hace dos años, al cumplir la mayoría de edad y tramitar su cédula de identidad, las autoridades del registro civil le dijeron que, por ser hija de inmigrantes haitianos, sus documentos estaban inhabilitados. Sin cédula, indispensable para realizar cualquier trámite civil, incluso abrir una cuenta bancaria o casarse, Charles no pudo continuar sus estudios y cuando nació su primera hija, Rosalyn, hace 11 meses, no pudo registrarla.

“Tengo muchos sueños, quiere que ella (Rosalyn) estudie y yo quiero que me den mi cédula para yo seguir mis estudios”, explicó Charles, quien viajó desde su Quisqueya natal, 75 kilómetros al este de la capital, para participar en la protesta frente al Palacio Nacional con su hija.

 

http://www.elnacional.com.do/nacional/2013/8/12/169044/Haitianos-protestancontra-desnacionalizacion