Primer año de Danilo Medina: Un buen veredicto – Listin Diario, República Dominicana

El siguiente editorial responde exclusivamente a la visión de este medio

 

Bien posicionado, tanto en la evaluación de su obra de gobierno como en el plano personal, el presidente Danilo Medina cumple hoy el primer año de su mandato constitucional en un contexto de expectativas positivas.

A la población le ha parecido novedoso y estimulante que un Presidente tenga contactos sistemáticos con la gente de los campos y los pueblos empobrecidos y trate de llevarles soluciones a sus necesidades.

Los medios de comunicación le han dedicado amplios espacios a poner de relieve este nuevo estilo de interactuar con los ciudadanos, así como a las medidas que ha ido tomando el gobierno en el campo de la agricultura, la salud y la educación.

El Presidente ha mostrado empeño en hacer saber y sentir a los ciudadanos que está muy atento a sus necesidades y muy comprometido con cumplir las ofertas que hizo en campaña electoral y las que formalmente asumió como retos el día de su toma de posesión, hace un año.

Ha resultado un Presidente de sorpresas.

Su proceder en el reclamo de mejores condiciones contractuales en el contrato de explotación de la mina de oro de Pueblo Viejo, Cotuí, operada por la Barrick Gold, le generó amplio apoyo ciudadano, un apoyo que no ha decaído pese a que aún persisten problemas que afectan sensitivamente el poder adquisitivo del pueblo y hay servicios públicos insuficientes o de alcances limitados.

El secreto de este impresionante nivel de popularidad y aprobación a sus ejecutorias parece radicar más en el estilo sencillo, comunicativo y accesible del Presidente; en sus coloquios con los ciudadanos de los estratos humildes y aún con los del alto capital, que traducen “buena intención” y pruebas de trabajo sin pausas, que en la cuantificación o dimensión de las obras de infraestructuras o de mejoramiento de los servicios públicos.

Al Presidente debería animarle el buen veredicto que ha logrado del  pueblo en su primer año, para que en este segundo, del cuatrenio, siga haciendo “lo que nunca se ha hecho”, enfocado siempre en la solución de los problemas de vieja data, en los acuciantes que trae cada día y en la construcción de un mejor porvenir para nuestro país.

http://www.listin.com.do/editorial/2013/8/16/288517/Un-buen-veredicto