Yasuní: el gobierno de Ecuador presenta en la Asamblea los cuatro ejes del proyecto

Hoy presenta los cuatro ejes del proyecto que llegó el viernes a la Asamblea

Los ministerios de Ambiente, Justicia, Recursos no Renovables y C. de Economía añadieron los anexos.

La petición del Presidente para la explotación del Yasunñi llegó a manos de los Asambleístas en la tarde del lunes. Les fue remitida un poco más de una semana después del anunció del primer mandatario sobre su decisión de cancelar la Iniciativa Yasuní ITT y su intención de iniciar la explotación de los Bloques 31 y 43. El pedido llegó a manos de Gabriela Rivadeneira, presidenta de la Asamblea, el viernes por la tarde.

La solicitud del primer mandatario consta de una carta de 15 páginas acompañadas de 81 páginas de cuatro informes ministeriales: Ambiente, Justicia, Recursos no Renovables y Coordinador de Economía. Las cuatro carteras de estado coinciden en que la explotación de los Bloques será posible si la Asamblea aprueba la petición del primer mandatario.

En la carta el primer mandatario da sus razones para solicitar la autorización de la Asamblea.

“(…) Con nuestro recursos renovables bien invertidos podemos mejorar y desarrollar nuestro talento humano para salir del extractivismo (…).

La estracción de recursos naturales no renovables es un elemento que permitía reducir los niveles de pobreza del país y superar la miseria, siempre y cuando que no se menoscaben otros derechos de la población y de la naturaleza.

Para la lucha contra la pobreza, el Ecuador podría optar por un modelo sin la explotación de recursos renovables, pero sin duda los resultados para la erradicación de la pobreza conllevarían el sacrificio de varias generaciones y la implementación de políticas de abuso laboral contrarios a nuestra firme política y visión.

(…) No podremos tener conservación sostenible de nuestra riqueza natural con los niveles de pobreza de país; y sobremanera en las pauperizadas comunidades indígenas de la Amazonía, de tal forma que la conservación solo puede ser sostenible en la medida en que el ser humano acceda a los beneficios claros y directos generados por la actividad petrolera, es evidente entonces que con la adecuada canalización de la renta incluso mejora la conservación de la naturaleza.

(…) Petroamazonas (…), como es el caso de Pañacocha, usará tecnología que permitirá conservar y utilizar sustentablemente la biodiversidad, respetando la multiculturalidad y los conocimientos ancestrales.

(…) En lo relacionado a la verificación y supervisión del cumplimiento del ordenamiento jurídico ambiental, la normativa prevé que un año después de entrar en operación la actividad a favor de la cual se aprobó el Estudio de Impacto Ambiental, el sujeto de control deberá realizar una Auditoría Ambiental de Cumplimiento con su plan de manejo ambiental y con las normativas ambientales vigentes.”

Además de los informes y sus razones ya expuestas, el Presidente también brinda datos sobre la evolución histórica de la legislación de las zonas protegidas en el país. Incluye también una reseña sobre la extracción petrolera en el país. (MJGD/RA)

¿Cómo explotar sin dañar la selva?

EL informe de 24 páginas sobre la “viabilidad técnica para la explotación del petróleo” en el Parque Nacional Yasuní, firmado por el ministro de Recursos No Renovables, Pedro Merizalde, es la columna vertebral de la argumentación presidencial sobre el tema. Comienza con un recuento histórico de las actividades hidrocarburíferas en la zona, incluye un cálculo de reservas y estima el beneficio económico probable para el país en $18 000 millones.

El informe asegura que “el desarrollo de estas reservas puede ser hecho empleando técnicas y prácticas innovadoras y de alta tecnología que minimizan el impacto al medio ambiente” en un área de intervención que no superará las 200 hectáreas, equivalentes al 0,02% del área total del parque.

Se ha previsto la incorporación sucesiva de los campos ITT: primero, Tiputini (fuera de la reserva); ocho meses después, Tambococha; dos años más tarde, Ishpingo. Se construirá una “central de procesos” adecuada para el tratamiento de fluidos provenientes de los tres campos y, al menos, tres plataformas de inyección de agua, con el propósito de “reinyectar el agua de la producción al subsuelo, según indican las normas ambientales”. Las tuberías de flujo serán enterradas y con ellas se incluirá el cable de poder para la distribución eléctrica de toda la zona. No se construirá, asegura el informe, ninguna instalación eléctrica dentro de la reserva.

Economía: aumentará la liquidez

La evaluación del Ministerio Coordinador de la Política Económica es que la explotación del ITT es muy importante para superar la pobreza en el país.

Según el informe de este Ministerio, la mayoría de los campos en producción actuales, son campos maduros y la explotación del ITT revertirá el declive de la producción petrolera.

Se alcanzará una producción ecuatoriana anual pico de 275 millones de barriles.

La cartera de Estado estima que, si el barril de crudo cuesta $70, el ITT producirá un valor neto de más de $18 000 millones. De esto, los Gobiernos Autónomos de la Amazonía recibirán más de $1 500 millones para invertir en desarrollo. Además establece que la liquidez nacional aumentaría en más de $19 000 millones.

Con estos valores el país podría llegar a tener un crecimiento económico de 5.3%.

Por su parte, el Producto Interno Bruto (PIB) también tendría un alza considerable. El PIB petrolero crecerá entre el 1.1% y el 19.3%. Mientras que el PIB no petrolero subirá entre un 0.2% y un 3.8%.

Para el Ministerio estas cifras visualizan el papel de la explotación de ITT en la lucha contra la pobreza.

Ambiente: un bajo impacto es posible

Según el Ministerio de Ambiente el proyecto es viable siempre y cuando se respete la normativa ambiental vigente. Para llegar a esta conclusión se evaluaron los factores relacionados con el cambio climático, la calidad ambiental, el patrimonio natural, la reparación ambiental, y el marco jurídico.

En lo que respecta al cambio climático, durante los 20 años que durará la explotación los bloques generarán 407 millones de toneladas de CO2. Esto equivale al 5% de las emisiones ecuatorianas a año y el 0.059% mundial.

La subsecretaría de Reparación Ambiental indicó que se debe hacer un inventario exahustivo, con fotografías y recolección de semillas, de la flora del lugar para que, una vez que el periodo termine, se inicie una renovación del lugar.

Calidad Ambiental determinó que se puede realizar una explotación hidrocarburífera técnica y ambientalmente viable, como en Pañacocha, empleando estándares internacionales y cumpliendo lo establecido en la legislación vigente.

De igual manera, considerando la delicadeza del ecosistema del Yasuní ITT, cabe la posibilidad que se soliciten informes ambientales separados para cada fase de exploración y explotación en la zona.

No contactados: por aquí ni pasan…

El “informe sobre posibles señales de presencia de Pueblos Indìgenas Aislados en los Bloques 31 y 43 (ITT), con la firma de responsabilidad del ministro de Justicia, Derechos Humanos y Cultos, Lenin José Lara Rivadeneira, tiene apenas once páginas y presenta una conclusión de bulto: “al interior del bloque no habita población indígena aislada, ni tampoco son utilizadas (sic) como lugar de tránsito”.

Para llegar a esta conclusión, el ministerio se sustenta, sobre todo, en una revisión histórica de los patrones de asentamiento, según los cuales los pueblos indígenas no contactados habitan en zonas interfluviales no inundables entre los 250 y los 400 metros sobre el nivel del mar.

Se habla también de “testimonios de las poblaciones alrededor y al interior de la zona intangible”, pero no se cita ninguno; y de actividades de trabajo de campo (identificación de “señales de presencia”, recorridos terrestres con técnicos y pobladores, etc.) de las que no se consigna registro alguno. El informe asegura que la distancia entre el bloque y el más cercano punto de avistamiento de no contactados es de 73 kilómetros, “lo cual implica que .no existen afectaciones directas”.

 

http://www.hoy.com.ec/noticias-ecuador/yasuni-el-presidente-respalda-su-peticion-en-cuatro-informes-589450.html