Lobo responde a El Salvador y dice que militares seguirán en Isla Conejo

El presidente Porfirio Lobo aseguró que las tropas militares hondureñas continuarán en la Isla Conejo y pidió “no caer más” en el juego del vecino país de El Salvador.
El gobierno salvadoreño envió el lunes de esta semana una carta a las Naciones Unidas donde solicita que Honduras desaloje inmediatamente la Isla Conejo.
Sin embargo, este martes el gobernante Lobo aseveró que “estamos haciendo mal, ellos están haciendo su jueguito ahí”.
Reiteró que la Isla Conejo nunca ha estado ni en disputa. “Nadie niega que es de Honduras, geográficamente es claro donde está Isla Conejo, es una extensión de territorio nuestro… cuando la marea baja usted puede caminar de tierra firme a Isla Conejo, sólo son 600 metros y se ubica de este lado… La Unión está al otro lado y es de El Salvador no lo discutimos”, declaró ante periodistas.
Calificó las acciones del gobierno salvadoreño como “un juego de palabras. Es muy posible que sea en el marco de la campaña electoral de ellos”.
Remarcó que “no tengo nada que cambiar, allí van a seguir las tropas como siempre han estado porque nunca la Isla Conejo estuvo en disputa”.
Insistió que el islote es total soberanía de Honduras. “Estamos cayendo en un jueguito con ellos, no tiene ningún sentido, tampoco vamos a negociar lo que es nuestro, lógicamente tenemos que defenderlo porque es nuestra soberanía”, finalizó.
En las últimas horas se ha producido una “guerra de comunicados” entre ambos países, en torno a la soberanía de la Isla Conejo.
El Salvador pide desocupar el territorio, en tanto Honduras ha anunciado una ofensiva diplomática para defender la soberanía del islote.