El presidente Correa denuncia ataques cibernéticos desde Colombia

El presidente de Ecuador, Rafael Correa, advirtió este jueves el peligro de una ciberguerra contra su país, para lo cual se ha diseñado una estrategia estimada en unos cuatro millones de dólares, y afirmó que algunos ataques rastreados han tenido origen en Colombia, por lo que se han adoptado algunas medidas.

“Algunos de esos ataques han tenido su origen en Colombia”, afirmó el mandatario a una pregunta de Andes, pero desestimó que los más recientes bloqueos a su cuenta en la red social de Twitter y la de otros altos funcionarios del gobierno sean parte de una campaña sistemática de “ciberespionaje”.

Correa consideró que estos “hackeos” provienen de personas “que no piensan bien lo que hacen” y que buscan “molestar”, probablemente desde la oposición al gobierno.

Sin embargo, confirmó que en alguna oportunidad sí se han reportado intentos de extraer información de la base de datos de la Presidencia, del disco duro de la presidencia, de Fuerzas Armadas o del Comando Conjunto, y se ha comprobado que han venido desde Colombia.

“Y eso sí es fruto de redes organizadas y de algo sistemático”, indicó.

Para ello, comentó, se han adoptado medidas como evitar esa vía de comunicación o encriptar la información.

“La mejor medida para decir algo confidencial es no usar nunca internet, sino llamar a la persona y decirle al oído”, señaló.

Pero lo más peligroso, en su opinión, sería una guerra cibernética, que pueda anular el control aeroportuario y generar accidentes o apagones, incluso tomar el comando de los armamentos, incluso, acotó, “podrían controlar aviones de guerra, submarinos”.

“Es una nueva generación de guerra, la guerra electrónica”. “Debemos estar preparados para esa clase de ataques”, alertó, y enfatizó que “el mayor peligro para el país es la guerra cibernética”.

En la última semana, las cuentas en Twitter de Correa y varios ministros, entre estos el del Interior, José Serrano, y el canciller, Ricardo Patiño, fueron plagiadas y mediante estas se transmitieron mensajes falsos a sus nombres relativos a asuntos naciones e internacionales.

Andes