Cumbre climática de la ONU se juega su último día lejos de lograr un consenso

El ambiente es cada vez más tenso, el espíritu de optimismo parece haberse puesto en espera como muchas de las decisiones que tienen que tomar los delegados para el borrador del acuerdo. En tanto, los políticos y científicos trataron de empujar e instar a los negociadores a que se tome una decisión antes de que el reloj cuente sus horas finales y se rumorea que la cumbre climática (COP20) podría extenderse más de un día.

El secretario general de Naciones Unidas, Ban Ki-moon, en el acto del día de la Acción Climática, resaltó de que “es el momento de tomar medidas decisivas”. “Venimos hablando del clima las últimas dos décadas. Insto a todas las delegaciones a superar todas las cuestiones de procedimiento y entregar un texto con un estatus formal”, puntualizó.

Incluso Rajendra Pachauri, presidente del Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático (IPCCC por sus siglas en inglés) advirtió que las poblaciones se tendrán que adaptar a inundaciones y sequías, que serán aún más fuertes. Por ello, indicó que así como la comunidad científica hizo su trabajo espera que los líderes también lo hagan.

Desde el miércoles,  los negociadores mostraron cierta preocupación cuando el texto de negociación siguió creciendo, informó un reporte del  Instituto Internacional de Desarrollo Sostenible. Desde el lunes este documento pasó de 18 páginas a más de 100.

Según reporta esta entidad, se sugirió que las contribuciones nacionales (INDC, por sus siglas en inglés) sobre reducción de emisiones se habían convertido en la “cuestión crítica”.

Puntos clave

Los países más vulnerables y grupos como la Asociación Independiente de América Latina y el Caribe (AILAC), al que pertenece el Perú, mantienen su posición de exigir un mayor compromiso de las grandes economías. Estas –como Estados Unidos, China, Australia y otros bloques– insisten en que todos los países deben aportar de igual modo porque todos han contribuido a incrementar el efecto invernadero, lo que mantiene en un punto muerto  la posibilidad de alcanzar el texto final de Lima, que servirá como base para el acuerdo climático del 2015.

La presidenta Pro Tempore de AILAC, Giovanna Valverde, opinó que el tema de la adaptación y medios de implementación de las finanzas, tiene que estar al mismo nivel que  la mitigación.

A pocas horas del cierre oficial, se espera que estas negociaciones concluyan con un mayor impulso y los escollos se liberen. Hasta el cierre de esta nota, los negociadores seguían intentando avanzar.

 

Kerry pide asumir compromisos contra el cambio climático

El secretario de Estado de los Estados Unidos, John Kerry, precisó en una enérgica conferencia que todos los estudios científicos demuestran que se deben tomar acciones concretas contra el cambio climático.

Kerry pidió a todas las naciones asumir compromisos, pues la responsabilidad es de todos. “Ningún país por sí solo, ni siquiera EE.UU. o China, puede resolver el problema y hacer frente a lo que ya vivimos”, dijo, asegurando que los desarrollados no son los únicos que deben tomar las riendas de la mitigación.

“Los desafíos del cambio climático son una prueba para los líderes del mundo. Cada país tiene que hacer de su parte, y solo los que hagan algo podrán reclamar un papel de liderazgo”, reclamó el secretario de Estado.

La República

 

Culminó la Cumbre de los Pueblos, París recibió posta

Con el lema “Cambiemos el sistema, no el clima”, el dirigente de la Confederación Nacional Agraria, Antolín Huáscar, clausuró la Cumbre de los Pueblos que acogió por cuatro días a cerca de mil personas –organizaciones indígenas y sociedad civil– que llegaron de las tres Américas, África y Europa para dar una respuesta a los problemas del cambio climático y el calentamiento global.

Mientras medio centenar de actividades proseguía en las distintas salas en el Parque de la Exposición y en locales alternos como el Sindicato Unitario de Trabajadores de Telefónica del Perú, Alianza Francesa, el Centro de la Mujer Flora Tristán, y la Casa Museo José Carlos Mariátegui, la comisión política de este encuentro mundial entregó la Declaración de Lima al presidente de la COP20, Manuel Pulgar-Vidal.

En el documento demandan, entre otros puntos, acuerdos que respeten la vida de pueblos originarios, campesinos y urbanos. Piden responsabilizar a las transnacionales por sus prácticas contra el medio ambiente, tal los casos de Newmont, Doe Run y Chevron-Texaco.

Señalan que ninguna acción para enfrentar el cambio climático será viable sin políticas públicas en favor de la pequeña agricultura, la reforma agraria y la producción libre de transgénicos y agrotóxicos.

Abogan por la promoción del consumo responsable y medidas de protección de los ecosistemas. También cuestionan la incoherencia del gobierno peruano por las políticas ambientales a favor de la inversión y en desmedro de la regulación.

Por la noche se dio por culminado este encuentro mundial. Jacqueline Balvet, miembro de una organización civil francesa, recibió la posta para organizar la próxima Cumbre de los Pueblos en París. “Me esforzaré porque sea tan buena como la de Lima”, dijo.

La República