Familiares denuncian que Militares paraguayos se mueren de hambre en Haití

Familiares de los militares paraguayos que forman parte de la misión de paz de la ONU en Haití denuncian que los efectivos no cobran su salario desde mayo y están sometidos a presiones sicológicas de todo tipo, e incluso algunas mujeres sufrieron acoso sexual de parte de sus superiores.

Señalan que los efectivos debieron volver el 1 de diciembre, pero los responsables fueron postergando el regreso hasta que el último anuncio fue que el 14 de enero se podría conseguir un avión que traslade a las tropas de regreso al país. Sin embargo, los 81 militares paraguayos afectados por la misión desean regresar antes de esta Navidad para pasar con sus familiares.

Las Naciones Unidas alegan que ya realizaron los desembolsos al Gobierno paraguayo, pero este no pagó a los soldados. Tanto el Ministerio de Hacienda como el de Defensa se desentienden del tema diciendo que no tienen los fondos. Sin embargo, documentos divulgados por la prensa muestran que la ONU desembolsó el pasado 21 de octubre la suma de USD 714.418 para el contingente militar.

Los familiares relatan que los soldados en Haití manifestaron que el coronel Justo Germán Torres se encuentra de vacaciones en Punta Cana, en la vecina República Dominicana, donde se trasladó con su esposa, enfermeras, mozos y parrilleros. Denuncian que por esta razón el mando castrense posterga el regreso de las tropas, que se encuentran en una difícil situación produciéndose incluso un intento de suicidio hace dos semanas.

“Los militares tienen hambre, están llorando y no soportan la presión. Están desconectados, no pueden usar las redes sociales y tienen poco tiempo para comunicarse con sus familiares. Hay mujeres que pidieron la repatriación por casos de acoso sexual. El coronel Justo Germán Torres dejó a las tropas y se fue de vacaciones”, dijo la denunciante, quien pidió el anonimato.

La fuente también criticó que el Gobierno se haya lucido con la fotografía en que se observa a un militar dando agua a un niño haitiano, pero ahora se desentiende del tema e incluso se apropia de manera indebida del dinero de los soldados.

Los responsables del Ministerio de Defensa esgrimieron varias excusas. Por un lado, culpan al Ministerio de Hacienda por supuestamente no haber transferido los fondos y, por otro, a la misma burocracia de la ONU, que provocaría que los fondos no estén disponibles a pesar de que ya fueron aprobados.

“El monto de 714.418 dólares americanos acreditados por la Organización de las Naciones Unidas al Ministerio de Hacienda (Dirección General del Tesoro Público), para destinarlo al pago de gratificaciones por Servicios Especiales al Personal Militar comisionado en Haití, fue transferido en fecha 11 de diciembre de 2014, al Comando de las Fuerzas Militares, por lo cual se desmiente que el desembolso se haya realizado el 21 de octubre de 2014”, dice un comunicado de las FFAA emitido en respuesta a las denuncias.

E’a