Presidente impulsa proyecto para declarar a Internet como un servicio básico

El proyecto de ley INGENIOS, como se conoce al Código Orgánico de la Economía Social del Conocimiento, la Creatividad y la Innovación, fue aprobado este miércoles por el presidente Rafael Correa, quien también apoyó la propuesta para establecer al Internet como un servicio básico para todos los ecuatorianos, informó René Ramírez, titular de la Secretaría Nacional de Educación Superior, Ciencia, Tecnología e Innovación (Senescyt), durante una rueda de prensa.

“El proyecto de ley ya fue aprobado por el presidente y se espera que en los próximos días sea enviado a la Asamblea”, dijo Ramírez este jueves, a su vez que explicó en detalle sobre el código INGENIOS, cuya propuesta es cambiar el modelo productivo del país, basado en el talento humano a través de la ciencia y la tecnología.

Uno de los grandes objetivos del código es que el Internet se convierta en un servicio básico, así como el agua, la luz y el teléfono. “Con esto se garantizará el acceso a todos los ecuatorianos”, señaló Rina Pazos, subsecretaria de la Senescyt, que espera trabajar en conjunto con el Ministerio de Telecomunicaciones para lograr este objetivo. Actualmente, cerca del 50% de los ecuatorianos tienen acceso a Internet.

Por otro lado, Ramírez confirmó que se llegó un acuerdo con el Ejecutivo para que se designe un mayor presupuesto para ciencia y tecnología.

“El presidente ha aprobado la preasignación para ciencia, tecnología e innovación, por parte del Estado, y que se garantice al menos el 0,55% del Producto Interno Bruto (PIB), que serían aproximadamente 550 millones de dólares”, dijo Ramírez.

El presupuesto actual para esta área es del 0,74% del PIB, indicó el funcionario.

INGENIOS, un proyecto de ley “pionero en el mundo” fue creado hace un año y subido a una plataforma web para que cerca de 16.000 personas, entre académicos, investigadores y estudiantes, participen en la construcción de la normativa que está compuesta de cuatro libros con 560 artículos en total.

Según Ramírez, cerca de 1,7 millones han visitado la plataforma y cerca de “40.000 personas ayudaron a editar el proyecto de ley”.

Además, esta ley pretende derogar la actual legislación de Propiedad Intelectual que, a juicio de Ramírez, “ha sido un fracaso”, puesto que “no ha producido nada de innovación o a traer inversión extranjera directa”, y se ha convertido en “una ley privatizadora” que protegía únicamente a las transnacionales.

Al aprobarse esta ley, “tendrían que articularse otras que estén vinculadas con el tema de propiedad intelectual”, señaló Hernán Núñez, director ejecutivo del Instituto Ecuatoriano de Propiedad Intelectual (IEPI), quien también estuvo en el encuentro con la prensa.

Andes