Más jóvenes se suman a la huelga de hambre contra la corrupción

La cifra de indignados en huelga de hambre para conseguir la instalación de una Comisión Internacional Contra la Impunidad en Honduras (CICIH), aumentó este miércoles, cuando varios jóvenes en Tegucigalpa y San Pedro Sula iniciaran un ayudo solidario.

El pasado lunes dos coordinadores de la marcha de las antorchas, Ariel Varela y Miguel Briceño, iniciaron una huelga de hambre en las cercanías de la Casa Presidencial, como medida de presión para que el Gobierno solicite la instalación en el país de la CICIH. Desde hace un mes se realiza en el país las marchas de las antorchas, en memoria a las víctimas fallecidas por el saqueo del Instituto Hondureño del Seguro Social (IHSS) y para exigir un alto a la corrupción, a la impunidad y la instalación de la CICIH.
De Santa Bárbara y San Pedro Sula llegaron hasta la Capital, German Ayala y Gerson Suazo respectivamente, a sumarse al ayuno indefinido que sostienen desde el lunes Ariel Varela y Miguel Briceño en las cercanías de la Casa Presidencial.

A esta iniciativa, también se sumaron este miércoles varios miembros del Movimiento Amplio por la Dignidad y la Justicia (MADJ) en San Pedro Sula, quienes se declararon en ayuno.

16 jóvenes, entre ellos José Luis Cruz, diputado por el partido Libertad y Refundación por el departamento de Cortés, iniciaron un ayuno a inmediaciones de las instalaciones del Ministerio Público de San Pedro Sula, como una muestra de apoyo a los dos Indignados que están en huelga de hambre en Tegucigalpa.

En un comunicado el MADJ exige al presidente Hernández “solicite a las Naciones Unidas y garantice la instalación de la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Honduras (CICIH), que venga a contribuir a los esfuerzos en la lucha contra la corrupción y a la reorganización de la institucionalidad”.

Además, el día que Varela y Briceño iniciaron el ayuno indefinido, también se unieron a esta huelga de hambre Ariel Calero y Erlin Mejía, este último tuvo que abandonar el día siguiente el ayuno, por recomendaciones de los médicos que están pendiente de la salud de los huelguistas.

El martes en horas de la noche, mediante una cadena de radio y televisión, el presidente Juan Orlando Hernández propuso la creación de un Sistema Integral Hondureño de Combate a la Impunidad y la Corrupción (SIHCIC).

Los indignados en huelga de hambre rechazaron esta propuesta y señalaron que la condición para sentarse a dialogar con Juan Orlando Hernández es la instalación en Honduras de la (CICIH).

Miguel Briceño posteó un mensaje en su muro de Facebook, en el que dice estar “agradecidos con Dios y con todo el pueblo que está pendiente de nosotros, un fuerte abrazo y a seguir en la lucha, no hay dialogo. Si a la CICIH”.

Por su parte Ariel Varela indicó en su Facebook “que pena me da, que quien tiene la banda presidencial, le tema tanto a una investigación transparente e imparcial”.

Honduras Tierra Libre

Gobierno reafirma respeto a DDHH y niega que vaya a desalojar a jóvenes en huelga de hambre

Mediante un comunicado de prensa leído por la subsecretaria de Derechos Humanos, Justicia, Gobernación y Descentralización, Karla Cueva, el gobierno hondureño negó que pretenda desalojar a los dos jóvenes que permanecen en huelga de hambre e un costado de la Casa Presidencial.

La funcionaria explicó que que se reconoce el derecho legítimo de toda persona a manifestarse públicamente de acuerdo al Artículo 79 de la Constitución de la República, y que no existe incompatibilidad en algunos de los planteamientos que presentan los manifestantes, particularmente en la necesidad de fortalecer la transparencia y erradicar la corrupción en Honduras.

Al contrario, citó que el Gobierno de la República ha establecido mecanismos de coordinación interinstitucional para asegurar el cumplimiento por parte de la autoridad de los protocolos y el uso de sanas prácticas en materia de derechos humanos.

Uno de los apartados del comunicado establece que “garantizando y respetando los derechos humanos de los manifestantes se ha permitido que ellos cuenten con un perímetro seguro, el acompañamiento de grupos de apoyo de derechos humanos, la visita de familiares, atención médica y su libre desplazamiento en el área de la manifestación”.

Miembros de la Cruz Roja Hondureña han monitoreado constantemente el estado físico de los manifestantes, además de la provisión de una ambulancia permanentemente, para asegurar la atención médica oportuna, en caso de necesitarse, debido a las consecuencias por falta de ingesta de alimentos en una huelga de hambre.

“En ningún momento el Gobierno de la República ha considerado practicar un desalojo o el uso de la fuerza ya que una orden de este tipo solamente puede emanar de una autoridad judicial competente, reafirmando su compromiso de respetar lo establecido en el Artículo 79 de la Constitución de la República, sobre el derecho que tienen todas las personas de manifestarse pacíficamente”, concluye la nota oficial.

Proceso