Segundo sismo de 6,8 grados en un día sacude al país

Un nuevo sismo se registró a las 11:46, según informó el Instituto Geofísico. De acuerdo al reporte, este movimiento telúrico tuvo una magnitud de 6,8 grados con una profundidad de 6,20 kilómetros, con epicentro en Mompiche, provincia de Esmeraldas.

El temblor se sintió con fuerza en ciudades de Manabí, Esmeraldas y en otras provincias.

En Ambato (Tungurahua), por ejemplo, ciudadanos se lanzaron a las calles. En la avenida Los Shirys, la gente buscó las aceras, los parques y zonas abiertas.

Los que podían buscaron información en sus celulares y en las computadoras. En Machala (El Oro), varias instituciones públicas y privadas evacuaron a sus empleados de los edificios que están en el centro de la ciudad.

Lo mismo ocurrió en Riobamba (Chimborazo) y Cuenca (Azuay). En Quito, la gente evacuó edificios, casas y entidades públicas.  El Instituto Oceanográfico de la Armada (Inocar) confirmó el estado del nivel del mar a través de todos los sensores, y descartó la alerta de tsunami para las costas del Ecuador.

En su cuenta en Twitter, el presidente Rafael Correa señaló que se trató de una réplica del terremoto del 16 de abril, similar a la registrada en la madrugada.

De hecho, los epicentros de las dos réplicas, a las 02:58 y 11:46, se localizaron cerca del balneario de Mompiche y tuvieron la misma magnitud. El presidente Correa dijo que el Comité de Operaciones de Emergencia (COE) fue nuevamente activado.

Desde el ECU 911 en Quito se están consolidando los reportes a nivel nacional. Desde allí se emitirá en los próximos minutos un informe oficial de posibles daños.

El Jefe de Estado informó que se ha ordenado la suspensión de clases en Manabí y Esmeraldas hasta el lunes.

En el caso de la jornada vespertina, la suspensión es a nivel nacional. Además, indicó el Mandatario, hubo cortes de luz en algunos sectores de la Costa. El Ministerio de Electricidad ya estaba trabajando para la recuperar energía. En cuanto a las represas, dijo, no se registraron novedades.

De su lado,  la Secretaría de Gestión de Riesgos dio a conocer un reporte preliminar de las afectaciones como consecuencia de la réplica de las 11:46. Hubo colapsos de edificaciones que estaban en lista de demolición en Pedernales, Canoa y Portoviejo, entre ellos el Banco Comercial de Manabí.

Además, se reporta 15 personas heridas en Pedernales, un policía con heridas graves. En esa localidad, el Centro Gerontológico, donde funciona el COE tiene daños en la infraestructura.

La población de la isla Muisne evacuó al continente. En Jujan, se cayeron las paredes del mercado. Mientras en Bolívar, se registró un deslizamiento en la vía a Guaranda.

La localidad de Jama está sin servicio telefónico y sin energía. En Sucre, sin fluido eléctrico.

Las autoridades recordaron que se mantiene el estado de excepción y hacen un llamado a la ciudadanía para seguir medios oficiales y no comunicar rumores que puede poner en riesgo a la población.

El Telégrafo


87 personas heridas y un fallecido en sismo de 6,8 registrado en las costas de Ecuador

El primer mandatario, Rafael Correa, confirmó que hay 85 personas con heridas leves, dos heridos con traumas y una persona fallecida en localidades de la costa norte de Ecuador, como consecuencia de una réplica de 6,8 grados, con epicentro en Mompiche, que sacudió al país cerca de las 11:46 de este miércoles.

Después de un barrido que realizó el Comité de Operaciones de Emergencia (COE) Nacional, se constató el colapso de las edificaciones que estaban en la lista de demolición en las localidades de Pedernales, Jama y Portoviejo, que quedaron destruidas tras el terremoto del 16 de abril pasado, entre ellas el Banco Comercial de Manabí.

Mario Ruiz, Director del Instituto Geofísico, “los dos eventos son réplicas del sismo del 16 de abril y son gemelos, tienen el mismo mecanismo, están localizados en la misma zona, al oriente de la población de Mompiche”.

En Portoviejo colapsaron los últimos pisos del edificio del Banco Comercial de Manabí, donde se encontraban cuatro personas trabajando. Los obreros quedaron atrapados en la parte alta del edificio y fueron bajados con un brazo mecánico, inmediatamente recibieron la atención médica y tras la valoración salieron de la zona.

Correa hizo un llamado a la calma a los ecuatorianos y llamó a “estar preparados porque es normal estas réplicas hasta meses después del sismo inicial”.

En otras poblaciones como Sucre o Jama y Quevedo se perdió el fluido eléctrico, sin embargo el mandatario anunció que el Ministerio de Electricidad y Energía Renovable (MEER) ya trabaja en la restauración.

Además, como medida de prevención, las autoridades suspendieron las clases de las jornadas vespertinas y nocturnas a nivel nacional. En las provincias de Esmeraldas y Manabí las actividades educativas en colegios y universidades estarán suspendidas hasta el lunes, 23 de mayo.

Las autoridades también informaron en las instalaciones estratégicas de hidroeléctricas, represas y refinerías; no se ha registrado ningún daño y estas se encuentran funcionando con normalidad.

En el país se mantiene el estado de excepción y el presidente Correa llamó a ciertos sectores de oposición a superar la politiquería “en estos momentos de crisis”.

Andes


Presidente Correa confirma que “hay calma” en el país tras fuerte réplica del terremoto

El presidente de Ecuador, Rafael Correa, ratificó en declaraciones desde el Ecu911 de Quito que el sismo de 6,8 grados de magnitud que se produjo a las 02:57 de la madrugada de este miércoles fue una réplica del terremoto del 16 de abril.

Afirmó que el país está calmado con daños menores y heridos leves por lo cual, tras una evaluación, resolvió desactivar el Comité Nacional de Operaciones Emergencia que se instaló inmediatamente tras el evento telúrico.

El jefe de Estado dijo que las réplicas son normales y llamó a mantener la calma pero “estar preparados” pues no se reportan mayores daños. “En Manabí y Esmeraldas se registraron cortes de energía pero estamos preparados ante cualquier emergencia”, sostuvo.

Con base en el reporte del Instituto Geofísico, insistió en que se trata de una actividad regular tras un terremoto. Recordó que en 1942, en un movimiento “gemelo” al del 16 de abril, se produjeron réplicas durante los dos meses posteriores.

Por esta razón, el jefe de Estado indicó que este miércoles las actividades se desarrollarán con normalidad, incluida la asistencia a clases.

Un equipo de Andes realizó un recorrido por Portoviejo y pudo constatar que, pese al susto de los ciudadanos, no se registraron afectaciones de relevancia.

Andes