Alista la CNTE bloqueos y marchas por la detención de líderes de la sección 22

A raíz de la detención y el encarcelamiento de Rubén Nuñez y Francisco Villalobos, dos destacados líderes de la Coordinadora Nacional de los Trabajadores de la Educación (CNTE), los maestros anunciaron que este lunes, cerrarán carreteras en varias zonas del país y quizá organizarán un mitin en la Ciudad de México.

El martes realizarán una valla humana en la capital, “en defensa de la educación pública” y marcharán a las 4 de la tarde. El miércoles bloquearán “empresas transnacionales” y el próximo viernes llevarán a cabo una manifestación en la capital, con la misma exigencia desde el inicio del movimiento: la instalación de una mesa de diálogo con el gobierno federal para discutir la reforma educativa.

Descabezada, la sección 22 sesionará esta tarde para decidir cómo sustituir –aunque de manera temporal– a sus líderes, encarcelados en el Centro Federal de Readaptación Social número 11, ubicado en Hermosillo, Sonora.

Desde la Ciudad de México, donde la CNTE llevó a cabo la Asamblea Nacional Representantiva, Nuñez condenó la “desaparición forzada de Villalobos”. Horas después, las autoridades desalojaron con violencia el plantón que mantenían los maestros, frente al Instituto Estatal de Educación Pública de Oaxaca (IEEPO).

La CNTE denunció que fueron 12 personas vestidas de civiles quienes detuvieron con violencia al líder magisterial a la 1:20 de la madrugada de este domingo, mientras éste viajaba en un taxi con otros dos integrantes de la CNTE en la avenida Insurgentes Norte –casi Estado de México–. Trasladaron Núñez al Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM), desde el cual lo llevaron a Hermosillo, Sonora.

A través de Gilberto Higuera Bernal, subprocurador de procedimientos penales y amparos, la Procuraduría General de la República (PGR) anunció hoy que Nuñez enfrentaba una orden de aprehensión por lavado de dinero desde abril pasado. Las autoridades mexicanas sostienen que el líder sindical hubiera recibido comisiones de 24 millones de pesos en el otorgamiento de contratos.

El funcionario también advirtió que la PGR irá por más dirigentes de la CNTE, pues las investigaciones en curso engloban operaciones de lavado de dinero por 132 millones de pesos.

La PGR y la Policía Federal (PF) detuvieron ayer a Francisco Villalobos, secretario de organización de la sección 22, al que imputaron el delito de robo agravado. Según las autoridades, el sindicalista habría robado libros de la Secretaría de Educación Pública (SEP).

Durante una conferencia de prensa que dieron a mediodía en su plantón de la Ciudad de México, los representantes generales de las secciones de la CNTE denunciaron que Núñez y Villalobos son “presos políticos”, y reiteraron que la CNTE no abandonará la lucha contra la reforma educativa.

“Estamos dispuestos a discutir la transformación de la educación pública que necesita México”, aseveró la CNTE, al advertir que “los mecanismos de división no funcionarán con esta coordinadora”.

Proceso