Conmemoraciones en todo el país, a 40 años de La Noche de los Lápices

Este viernes se cumplen 40 años de la denominada Noche de los Lápices, uno de los hechos más aberrantes ocurridos durante la última dictadura cívico-militar en la Argentina, y que consistió en una serie de secuestros realizados durante el mes de setiembre de 1976, en el marco del plan sistemático de exterminio que llevó adelante el gobierno genocida que ejercía la presidencia de facto del país. El blanco que tuvieron estos episodios durante la represión fueron los estudiantes secundarios con militancia política y estudiantil de la ciudad de La Plata: unos 300 jóvenes de entre 13 y 18 años, cuya mayoría estudiaba en los colegios de la Universidad Nacional de La Plata (UNLP).

La lucha de los jóvenes tuvo lugar en torno de la reivindicación del Boleto Estudiantil Secundario. Entre otros reclamos, los estudiantes pedían la reducción del costo del boleto a un peso. Una reivindicación que llegó recién el año pasado, cuando la legislatura de la provincia de Buenos Aires, con los aportes de la vicepresidencia institucional de la UNLP y del colectivo estudiantil organizado, aprobó por amplia mayoría la Ley 14.735 de Boleto Especial Educativo, que establece la gratuidad del boleto para estudiantes de todos los niveles del sistema educativo. Sin dudas, un hito para la educación argentina y una reivindicación histórica con aquellos jóvenes que lucharon y dieron su vida por una sociedad más justa e igualitaria.

Por todos estos motivos, la comunidad educativa del Bachillerato de Bellas Artes de la UNLP organizó una serie de eventos conmemorativos que se realizan desde el jueves en la puerta del colegio, de la calle 10 Nº 1472. Las actividades comenzaron con una vigilia que incluyó radio abierta, música en vivo, proyecciones y taller de pancartas, hasta que a la medianoche comenzó la marcha de antorchas a la plazoleta del jacarandá. Luego, desde las 11 de la mañana del viernes, habrá intervenciones artísticas, visuales, musicales y performáticas a cargo de estudiantes, exalumnos y profesores. Posteriormente habrá una charla a cargo de Emilce Moler, sobreviviente de la Noche de los Lápices y al finalizar se realizará la tradicional Marcha.

Por su parte, desde las 10:30 del viernes, en el Edificio Madres de Plaza de Mayo, perteneciente al Colegio Nacional de la UNLP, quedará inaugurado el Mural “La Noche de los Lápices” realizado por las profesoras María Cristina Terzaghi y Verónica Sánchez Viamonte, junto con los equipos de trabajo conformados por estudiantes del colegio y de la carrera de Muralismo de la Facultad de Bellas Artes de la UNLP. La obra se plasmará sobre la pared del edificio ubicado sobre calle 50 y se trata de una reconstrucción del mural esgrafiado en los Jardines del Ministerio de Obras Públicas de la provincia de Buenos Aires, que fue construido por el Grupo Tapis -Taller de Arte Público e Integración Social- coordinado por Cristina Terzaghi y alumnos de la Facultad de Bellas Artes.

Además, en el Liceo Víctor Mercante se realizarán distintas actividades en homenaje a los jóvenes militantes detenidos desaparecidos, como política de promoción y reconstrucción de la Memoria, la Verdad y la Justicia. Desde las 7:30 se proyección del film “La Guardería” de Virginia Croatto (2016) con la presencia de dos protagonistas de la película: Susana Brardinelli y Mariana Chávez. La película se repetirá a las 10:30 pero con la asistencia de Susana Brardinelli y Amor Perdía.

En otras ciudades también se realizarán jornadas para conmemorar la memoria de los estudiantes detenidos-desaparecidos durante la Noche de los Lápices. Tal es el caso de la actividad Baldosas por la memoria, organizada por el Colegio Comercial N°25, el Normal N° 7 y el Comercial N° 8. Alumnos y docentes de la primera de estas instituciones colocarán dos baldosas en las que se recordarán a las seis desaparecidas de esta escuela. Será desde las 18:30, en Corrientes 4261, Ciudad de Buenos Aires, y las baldosas estarán dedicadas a la memoria de Dora Falco, Teresa Israel, María Delia Leiva (las tres que estaban en la primera que se va a reemplazar por su deterioro), Liliana Aimeta, Silvia Beatriz Gallina y Mónica Beatriz Teszkiewicz, detenidas desaparecidas por el terrorismo de Estado.

Finalmente, la Comisión Provincial por la Memoria (CPM) junto al Colectivo Quilmes, Memoria, Verdad y Justicia, conmemorarán la fecha con una clase pública frente al Pozo de Quilmes (Allison Bell esquina Garibaldi) el viernes a las 14. Bajo la consigna “A 40 años, hoy Etchecolatz es el responsable”, la propuesta inscribe esta fecha como un emblema de las luchas de ayer y hoy. La CPM realiza además una campaña de afiches para pegar en toda la provincia los rostros de los estudiantes secundarios secuestrados y asesinados por las Fuerzas Armadas y de seguridad en septiembre de 1976.

“Para nosotros es un hito estar haciendo en este lugar una clase pública con unos 300 estudiantes, no sólo revaloriza el trabajo que venimos haciendo para la construcción del Pozo de Quilmes como sitio de memoria —un trabajo que, además, representa años de luchas de sobrevivientes, familiares y vecinos por su restitución—, sino que permite inscribir la historia de los jóvenes de la noche de los lápices en la memoria local: algunos de ellos pasaron por este centro clandestino de detención y, sin embargo, ese hecho no está presente la memoria de los quilmeños”, expresó Viviana Buscaglia, integrante del Colectivo Quilmes, Memoria, Verdad y Justicia.

“La jornada está pensada no sólo como recuerdo del pasado y reafirmación de la política de memoria, verdad y justicia, sino también como espacio de diálogo entre la historia y nuestro presente. Es decir de transmisión, de encuentro entre generaciones”, agregó la directora general de la CPM, Sandra Raggio.

En septiembre de 1976, las fuerzas armadas y de seguridad secuestraron y desaparecieron a diez estudiantes y militantes secundarios; seis de ellos fueron asesinados. En 2012, Miguel Etchecolatz fue condenado a reclusión perpetua en el juicio por el Circuito Camps, que investigó los crímenes cometidos contra 280 víctimas, entre las que estaban esos seis jóvenes: Francisco López Muntaner, Claudio De Acha, María Claudia Falcone, Horacio Ungaro, Clara Ciocchini y Daniel Racero.

En ese sentido, y bajo la consigna “A 40 años de la noche de los lápices, hoy Etchecolatz es el responsable”, la conmemoración de esta fecha se inscribe no sólo en el recuerdo de los estudiantes secundarios perseguidos por el terrorismo de Estado sino también en la revalorización de la militancia política por parte de los jóvenes, en el reclamo por la continuidad de los juicios por delitos de lesa humanidad y por el sostenido pedido de cárcel efectiva para los genocidas.

Tiempo Argentino