Empleados públicos declaran paro general contra ley que les quita derechos

Varios sindicatos de corporaciones públicas comenzaron hoy un paro de labores para manifestarse frente a la sede del Departamento del Trabajo, en Hato Rey, contra la Ley de Sostenibilidad Fiscal y Operacional del Gobierno, la cual afecta derechos adquiridos de los trabajadores mediante convenio colectivo.

El presidente de la Unión Independiente Auténtica (UIA) de la Autoridad de Acueductos y Alcantarillados (AAA), Pedro Irene Maymí, no precisó si el paro será de 24 horas.

“Bueno, nada nos quita que por aquí continúe el paro general”, señaló en entrevista con este diario.

“Estamos por decidir”, añadió el líder sindical.

Mientras, el líder de los Trabajadores Unidos de la Autoridad Metropolitana de Autobuses (TuAma), Antonio Díaz López, señaló que los empleados de esta corporación se reunirán a eso de las 11:00 a.m. para determinar si continúan de paro indefinido. Primero, se unirán a eso de las 8:00 a.m. a la manifestación frente al Departamento del Trabajo.

“Esta asamblea extraordinaria está pautada para el tiempo que la matrícula determine”, sentenció a este diario.

Además de la UIA y TuAma, paralizaron las labores hoy la Unión de Trabajadores de la Industria Eléctrica y Riego (Utier), la unión de la Autoridad de Carreteras del Programa de Solidaridad de la Utier (ProSol Utier), la Autoridad de Puertos, la Unión de Empleados de Transporte de Cataño (UETC), que operan las lanchas, y la unión de la Administración de Compensaciones por Accidentes de Automóviles (ACAA).

Estos grupos se les unen a los empleados de la unión del Banco Gubernamental de Fomento (BGF), los cuales llevan alrededor de dos semanas en un paro indefinido.

Mientras, la Unión de Empleados de la Corporación del Fondo del Seguro del Estado (CFSE), así como la Unión General de Trabajadores (UGT), que agrupa los empleados de la Administración de Servicios Médicos (Asem) y el Centro Cardiovascular de Puerto Rico, no se unirán al paro. Ayer, trascendió que estos grupos accedieron a acudir a la mesa de negociación.

También comenzó un diálogo con el patrono la unión de la ACAA, pero Irene Maymí alegó que el liderato escuchó las propuestas y se retiró de la mesa de negociación.

En cuanto al reclamo que realizan los sindicatos con este paro de labores, el líder sindical de la UIA detalló que continúa el repudio de los trabajadores unionados a la Ley 66 de Sostenibilidad Fiscal y Operacional del Gobierno.

“Nosotros entendemos que esta ley es nefasta para el País, es nefasta para la economía. El reclamo es en contra de la Ley 66”, sentenció Irene Maymí.

Dijo que se concentrarán frente al Departamento del Trabajo en horas de la mañana para “cuestionarle al secretario (Vance Thomas) si él está cumpliendo con el deber de su cargo de ser el abogado de los trabajadores”.

Además, alegó que Thomas ha servido “de sello de goma del Gobierno. Ha hecho de todo menos defender a los trabajadores”.

Por su parte, el presidente de TuAma dijo que con sus manifestaciones buscan que el pueblo reconozca el efecto nefasto de la Ley 66.

“Cuando el Gobierno permite que se mancillen los derechos del trabajador, en el sentido de que los puede trasladar de un lado a otro, eso es más perjudicial, se abre la puerta a la subcontratación, se abre la puerta a que este Gobierno persiga a los empleados políticamente”, manifestó Díaz López.

Alegó que el traslado de empleados a otros pueblos los llevará a renunciar por obligación.

“Aquí todos sabemos que no es la primera vez o la primera administración que va a encarar demandas por perjuicio, acoso y persecución política”, advirtió el líder de TuAma.

Tanto Díaz López como Irene Maymí señalaron que las uniones están dispuestas a negociar, si se comienza recortando contratos y otros gastos antes de entrar a ceder beneficios adquiridos en convenios colectivos.

“El mensaje al Gobierno es que los sindicatos están dispuestos o disponibles a dialogar, pero en ese diálogo tiene que estar la transparencia, decirnos cuánto invierte en subcontrataciones versus el impacto de los convenios colectivos. Bajo esas líneas, sentarnos a ver dónde podemos cortar grasa. Lo que estamos diciendo es, vamos a verlo todo en conjunto”, precisó Díaz López.

Entretanto, en Hato Rey los empleados del DTRH que llegaron hasta su lugar de empleo fueron reunidos para comunicarles las instrucciones del secretario Vance Thomas.

“Vamos a esperar instrucciones. Nadie cruza línea de piquete. Esas son las instrucciones”, expresó el secretario auxiliar de Recursos Humanos del Departamento del Trabajo, Agustín Matos Casado.

La ayudante del secretario del Trabajo, Madeleine Melía, dijo que “nadie se va afectar en su salud o su seguridad. Vamos a esperar instrucciones”. Ante la preocupación de algunos, Meliá expresó al grupo que se le indicaría al secretario que ya se les explicaron las instrucciones a los empleados.

http://www.elnuevodia.com/amanecenenparocorporacionespublicas-1800865.html