Brasil: Movimiento Sin Tierra ocupa hacienda que utilizaba trabajo esclavo y exige Reforma Agraria

Un grupo formado por 638 familias del Movimiento de Trabajadores Rurales Sin Tierra (MST) ocupó, en la madrugada del último sábado 26 de julio, una hacienda que mantenía trabajo esclavo en el Distrito Federal. Ellos permanecen desde entonces en la Hacienda Santa Isabel, ubicada en el núcleo rural Monjolo, Municipio de Planaltina, y se organizan en campamento.

El área es de propiedad de la empresa Rural Whittmann Agropecuaria LTDA, que fue encontrada in flagrante, el último 3 de julio, utilizando a 33 trabajadores en condición análoga a la de esclavitud, después de la operación de rescate realizada por el Ministerio Público del Trabajo del Distrito Federal (MPT-DF) y el Ministerio de Trabajo y Empleo (MTE). Ellos trabajaban, desde junio de este año, sin contrato de trabajo formal firmado ni pago de Previsión Social, sin equipamiento de protección, estaban alojados en lugares precarios y superpoblados, además de no haber recibido ningún salario hasta la fecha.

La empresa inclusive llegó a cobrar el valor de R$ 250 por cada uno de los trabajadores para gastos de transporte. La hacienda tiene 58 hectáreas y comporta 250 mil plantas de café. La cosecha del producto se inició en junio, pero fue interrumpida después de la fiscalización del MPT y de la Superintendencia Regional del Trabajo y Empleo de la región (SRTE-DF).

El grupo fue engañado en el municipio Nova Floresta (Estado de Paraíba) para trabajar en la cosecha de café, con la promesa de empleo por un período de 90 días. Después del flagrante, el MPT convocó a Rural Whittmann a pagar montos de rescisión y demás derechos laborales a los trabajadores explotados, además de determinar el alquiler de habitaciones en un hotel en Planaltina para acomodar a los trabajadores, teniendo en cuenta las malas condiciones de alojamiento de la hacienda. El valor total de las indemnizaciones suma cerca de R$ 220 mil.

“Exigimos que esa área se destine a la reforma agraria. Es un ejemplo bien claro ante los ojos de los parlamentarios brasileros que, en el Congreso Nacional, intentan cambiar la descripción de lo que es trabajo esclavo, lo que es un retroceso para cualquier trabajador/a rural y un alivio para que los ruralistas continúen con esta práctica inhumana”, afirma Edmar Tavares, integrante de la coordinación del MST en el Distrito Federal y alrededores, en texto publicado por el Movimiento.

“El Parlamento, después de 15 años, decidió la expropiación de propiedades rurales y urbanas de empleadores culpables de utilización de trabajo esclavo o análogo a la esclavitud y es esto lo que estamos reivindicando”, complementó el militante.

En entrevista con Adital, Elissandro Martins, miembro del movimiento en el Distrito Federal, afirmó que ninguna autoridad del Poder Público ni propietarios de la hacienda llegó para hablar con los Sin-Tierra. Según Martins, ellos van a permanecer en el área en campamento. “Por ahora, las familias están en el lugar. Está todo tranquilo. Enviaremos más información en breve”, dijo Elissandro.

El último 27 de julio, otras 250 familias ocuparon una hacienda en la BR 251, entre las ciudades de Unaí y Paracatu, en el Estado de Minas Gerais. La propiedad también es blanco de denuncias por utilizar trabajo esclavo y de realizar deforestación ilegal para la producción de carbón. El MST exige que el área también se destine a la Reforma Agraria.

Ley que no tiene efecto práctico

La Propuesta de Enmienda a la Constitución del Trabajo Esclavo (PEC 57A/1999), conocida como PEC del Trabajo Esclavo, fue aprobada por el Senado Federal el 27 de mayo de 2014 y determina la expropiación de inmuebles urbanos y rurales donde se constate la explotación de trabajo análogo a la esclavitud. Sin embargo, este asunto todavía no tiene efecto práctico porque, durante la votación, los senadores incluyeron una enmienda que somete su reglamentación a una ley complementaria. Actualmente, un Proyecto de Ley sobre este tema tramita en el Congreso, sin previsión de fecha de votación.

http://site.adital.com.br/site/noticia.php?lang=ES&cod=81730