Conflictos en frente oficialista por aprobación del protocolo de la Reforma Tributaria

Las heridas que dejó el acuerdo tributario

Partidos de la Nueva Mayoría, como el PC, notificaron no sentirse representados por el protocolo firmado el martes. En tanto, tras las críticas de Piñera, diputados de RN y parlamentarios de Amplitud anunciaron que no apoyarán la reforma, pese a los ajustes.

En las distintas fotografías que dejó el acuerdo tributario, firmado la noche del martes por el gobierno y la Alianza, no figuraban en los créditos los representantes de la IC, el MAS, el PC, el PRSD, los independientes y del movimiento Amplitud.

El hecho reflejaba la distancia con que reaccionaron estos grupos miembros de la Nueva Mayoría y la Alianza frente al protocolo redactado por el Ministerio de Hacienda y senadores opositores y oficialistas. Las motivaciones, sin embargo, eran distintas. A juicio de algunos, la reforma seguía siendo “mala”. A juicio de otros, se había cedido demasiado.

Ayer en la mañana, en la Cámara, varios diputados se acercaron a saludar al diputado DC Pablo Lorenzini, uno de los pocos falangistas que criticó el acuerdo, al poner en duda que los ajustes permitan recaudar los US$ 8.200 millones que pretende el Ejecutivo.

Así, las dudas por el acuerdo se esparcieron rápidamente entre parlamentarios de la izquierda de la Nueva Mayoría. “No fuimos informados”, dijo el presidente del PC, Guillermo Teillier, quien agregó que “nos preocupa que pudiera desnaturalizarse el espíritu original de la reforma”.

La misma inquietud expresaron el diputado IC Sergio Aguiló y el presidente del MAS y senador, Alejandro Navarro. “Quiero conocer el proyecto, pero no quiero un ‘futito’”, dijo Navarro.

Esta molestia fue creciendo durante la mañana. Incluso, la bancada PC-IC emitió una declaración escrita, en la que señalan no sentirse obligados a respaldar el acuerdo. Uno de los argumentos es que el apoyo sorpresivo de la UDI al protocolo levantaba serias sospechas. A ello se sumó una nueva rueda de prensa de las diputadas PC Karol Cariola y Camila Vallejo, quienes, con tono más severo, anunciaron que pidieron una reunión con el ministro de Hacienda, Alberto Arenas. “Cuando algunos tratan de subirse por el chorro de que esto reedita la política de los consensos, no nos parece bien, ni nos parece bien el acuerdo de manos arriba”, dijo Cariola, en referencia al acuerdo de la Presidenta Michelle Bachelet con RN y la UDI por la reforma educacional de 2006, que hasta hoy es repudiado por los estudiantes.

Minutos más tarde, el diputado independiente y ex dirigente estudiantil Giorgio Jackson se plegó a los reparos: “El gobierno traicionó su programa. Y lo peor es que luego de discutirlo dos meses en la Cámara, se acuerda con cinco senadores”. El radical Alberto Robles, en tanto, lamentó que el gobierno menosprecie el rol de la Cámara.

Para contener el malestar, asesores del Ministerio de Hacienda se desplegaron ayer en el Congreso para conversar con parlamentarios. Las gestiones, al menos, daban cierta tranquilidad al Ejecutivo de que tendría los votos para aprobar los cambios a la reforma en el Senado y la Cámara. Pero, paradójicamente, el cuadro también estaba desordenado en la Alianza, tras las críticas que lanzó el ex Presidente Sebastián Piñera en España a las reformas de Bachelet.

EL PIÑERISMO

En la firma del acuerdo del martes en la noche tampoco llegó a la fotografía del protocolo el presidente del PS, Osvaldo Andrade. Sin embargo, pese a los reparos que había en su colectividad, donde no descartan proponer algunos ajustes adicionales, ayer Andrade salió a dar su apoyo al protocolo de Hacienda y dijo que el “gran derrotado” era el ex Presidente Piñera.

A juicio de algunos, el rol de Piñera generó un cuadro difuso en RN. Algunos diputados advertían que no aprobarían la reforma en tercer trámite, mientras José Manuel Edwards y Alejandro Santana dejaron su voto en suspenso.

En la misma línea, los representantes de Amplitud anunciaron que no apoyarán los ajustes. “Lo coherente es votar en contra”, dijo la senadora Lily Pérez.

En la UDI, en tanto, si bien la mayoría de sus legisladores se alineó tras el acuerdo, hubo importantes disidencias, como la del ex senador Jovino Novoa, quien, según fuentes gremialistas, desechó el protocolo.

Las conversaciones del partido con el gobierno partieron hace tres semanas, con el senador Juan Antonio Coloma como interlocutor. En estas tratativas intervino el ex ministro Pablo Longueira, quien ofició como mediador entre el senador y el ministro Arenas. Al final, el acuerdo fue respaldado por el presidente de la UDI, Ernesto Silva, quien fue el último en llegar a la fotografía del martes en la noche.

http://www.latercera.com/noticia/politica/2014/07/674-586060-9-las-heridas-que-dejo-el-acuerdo-de-la-reforma-tributaria.shtml

 

Comisión de Hacienda firma de forma transversal protocolo de acuerdo por reforma tributaria

El oficialismo y la oposición llegaron a un acuerdo en el último punto que era en relación a un aumento en el beneficio a las pymes. Según señaló el ministro de Hacienda, Alberto Arenas, se ha “alcanzado un acuerdo histórico en torno a la reforma tributaria”.

Luego de semanas de reuniones y escuchar a distintos actores, la comisión de hacienda, firmó de forma transversal un protocolo de acuerdo en respaldo de la reforma tributaria. Según señaló el ministro de Hacienda, Alberto Arenas, con esto se ha “alcanzado un acuerdo histórico en torno a la reforma tributaria”.

Recordar que el último punto que se encontraba pendiente para la firma de este acuerdo, correspondía a un beneficio hacia las pymes propuesta por la Alianza. Según agregó el titular de hacienda, “con este acuerdo gana Chile, ganan las Pymes, la clase media y los sectores más vulnerables”.

Por otro lado, el senador Lagos Weber, integrante de la comisión de hacienda, señaló que a pesar de que aún existen diferencias, este acuerdo “significa que hay una visión conjunta en algunas áreas”, enfatizando que “no estamos de acuerdo en todo, pero tenemos una base sobre la cual seguir trabajando”.

En cuanto a la posición de la Alianza, el senador UDI, Juan Antonio Coloma, señaló “damos esta firma, sin renunciar a ninguno de nuestros principios”, enfatizando en que no eran partidarios de esta reforma, pero que “la UDI está para solucionar los problemas de los chilenos”.

Para finalizar, el ministro de hacienda, señaló que el acuerdo es una importante señal tanto en lo económico como en lo político.

http://www.latercera.com/noticia/politica/2014/07/674-585879-9-comision-de-hacienda-firma-de-forma-transversal-protocolo-de-acuerdo-por-reforma.shtml

 

Reforma Tributaria: Acuerdo con la oposición “pone en peligro” a la Nueva Mayoría

El Ejecutivo evitó usar la mayoría parlamentaria en la tramitación de la Reforma Tributaria, para dar paso a un acuerdo con Renovación Nacional y la UDI, que si bien mantiene ciertos aspectos originales del ajuste fiscal, ya ha sido calificada como “reformita”. Desde fuera del duopolio, lamentan cómo las minorías pasaron a dirigir el rumbo de la modificación, la influencia del empresariado y las incapacidades del conglomerado oficialista.

El trasversal acuerdo alcanzado en la comisión de Hacienda del Senado para la aprobación de la Reforma Tributaria sigue generando reacciones. Según Pablo Lorenzini, diputado que preside la misma instancia en la Cámara Baja, cambia el “corazón” del proyecto.

El parlamentario lamentó que con esto se vuelve a la “política de los consensos”, mecanismo que en las primeras décadas de la postdictadura daba cuenta del empate político en el Congreso, así como de las barreras que la oposición puede imponer a cualquier tipo de cambio estructural a las bases del sistema.

De hecho, en el Partido Comunista, aseguraron que no fueron informados de las tratativas, por lo que el diputado Daniel Núñez aseguró que con esto se adopta “un camino peligroso” que pone en riesgo a la coalición de Gobierno.

Desde La Moneda, el vocero Álvaro Elizalde defendió el acuerdo alcanzado. Al ser consultado sobre si se está volviendo a esta cuestionada política, afirmó que “más que actuar en base a dogmas o consignas, las distintas propuestas deben ser analizadas conforme a si son o no convenientes a nivel nacional”.

“El Gobierno siempre va a promover los acuerdos buenos para el país, buenos para el cambio, que nos permitan construir una sociedad con mayor grado de inclusión y cohesión social, y obviamente que las propuestas que no sean buenas para el país, que signifiquen que todo se mantenga igual, no van a ser suscritas por el Gobierno”, aseguró.

En ese contexto, la Presidenta Michelle Bachelet añadió que “ese es el mismo espíritu que va a llevar adelante el Gobierno con todas sus reformas”.

Sin embargo, desde fuera del duopolio político, por ejemplo, el Partido Progresista no participó de la discusión en la Cámara, pese a haber solicitado intervenir.

La presidenta de la colectividad, Patricia Morales, planteó que difícilmente con el acuerdo conseguido se podrá mantener la misma expectativa de recaudación, por lo que lamentó que en el Congreso se recibiera a los “lobbystas” opositores a la Reforma y que se pase por encima de las verdaderas mayorías.

La dirigente detalló que para las pasadas elecciones presidenciales, “de las nueve candidaturas, ocho proponían reformas tributarias similares en el sentido que iba la reforma inicial de la Presidenta Michelle Bachelet. Por lo tanto, lo que parece bastante incomprensible es que en el Senado, en la comisión de Hacienda, el lobby se ha realizado por una minoría y se transforma en mayoría, eso preocupa”.

Con esto “pareciera ser que entonces volvemos a la vieja Concertación y nos alejamos de la Nueva Mayoría”, sentenció.

Desde la Fundación Nodo XXI, centro de pensamiento fundado por integrantes de movimientos políticos como Surda y la Izquierda Autónoma, su director y secretario ejecutivo, Giorgio Boccardo, aseguró que el Gobierno mostró sus incapacidades en este episodio.

“Lo que se va a presentar como triunfo de un acuerdo transversal más bien demuestra cierta incapacidad del Gobierno. Por un lado, de presentar reformas bien formuladas, porque efectivamente había errores de formulación. Y segundo, la escasa fuerza que tienen para empujar un acuerdo, suponiendo que tenían mayoría parlamentaria. Queda demostrado que esa mayoría no está dispuesta a hacerse efectiva en la medida de que ciertos poderes fácticos reclamen suficientemente en la arena pública”, expresó.

Según el ex presidente de la FECH, se atendió al reclamo de los grandes empresarios, mientras que el ministro de Hacienda, Alberto Arenas, demostró no soportar la presión de este sector en un proceso de negociación “oscuro”, que reafirma la colonización de los grandes privados en el Ejecutivo.

Asimismo, el diputado independiente Gabriel Boric criticó el acercamiento, asegurando que “pesó la opinión de los empresarios y ‘bypassearon’ a la Cámara de Diputados”.

Cabe destacar que la comisión de Hacienda del Senado aprobó este miércoles la idea de legislar, en tanto que la UDI insistió en sus observaciones negativas al alza de impuestos, pese a asegurar que respetan el acuerdo alcanzado, el que ha sido ampliamente celebrado por organizaciones como la Sociedad de Fomento Fabril (Sofofa) o la Confederación de la Producción y el Comercio (CPC).

http://radio.uchile.cl/2014/07/09/reforma-tributaria-acuerdo-con-la-oposicion-pone-en-peligro-a-la-nueva-mayoria