Gobierno paraguayo entrega a Brasil el pedido de extradición del supuesto autor intelectual del periodista Pablo Medina

38

El Gobierno paraguayo entrega oficialmente hoy a la Cancillería brasileña (Itamaraty) el pedido de extradición de Vilmar Acosta Marqués, requerido por la justicia por la muerte del periodista Pablo Medina y de su acompañante Antonia Almada. La solicitud es presentada por el embajador en Brasilia, Manuel María Cáceres.

La documentación enviada incluye la partida de nacimiento de Acosta, nacido en Ypejhú (Departamento de Canindeyú), el 13 de julio de 1975. Acosta también había exhibido documento brasileño. Sin embargo, el Gobierno paraguayo demostrará que él nació aquí y que fue intendente de su pueblo natal cuando ocurrió el homicidio, el 16 de octubre del año pasado, en Villa Ygatimí.

El diplomático incluye también en su presentación todos los documentos tramitados en el Juzgado Penal de Garantías de Curuguaty, como orden de detención, la solicitud a la Interpol para la aprehensión, la orden de captura internacional y la sentencia del juez de dicha ciudad, Carlos Martínez, que ordena su prisión.

Adjuntó además otros antecedentes, como los requerimientos fiscales y los datos de la investigación.

La presentación, de lo que en rigor jurídico se denomina “exhorto de extradición”, contiene 294 páginas. Paraguay reclama a Brasil que ponga a disposición de la justicia de nuestro país a Neneco Acosta.

El director de Asuntos Legales de la Cancillería paraguaya, Rubén Darío Ortiz, se encargó de llevar los documentos al embajador Cáceres en Brasilia.

Ortiz y el fiscal general adjunto para Asuntos Internacionales, José Emilio Oviedo, se reunieron previamente, la semana pasada, en la Cancillería, para examinar que todos los papeles estuviesen en regla y coordinar el seguimiento del proceso para la extradición de Acosta al Paraguay.

La directora de Asuntos Internacionales de la Corte Suprema de Justicia, Mónica Paredes, informó el jueves pasado, cuando acercó a la Cancillería, que el conjunto de documentos que conforman el exhorto fue traducido totalmente al portugués y fue debidamente legalizado.

Acosta, quien se encontraba prófugo desde el 17 de octubre, día siguiente del asesinato de Pablo Medina en Villa Ygatimí (Canindeyú), fue detenido el pasado 4 de marzo en Mato Grosso do Sul. Ya en noviembre las autoridades paraguayas habían solicitado vía Interpol la captura con fines de extradición. Al caer detenido, se activó la posibilidad de su deportación, sustentada en el principio diplomático de la reciprocidad, considerando que el Paraguay había entregado por esta misma vía al Brasil al delincuente brasileño más buscado de los últimos tiempos, Roger Abdelmassih, conocido como el Doctor Horror, y también a Nilton Cezar Antunes, de la organización criminal Primer Comando Capital (PCC), entre otros.

Sin embargo, Brasil descartó la deportación y abrió la vía de la extradición. El 13 de marzo pasado, el canciller de Brasil, Mauro Vieira, de visita oficial a nuestro país, confirmó que la detención de Acosta fue hecha “con fines de extradición” y que al respecto había informado a la Embajada paraguaya en Brasilia.

Última Hora

Más notas sobre el tema