Costa Rica: presidente plantea necesidad de reforma fiscal para afrontar déficit

El presidente de Costa Rica, Luis Guillermo Solís, reiteró hoy la necesidad de una reforma fiscal para paliar el déficit, que en 2014 cerró en 5,4 % del producto interno bruto (PIB), y para lograr que el país se desarrolle a un mayor nivel.

“El tema tiene que ver con gasto, pero también con los ingresos que tienen que llegar pronto porque el país no aguanta un año como el próximo, que amenaza con un déficit del 6,4 % (del PIB) o más, si no tomamos decisiones ahora”, expresó Solís a los periodistas tras un evento en el que participó.

El mandatario dio estas declaraciones en el inicio de las sesiones extraordinarias de la Asamblea Legislativa, en las cuales el Ejecutivo tiene el control de la agenda de temas a discutir y en los que podrían estar proyectos fiscales.

Entre las iniciativas del Gobierno se encuentra un proyecto para combatir el fraude fiscal, uno para reformar el impuesto a la renta y otro para convertir el impuesto de ventas del 13 % en uno de valor agregado del 15 %.

“No es un asunto que se invente el Poder Ejecutivo, la realidad es que tenemos un déficit que atender, que es el resultado de un acumulado (de Gobiernos) en el que por supuesto participa también este”, afirmó Solís.

El presidente hizo un llamado a los sectores empresariales, laborales, académicos y legislativos a que “no se ensimismen” y busquen abrir canales de diálogo en el tema fiscal, porque se trata de “una responsabilidad compartida”.

“El Ejecutivo continuará tocando las puertas y haciendo las consultas necesarias para desarrollar un diálogo que fructifique en una propuesta fiscal responsable del tamaño de la que el país necesita”, manifestó Solís.

El presiente aseguró que su Administración ha realizado inversión en obra pública y “esfuerzos en recorte del gasto y austeridad” mayores a los de Gobiernos anteriores, por lo que se siente con la autoridad de impulsar reformas tributarias.

“Los numeros no le dan a este Gobierno, ni menos al que sigue, si no asumimos la responsabilidad de entendernos como una sociedad que quiere desarrollarse a un nivel que requiere de una mayor fiscalidad”, expresó.

Solís insistió en que para reducir el déficit es necesario que todos se alineen “en un sentido patriótico”.

La necesidad de una reforma tributaria ha sido un tema recurrente desde que Solís comenzó su mandato en mayo de 2015, pero aún no ha enviado al Congreso las iniciativas al respecto.

El País