El Salvador: el Gobierno dice que no negociará con pandillas que sabotearon sistema de transporte público

El Gobierno de El Salvador reiteró que no negociará bajo ningún concepto con los criminales responsables del sabotaje al transporte público en esta nación centroamericana.

Así lo dijo este jueves el Secretario de Comunicaciones de la Presidencia, Eugenio Chicas, quien señaló que viene una respuesta muy fuerte del Estado contra los boicoteadores y enfatizó que no habrá tregua.

“Hoy viene una respuesta del Estado, muy fuerte, contra estos criminales porque los tenemos que perseguir, no podemos darles tregua,- no hay pacto posible con estos grupos criminales, el Presidente de la República, que le sigue dando continuidad a esta operatividad, ha sido contundente, no hay pacto con criminales”, dijo.

El funcionario señaló que el boicot al transporte ha permitido que se conozca mejor el modus operandi de estos grupos, “con esta operatividad que plantearon nos han reflejado un mapa, cuáles son los grupos criminales que operaron en este paro de transporte, hoy viene el vuelto, ¿qué es el vuelto?, es la respuesta punitiva del Gobierno contra estos grupos criminales”, indicó.

Para actuar ante este escenario, Chicas informó que las instituciones de seguridad pública trabajarán día y noche para asegurar la paz y la tranquilidad del pueblo.

Más temprano, el ministro de la Defensa Nacional de El Salvador, David Munguía Payés, informó que están preparados para desplegar al menos a 600 militares, a fin de que hagan frente al paro forzoso que están promoviendo las maras y que ha boicoteado el servicio durante ya cuatro días.

CONTEXTO

La población salvadoreña vive el quinto día de boicot al transporte público, una situación orquestada por grupos criminales conocidos como maras, que piden negociar con el Gobierno (ciertas condiciones que aún se desconocen), pero que Sánchez Cerén rechazó de inmediato diciendo que él “no negocia con criminales”.

El miércoles aumentó a nueve la cifra de transportistas asesinados y se reportó uno herido, a manos de pandillas criminales que boicotean el servicio de transporte con el propósito de desestabilizar el país y provocar un golpe de Estado, informó el corresponsal de teleSUR en la nación centroamericana, Ernesto Ávalos.

Para la coordinadora del Foro Nacional para la Salud, que aglutina un centenar de organizaciones sociales, Margarita Posada, el supuesto clima de intranquilidad que denuncia la derecha política y económica pretende socavar a la población y hundirla en la desesperanza, a fin de debilitar el gobierno que fue elegido democráticamente.

Ante la escalada de violencia, el Ejecutivo incrementó la presencia policial y militar en todo el territorio nacional y habilitaron vehículos de instituciones públicas, llamados “picacheros”, para ayudar a las personas que vayan al trabajo y luego deseen regresar a sus casas.

EL DATO »

El 17 de julio, el Gobierno salvadoreño inició un plan de seguridad con el objetivo de recuperar algunos territorios que presentan altos índices de criminalidad. El programa denominado “El Salvador Seguro”, combate la violencia a partir de 124 acciones prioritarias que llevará a cabo en coordinación con varias instituciones de ese país.

TeleSur