Guyana creará fondo para ganancias por petróleo y reaviva el conflicto fronterizo con Venezuela

El ministro de Gobernación de Guyana, Raphael Trotman, prepara una propuesta de ley para crear un fondo soberano de inversión que agrupe las ganancias de los descubrimientos mineros y petrolíferos en las costas y en la región del Esequibo, un área en disputa con Venezuela.

Así lo indicó hoy Trotman, responsable de la gestión de los recursos naturales del país, en un taller en Georgetown, donde detalló que presentará el próximo año la propuesta de ley ante la Asamblea Nacional.

Trotman aseguró que el establecimiento de este fondo está relacionado con el reciente descubrimiento de petróleo en las costas del Esequibo, un área territorial cuya soberanía es disputada por Venezuela, y que también se incorporarán las ganancias monetarias de los descubrimientos de oro, diamantes, bauxita, arena, piedras y agua en esa y otras partes de la nación.

“Las ganancias de todos nuestros recursos naturales estarán concentrados en un fondo de manejo de recursos que beneficiará a todos los guyaneses”, dijo Trotman.

Detalló que el fondo tendrá como fin apoyar el presupuesto nacional, el desarrollo de proyectos de infraestructura y el ahorro para el beneficio de futuras generaciones.

Trotman apuntó que aún está por decidirse si el fondo se mantendrá en Guyana o en el exterior y habrá que estudiar si se deberán crear nuevas estructuras legales y fiscales para guiar la explotación sustentable de industrias de extracción.

La región de Esequibo está bajo mediación de la ONU desde la firma del Acuerdo de Ginebra en 1966, pero la disputa se agudizó después de que la compañía estadounidense Exxon Mobil descubriera en mayo pasado yacimientos de petróleo en aguas costeras de la zona del litigio.

El Gobierno venezolano respondió al hallazgo con un decreto que redistribuye al territorio venezolano e incluye esa zona marítima en discusión.

La zona de Esequibo, de 160.000 kilómetros cuadrados y rica en recursos naturales, representa dos terceras partes de Guyana.

El Siglo

Presidente de Guyana reactiva ataques contra Venezuela

El presidente de Guyana, David Granger, anunció este miércoles que buscará reafirmar “su soberanía territorial” sobre la región del Esequibo, y buscará apoyo internacional en la próxima reunión de la Mancomunidad de Naciones que tendrá lugar en Malta entre el 27 y 29 de noviembre.

“Siempre hemos tenido el apoyo de la Mancomunidad y nosotros seguiremos trabajando con nuestros aliados para fortalecer su apoyo y enviar un mensaje a los Estados agresores, en este caso Venezuela, de que no estamos solos”, dijo Granger en Trinidad, donde está de tránsito en su ruta hacia Malta para participar de la conferencia.

En un comunicado, el Gobierno de Guyana indicó que el mandatario se prepara para nuevamente enviar un “fuerte mensaje de seguridad sobre los pequeños estados, específicamente ante la reanudación de la agresión por parte de Venezuela, y que los Jefes de Estados miembros consideren y ratifiquen una declaración en apoyo a la posición de Guyana”.

“Este tipo de declaración indicará que no habrá tolerancia para resolver conflictos por medios violentos en el mundo y que existe un deseo de los países de salir adelante con su desarrollo económico en vez de gastar sus recursos económicos en equipo militar”, expresó Granger.

Además, el presidente guyanés defendió que “este es el tiempo en el que hemos decidido buscar una solución jurídica. Hemos tenido demasiadas décadas de acoso”.

GUAYANA ESEQUIBA PERTENECE A VENEZUELA

La Guayana Esequiba pertenece a Venezuela desde 1777, con la creación de la Capitanía General de Venezuela. En 1811 con la creación de la primera Constitución del país, se estableció que todas las provincias, incluyendo el Esequibo, fueron establecidas como territorio venezolano.

A pesar de esas evidencias históricas, este territorio pretendió ser despojado por el imperio británico hace dos siglos, lo que generó la controversia que hoy se mantiene con Guyana. Para allanar el camino a la superación del conflicto, en 1966 se suscribe el Acuerdo de Ginebra, texto reconocido por ambas naciones y al cual se ha apegado Venezuela durante este diferendo territorial.

Igualmente, el Gobierno de la República Bolivariana de Venezuela mantiene contactos con miembros de la Comisión Técnica de la Secretaría General de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) constituida para tratar el diferendo territorial sobre el Esequibo, bajo la figura del buen oficiante como un medio para que surjan los canales políticos, económicos e internacionales que deriven en una solución aceptable y justa para ambos países.

Correo del Orinoco