Uruguay: presentan proyecto para tipificar el femicido como delito

Miles de personas marcharon ayer contra la violencia hacia la mujer; gobierno quiere tipificar el femicidio como delito penal.

Desde Ejido y 18 de Julio el horizonte que se veía en la plaza Libertad parecía estar poblado de puntos negros. Tres filas infinitas de personas vestidas de negro partieron de la plaza Independencia y caminaron a paso lento y en silencio hasta la Intendencia de Montevideo (IM). Reclaman que no haya más violencia hacia las mujeres y ningún femicidio más. Hacen visible cada año, desde 2009, lo que parece que muchos naturalizaron, y conmemoran el Día Internacional de la Erradicación de Todas las Formas de Violencia hacia la Mujer. La caminata, citada para las 19.00, empezó pasadas las 20.00. Al frente mujeres y hombres integrantes del colectivo Mujeres de Negro sostenían un cartel gigante que decía “Familias unidas para honrar la vida”. Un poco más adelante, políticas de todos los partidos con representación parlamentaria sostenían otro cartel de Mujeres de Negro que rezaba: “Por mujeres sin miedo”. En la explanada de la IM, la cantante Soledad Bauzá esperaba arriba del escenario a los miles que venían de negro para cantar “Honrar la vida”, de Eladia Blázquez, y “No Woman no Cry”, de Bob Marley. Mientras, abajo, muchos prendieron velas y acompañaron cantando. Al finalizar el canto, subió la referente del colectivo, Jenny Escobar, que esta vez no habló sobre lo que el Poder Ejecutivo, el Legislativo y el Judicial tendrían que hacer para erradicar la violencia hacia la mujer, sino que aprovechó la oportunidad para agradecer a “todos los que han puesto su granito de arena para estar”, “a los activistas que se han sumado a nuestra marcha para honrar la vida, y a todas las personas que desde su lugar saben y luchan para que no haya más muertes de mujeres”. A su vez, comunicó que se creó el hashtag elhashtagimposible para crear conciencia sobre las 28 muertes por violencia doméstica que ocurrieron en lo que va de este año. Escobar explicó que “es horrible que haya un hashtag imposible, que diga que una mujer no puede ser ni la 21, ni la 22, ni la 23, ni la 28. No puede ser”. “Vivimos en un mundo loco, pero aquí hay una cantidad de gente maravillosa, entonces hagamos de nuestra fe en las cosas y en las personas ondas en el aire, ondas a nuestro alrededor para que todos y todas vivamos una vida libre de violencia”, pidió.

Además de la marcha de Mujeres de Negro ayer hubo otras actividades en Montevideo relacionadas con este tema. A las 10.00, afuera de la Suprema Corte de Justicia se llevó a cabo la intervención urbana performática La caída de las campanas: mujeres vestidas de blanco que se desvanecen ante el sonido de las campanas pero se levantan “con más fuerza”, “afirmadas” para continuar denunciando la violencia de género ante cada femicidio. Después, a las 18.00, Feministas en Alerta y en las Calles y la Coordinadora de Feminismos se concentraron en la plaza Libertad. Allí colgaron carteles con la leyenda “¡Ni una menos! ¡Tocan a una, tocan a todas!”; algunos tenían la forma del contorno de los cuerpos y decían el nombre de la mujer asesinada y el lugar; otros mencionaban el número de femicidios: 34 en lo que va del año. Algunas se acostaron en 18 de Julio y pintaron el contorno de sus cuerpos: “Aquí hubo un femicidio”. Este grupo de activistas se autoconvoca a una movilización ante cada hecho de violencia machista contra las mujere.

La Diaria