Leonardo Grosso, diputado nacional: “Para levantar a la Argentina va a haber que construir un gobierno de coalición”

Entrevista a Leonardo Grosso, diputado nacional argentino

Por Luca Guillén de la redacción de NODAL *

A sus 27 años, Leonardo Grosso se convirtió en uno de los parlamentarios más jóvenes de la Cámara de Diputados de la Argentina. Representó al Frente Para la Victoria que llevaba entonces a Cristina Fernández como presidenta en su primer mandato. Es uno de los referentes del Movimiento Evita, organización social con trabajo territorial y anclaje en la economía popular que, con la llegada del macrismo al gobierno en 2015, se distanció del núcleo duro del kirchnerismo. En noviembre de 2018, día de la Marcha del Orgullo, el legislador reveló públicamente su homosexualidad; luego confesó que lo hizo porque veía en la realidad regional ataques de odio cotidianos y un Estado que no defendía a las minorías. Ahora integra el Frente de Todos que lleva la fórmula presidencial Alberto Fernández-Cristina Fernández. Leo Grosso fue uno de los políticos que más convocó a la unidad de agrupaciones y organizaciones. En estas elecciones va en la lista como tercer candidato a diputado nacional por la provincia de Buenos Aires detrás de Sergio Massa y Luana Volnovich. En esta entrevista, expone la necesidad de acuerdos y políticas de largo plazo para sobreponerse a la crisis económica que deja el gobierno de Macri.

¿Cómo analizas el armado de la lista electoral del Frente de Todos en la provincia de Buenos Aires?

Hemos logrado constituir uno de los frentes electorales más importante de los años que, por lo menos yo, tengo en participación política y creo que también en democracia. Ese es el dato del armado político. Hemos logrado articular un frente electoral que es enorme, que tiene muchos sectores del peronismo que hace muchos años veníamos todos separados. Que tiene sectores del progresismo que también venían cuestionando al gobierno anterior. Que tiene, para decirlo en criollo, a Sergio Massa, Alberto Fernández, Cristina Fernández, Pino Solanas y los movimientos sociales Creo que hemos podido articular una mayoría política inédita y que eso es un dato no menor, teniendo en cuenta la grave situación que vive la argentina hoy.

En tu rol de diputado has convivido en el recinto con personas que ahora integran las mismas listas pero que, hasta hace poco, no compartieron muchas de las votaciones de los proyectos presentado por el macrismo. ¿Por qué se juntaron ahora?

Me parece que es un nivel de conciencia de la grave situación que vive la Argentina que implica construir grandes acuerdos. Enfrente no tenemos cualquier cosa, tenemos un gobierno que además de hacer muy mal las cosas para el pueblo, hace muy bien las cosas para los grupos concentrados de poder y por lo tanto tiene su apoyo. Enfrente tenemos un gobierno con mucho poder: poder económico, mediático, financiero internacional. Es un gobierno al que el Fondo Monetario Internacional le ha dado 70 mil millones de dólares. Y ese poder que se ha concentrado enfrente requiere que nosotros estemos a la altura de las circunstancia y construyamos algo grande. Porque sino vuelven a ganar. Y cuatro años más de este gobierno sería un desastre para todos. Ahí están las razones de por qué confluimos todos y decidimos dejar nuestras diferencias de lado y hacer eje en las cosas que tenemos en común

¿Cómo denominas a este gobierno?

Es el gobierno de los poderosos con el poder del Estado de su lado. Un gobierno que ha decidido generar la transferencia de recursos más grande que se ha visto desde la historia de la Argentina. Esa transferencia de recursos ha sido de nuestros bolsillos a un puñado de empresas. Para salir del dialecto militante, un claro ejemplo son las tarifas. Este gobierno ha decidido respaldar a cinco empresas transnacionales que manejan la luz, el gas y el agua y sacarle la plata de los bolsillos a millones de argentinos que pagan todos los días los servicios más caros para que estas empresas tengan los precios dolarizados. Esto es lo que vino a hacer Cambiemos a la Argentina, es lo que quieren hacer cuatro años más y es lo que tenemos que evitar.

No son improvisados sino que saben lo que hacen…

No son ningunos improvisados, estos mismos grupos económicos gobernaron en otros momentos a través de golpes militares, a través de gobiernos neoliberales. Son los grupos económicos que a lo largo de la historia se la rebuscaron para hacer de sus intereses una política de Estado. Esta vez armaron un partido político y nos ganaron las elecciones, esto también hay que decirlo, y hay que tenerlo en cuenta y saberlo para entender cuál es la dinámica que tenemos que tener nosotros en esta campaña. Por eso nosotros hace más de un año estamos discutiendo el tema de la unidad y la construcción de un frente patriótico de todos en Argentina. Lo hemos logrado. Hemos hecho algo importante, la dirigencia política ha dado sus señales. Grandes dirigentes y dirigentas han dejado de lado un montón de diferencias y hemos constituido este frente electoral. Ahora hay que hacer campaña, hay que amplificar el electorado, hay que ir a persuadir a quienes no están persuadidos. Ir a convencer a quienes todavía piensan que le pueden dar otra oportunidad a este gobierno. Y construir una mayoría electoral que nos permita ganar las elecciones y volver a poner el Estado del lado de la gente, que eso es de lo que se trata la política para nosotros.

¿Cómo ves las representaciones de los movimientos feministas y de la comunidad LGBTTTIQ+?

Va pasando. Hace dos meses atrás yo te podía decir dos cosas que no me ibas a creer: una que yo iba a estar en la misma lista de Massa, Cristina y Pino Solanas. Y la otra es que una marica iba a estar tercero en la lista de la provincia de Buenos Aires que es lo que sucedió en mi caso. Son cosas que por ahí pensamos que no iban a suceder y suceden, se van reconstruyendo. El frente de todos expresa todas las realidades, no solo a las disidencias sino a los laburantes, a los desocupados, a los intendentes, a los gobernadores y a los feminismos. Pero de todas maneras eso no alcanza, tenemos que lograr ser el vehículo de la voz de los que no tienen voz. De los que deciden no participar en campañas y elecciones. De los que no se postulan para nada pero tienen problemas. Ahí hay un laburo y un desafió permanente que tenemos todos en la campaña. El gobierno va a querer que discutamos con un gobierno que terminó. O que discutamos de quién fue la culpa. Nosotros tenemos que discutir cómo vamos a estar un poco mejor el año que viene, y para eso hay que poner en valor las voces de todos los sectores sociales

¿Tuviste conversaciones con Cristina Fernández y Alberto Fernández?

Resultado de imagen para leonardo grosso

En distintas oportunidades sí, con ambos. He tenido la oportunidad de hablar con ellos sobre la situación de cómo estaba el país en una reunión que tuvimos con los dos juntos en diciembre del año pasado. A Alberto lo vi hace poco y a Cristina la he visto semana pasada. Pero siempre los diálogos no son sobre las listas o como va a cerrar, sino que giran en torno a la necesidad de construir unidad, de cuáles son los problemas que tienen los argentinos y cómo vamos a hacer para enfrentarlos entre todos. Hay una lectura que hace Alberto, Cristina, Massa, Pino que tiene que ver que para levantar a la Argentina va a haber que construir un gobierno de coalición, va a haber que sumar esfuerzos. Y es lo que estamos tratando de hacer desde la campaña del Frente de Todos y lo que vamos a tener que hacer si, efectivamente, ganamos las elecciones.

En esta propuesta del pacto social que realizó Cristina, crees que los que dirigentes que estuvieron del otro lado y ahora están en unidad ¿pueden trabajar desde una homogeneidad política?

La Argentina necesita grandes acuerdos. La crisis es enorme, ustedes lo saben, los militantes populares lo sabemos muy bien. Y los grandes acuerdos se logran con todos los sectores, los que piensan más parecido o menos parecido a nosotros. Porque hay cosas que son básicas: el hambre, el trabajo, la salud, la educación. Hay cosas en las que si estamos de acuerdo, después hemos discutido otros temas donde tenemos diferencias, bueno construyamos un mecanismo de tomas de decisiones. Construyamos un mecanismo de prioridades en la campaña. Esto es lo que hace falta en la Argentina que viene, y en nuestro país esa lógica nunca la vivimos.  La vamos a tener que vivir porque el neoliberalismo nos puso en estos lugares en donde vivimos, estamos en una situación muy complicada. Uno de cada tres pibes nuestros necesita de los comedores que organizamos para alimentarse. Necesitamos acuerdos, políticas de Estado a largo plazo, bueno construyámosla.

*Entrevista realizada en el programa Las Dos Orillas de FM Riachuelo bit.ly/2JJNXUm


VOLVER