Colombia | Reprimen protesta contra la violencia policial: un joven queda gravemente herido en un ojo

782

Joven fue herido en un ojo durante manifestaciones en Bogotá

Una nueva jornada de protestas que se vivió este miércoles 24 de febrero en Bogotá, en contra del abuso policial, cuatro personas resultaron heridas, entre ellas un joven de 24 años que recibió un golpe contundente en el ojo izquierdo, por lo que tuvo que ser trasladado de urgencias a la Clínica Santa Fe.

La Secretaría de Gobierno informó que se trata Gareth Steven Sella Forero, quien en medio de los enfrentamientos con los uniformados del Esmad, resultó herido hacia las 3:00 p.m. sobre la carrera Séptima con calle 23. Tras presentarse los hechos, por videos públicos, se evidencia que fue atendido en el lugar, pero presentaba graves lesiones en el globo ocular como evidencia del golpe en su mejilla.

De acuerdo con Temblores Ong, Sella hace parte de los Escudos Azules y habría sido herido con una marcadora. Testigos aseguran que el joven fue auxiliado luego de que los uniformados hubieran disparado hacia la zona donde este se encontraba.

“Estamos a la espera del parte médico, al tiempo que desde la Secretaría de Salud estamos realizando todas las gestiones para que los especialistas puedan atender rápidamente a Gareth. Así mismo, desde la dirección de Derechos Humanos estamos realizando todas las averiguaciones con organizaciones de derechos humanos y la Personería para poder establecer qué fue lo que sucedió y por qué resultó lesionado”, dijo Andrés Idárraga, director de Derechos Humanos de la Secretaría de Gobierno.

Las protestas, tanto las estudiantiles como el resto de manifestaciones previstas, transcurrieron de manera pacífica. Los choques con el Esmad se dieron a la llegada al centro del grupo que se movilizaba hacia la Plaza de Bolívar, por lo que rápidamente se dispersó la mayoría de las personas que participaban.

Entre los heridos también figuran funcionarios de la Alcaldía, uno de los cuales recibió pedrada en una pierna. De la misma forma, se presentaron actos vandálicos contra estaciones de Transmilenio como contra establecimientos y entidades como la Clínica Marly.

Las manifestaciones se dieron en el marco del día contra el abuso policial, que convocaron organizaciones estudiantes en contra de la “brutalidad policial, la impunidad y el terrorismo de Estado”, entre los que destacan el caso de Dilan Cruz, las personas que fueron asesinadas entre el 9 y 11 de septiembre del año pasado, así como el caso del incendio en el CAI de Soacha, en el que murieron ocho presos. A esto se le sumaron otros inconformismo, como la matrícula cero en la Universidad Pedagógica.

El actuar del Esmad ha sido cuestionado, no solamente por los hechos que se presentaron este miércoles sino además por la forma cómo se dispersaron, el martes de febrero, las manifestaciones de los dueños de los gastrobares, pues nuevamente se pone en cuestionamiento la aplicación del nuevo protocolo de atención a las protestas en Bogotá, así como se vuelve a cuestionar el uso de armas no letales contra los manifestantes.

El Espectador


5 capturados, 4 heridos y múltiples lesionados en represión a la jornada contra la brutalidad policial

El 24 de febrero se desarrollaron diferentes movilizaciones en todo el país en contra de la brutalidad policial. En Bogotá, según un informe preliminar de organizaciones defensoras de Derechos Humanos, desde la mañana se presentó represión y múltiples vulneraciones al derecho a la protesta, al menos 5 personas han sido capturadas y 2 personas resultaron heridas, entre ellas, una persona perdió su ojo por una herida ocasionada por un agente del ESMAD.

El día previo a la movilización, la ONG Human Rights International, denunció que la Dijin de la Policía Nacional emitió una alerta criminal en la que se acuso como «grupo radical y delincuencial» al grupo Escudos Azules, que había convocado la concentración en la Universidad Pedagógica y realizó labor de agitación durante toda la semana.

El día previo a la movilización, la ONG Human Rights International, denunció que la Dijin de la Policía Nacional emitió una alerta criminal en la que se acuso como «grupo radical y delincuencial» al grupo Escudos Azules, que había convocado la concentración en la Universidad Pedagógica y realizó labor de agitación durante toda la semana.

Cronologia de la represión

Desde las 10 am, atendiendo el llamado de diferentes organizaciones sociales, políticas y estudiantiles, se concentró una gran cantidad de personas, entre estudiantes, víctimas de abusos policiales, comerciantes, familiares de jóvenes asesinados por la policía y ciudadanía en general.

Antes de que iniciara la movilización se reportó una fuerte presencia de unidades de fuerza disponible de la policía y varios efectivos del ESMAD. En este mismo sentido, los manifestantes denunciaron que, desde que comenzó la movilización la policía «acompañó de manera amenazante» el bloque de manifestantes lo que, según defensores de Derechos Humanos dejaba ver la posible represión de la jornada de protesta.

En otro punto de la ciudad, en el barrio San Francisco, miembros de la organización Alternativa Popular, adelantaron una jornada pedagógica sobre el movimiento social y en contra de la brutalidad policial. Miembros de la organización denunciaron que, sobre las 2 pm, agentes del la policía amedrentaron a varios de los jóvenes que se encontraban en el espacio.

La misma organización denunció que en el marco de dicha jornada tres miembros de la organización fueron amenazados, un efectivo policial les dijo que «agradecieran que había cámaras o si no, los golpeaban».

La organización denunció que después, policías retuvieron de manera arbitraria los documentos de tres integrantes de Alternativa Popular que estaban participando del espacio pedagógico; después, los trasladaron al CAI San Francisco, lugar del que salieron horas más tardes con varios golpes.

En la movilización que se dirigía de la Universidad Pedagógica hacía la plaza de Bolívar, sobre las 2:45 pm, se reportaron confrontaciones entre algunos manifestantes y agentes del ESMAD. Minutos más tarde, a la altura de la carrera 10 con calle 24, se denunció que el ESMAD arremetió de manera violenta contra los manifestantes que se movilizaban por esa zona.

Organizaciones defensoras de Derechos Humanos reportaron que a las 3:00 pm, entre la calles 24 y 22, en un acto de represión, el ESMAD lanzó varias municiones aturdidoras, gases lacrimógenos y disparó «marcadoras».

Como resultado de esta intervención violenta al menos cuatro personas resultaron heridas y se presentaron 5 capturas, que, según defensores de Derechos Humanos, son arbitrarias y no respetan los protocolos para la protesta social.

“Estábamos sin hacer nada y la Policía nos dispara porque si, él cayó de una vez y ahí llegamos todos a auxiliar al herido” Testigo de los hechos

Dentro de las personas que se reportaron heridas, una de ellas recibió un disparo de marcadora en un ojo, la víctima fue identificada como Gareth Sella, integrante de los Escudos Azules. Después de ser recibir el disparo fue trasladado a la Clínica Santafe, donde según la organización defensora de Derechos Humanos Colombia Dh, se confirmó la pérdida de su ojo izquierdo.

En el mismo lugar , se reportó que un ciudadano, que defensores de Derechos Humanos identificaron como Fabio Parra, fue capturado de manera arbitraria, se denunció que la policía le quitó su celular y documentos de identificación.

“Estábamos sin hacer nada, hay represión, la Policía nos dispara porque si, él cayó de una vez y ahí llegamos todos a auxiliarlo” Testigo de los hechos

Aunque aún no hay un consolidado de la cantidad de vulneraciones a los Derechos Humanos presentadas en la jornada de movilización, informes preeliminares, denuncias aisladas y alertas emitidas por la ciudadanía y defensores de Derechos Humanos permiten establecer que por lo menos 20 personas resultaron lesionadas, dos de ellas de gravedad y otras 5 fueron detenidas de manera arbitraria.

Contagio Radio seguirá el desarrollo del resto de espacios de manifestación convocados para la noche del 24 de febrero, como el plantón en la Fiscalía, protestando contra la negación de cerca de 4000 casos de falsos positivos.

En las próximas horas organizaciones de Derechos Humanos emitirán reportes consolidados de todos los hechos ocurridos, con las respectivas denuncias públicas y alertas a las diferentes instituciones que deberían encargarse de proteger el ejercicio del derecho a la libertad de expresión y derecho de reunión, a la protesta y el derecho a la libertad personal con relación al debido proceso y a las garantías judiciales.

Contagio Radio


Denuncian masacre de cuatro personas en Tumaco, Nariño

La Unidad Indígena del Pueblo Awá (Unipa) denunció que el lunes 22 de febrero un grupo de hombres armados secuestró, torturó y asesinó a cuatro personas en el sector La Variante en la vía que va hacia Tumaco en el kilómetro 56.

La Unipa confirmó que una de las víctimas es Marcos Paí, de 40 años, exgobernador y líder indígena del resguardo La Brava, ubicado en Tumaco. De acuerdo con la Unipa, las cuatro personas habrían incumplido un toque de queda impuesto por el grupo de hombres armados.

De confirmarse este hecho violento y según los datos del Instituto de Estudios para el Desarrollo y la Paz, con esta serían 15 masacres las que se registran en Colombia y 26 los líderes asesinados en 2021.

La muerte de estas cuatro personas que enluta pueblo Awa confirma la situación de inseguridad que vive el municipio nariñense. El fin de semana del 20 y 21 de febrero, 11 personas fueron asesinadas en la vereda Puerto Rico, tras un enfrentamiento entre la disidencia de las Farc Óliver Siniestra y el grupo ilegal Los Contadores.

Estos grupos armados se disputan el control del narcotráfico en la zona. El ministro de Defensa, Diego Molano, aseguró que en Nariño “existen 36.000 hectáreas de cultivos ilícitos, de los cuales 9.796 están en Tumaco, con una potencial producción anual de 75 toneladas de cocaína”.

Un resumen de lo que está pasando actualmente en Nariño.

El Espectador


VOLVER

Más notas sobre el tema