Docentes y estudiantes universitarios inician paro por mayor presupuesto

1.186

Comenzó la huelga universitaria con ocupaciones en facultades y un cronograma de movilizaciones

La huelga de docentes, estudiantes y funcionarios de la Universidad de la República (Udelar) comenzó este martes y se extenderá, por lo menos, hasta el viernes, cuando los colectivos evalúen la situación. La protesta se centra en la discusión de la Rendición de Cuentas, que comenzó a analizarse este lunes en el plenario de la Cámara de Senadores, y en la negociación colectiva, que denuncian que está “estancada”. Según los sindicatos de la Udelar, el aumento presupuestal otorgado en comisión no es suficiente y deja de lado importantes líneas de crecimiento de la institución.

Durante la huelga se garantizará la alimentación en los comedores de Bienestar Universitario, a través de una olla gestionada por los gremios. Asimismo, durante los días que dure la medida habrá diferentes actividades y movilizaciones, “incluyendo la ocupación de servicios universitarios en todo el país y la realización de actividades de difusión del conflicto en la vía pública”.

La serie de ocupaciones comenzó este martes en las facultades de Medicina, Psicología y Ciencias Sociales, y en la sede Salto del Cenur Litoral Norte.

Para el miércoles a las 10.30 se convoca a una concentración en el Ministerio de Trabajo y Seguridad Social (MTSS), en apoyo a la delegación intergremial negociadora, y para el jueves a las 18.00 se llama a movilizarse junto con la Coordinadora de Sindicatos de la Enseñanza del Uruguay, que marchará desde la explanada de la Udelar hasta el Palacio Legislativo.

La Intergremial Universitaria dio una conferencia de prensa en la que sostuvo que el proyecto de Rendición de Cuentas es de “desfinanciamiento de la Udelar”. En esta línea agregaron que los recursos adicionales que se otorgaron “equivalen a menos de un tercio de lo que se requiere para lograr simplemente que no se deteriore aún más la relación entre cantidad de docentes y de estudiantes”.

Los trabajadores insisten en que en esa partida no se tiene en cuenta la necesidad de más funcionarios técnicos, administrativos y de servicio que puedan atender el aumento de clases, turnos, estudiantes y la atención a la salud. De hecho, remarcan que se dan nuevos fondos para proyectos del Hospital de Clínicas, pero no se financia nuevo personal de apoyo asistencial.

Además, indican que con este presupuesto “se mantiene el rubro cero en la atención al crecimiento de demanda de becas, el salario universitario y los demás programas presentados por la institución”.

“En síntesis: el magro incremento anunciado no logra ni siquiera detener la tendencia a la caída del presupuesto universitario, caída que ya llega al 5% del presupuesto global”, resumen los integrantes de la Intergremial Universitaria. Además, denuncian que en la negociación colectiva se les negó a los trabajadores de la Udelar un “fondo de inequidades salariales” que sí se les otorgó a los trabajadores de la Administración Nacional de Educación Pública, “en otro trato discriminatorio con los y las trabajadoras de la Udelar”, opinan.

Medidas meditadas

En cuanto a las medidas de lucha, el presidente de la Asociación de Docentes de la Udelar (ADUR), Héctor Cancela, remarcó que “hemos sido súper prudentes”, ya que han tratado de “afectar lo menos posible los días de clase” y, por lo tanto, “los paros han sido rotativos para no afectar de manera global”. Igualmente, recordó que tanto las ocupaciones como la huelga son “un derecho constitucional” y que “parece que necesitamos ejercerlo, porque si no es más difícil que se nos escuche”.

Por otro lado, si bien entiende que “toda pérdida de clases es una afectación”, aseguró que las actividades de evaluación van a ser recuperadas, es decir, que se ajustarán los calendarios de acuerdo a la duración de la medida para que todos los estudiantes puedan dar sus parciales y exámenes. Al respecto, Cancela ejemplificó con que si se tiene en cuenta la baja de presupuesto con el aumento de matrícula, “equivaldría a estar dictando 15 o 20 días menos de clase por semestre. Es decir que la cantidad de horas que los estudiantes reciben es como si estuviéramos parando 20 días por semestre, y evidentemente no estamos parando esa cantidad de días”, afirmó.

Asimismo, el presidente de ADUR remarcó que la huelga es una medida definida de forma intergremial, “no es una medida unilateral de los docentes”, aclaró, en referencia a la Federación de Estudiantes Universitarios del Uruguay, la Unión de Trabajadores del Hospital de Clínicas y la Agremiación Federal de Funcionarios de la Udelar, que se plegaron a la huelga. De todas formas, dijo que se trata de “una medida bastante extrema, que tomamos realmente con preocupación”, y que si bien no es la que quisieran, “sentimos que no ha habido una respuesta acorde y por eso hoy estamos llegando a esta medida”.

Consultado sobre las expectativas de un aumento del presupuesto, Cancela mencionó que “podría todavía haber un cambio en la votación en el Senado” y que estarán atentos también a la “disposición del gobierno” en la reunión de negociación que tendrán este miércoles en el MTSS.

La Diaria

Más notas sobre el tema