Obama no enviará representante a audiencia sobre status de Puerto Rico

El gobierno del presidente Barack Obama decidió ausentarse de la sesión de mañana del Comité de Energía y Recursos Naturales del Senado federal en que debía detallar cómo interpreta los resultados de la consulta criolla del 6 de noviembre y su intención de vincularse con un nuevo plebiscito.

Al dejar la silla vacía, el Ejecutivo reafirma la renuencia a enfrentarse a las preguntas complicadas del tema y su intención de ser neutral en las pugnas entre sus aliados populares y penepés.

“No va a haber un ponente de la administración”, confirmó ayer Keith Chu, portavoz del comité, presidido por el demócrata Ron Wyden (Oregón).

Obama tampoco envió a ningún representante a la más reciente sesión que celebró esa comisión sobre el status de la Isla, en mayo de 2010.

Encuentro entre conocidos

La ausencia de un representante de Obama deja como únicos ponentes de la audiencia a los presidentes de los partidos Popular Democrático (PPD) , el gobernador Alejandro García Padilla; Nuevo Progresista (PNP), el comisionado residente Pedro Pierluisi; e Independentista Puertorriqueño (PIP), el exsenador Rubén Berríos Martínez.

Y cobra relevancia ante el hecho de que es precisamente en el Senado donde no ha avanzado la propuesta de Obama, que persigue asignar $2.5 millones del presupuesto del Departamento de Justicia federal para asistir con el costo de un plebiscito y – si al gobierno de Puerto Rico le interesa el vínculo federal y el dinero -, supervisar la constitucionalidad de las alternativas.

Aunque el comisionado Pierluisi tiene presentado en la Cámara baja federal el proyecto HR2000 a favor de un referéndum estadidad sí o no – con 102 coauspiciadores, pero solo ocho demócratas-, el PNP no ha encontrado ningún senador federal dispuesto a someter una medida similar.

“La pregunta de cuán activo sería el Departamento de Justicia en un próximo proceso queda sin contestar”, indicó José Alfredo Hernández Mayoral, secretario de Asuntos Federales del PPD ante la decisión de la Casa Blanca de no enviar a nadie a la sesión.

La atención de la audiencia ahora estará principalmente en las expresiones que puedan hacer los miembros del Comité de Energía y Recursos Naturales.

“Espero que reconozcan que la mayoría del pueblo de Puerto Rico rechazó el actual status en el plebiscito, que entre las opciones de cambio escogió la estadidad y que la estadidad fue la que más votos obtuvo”, indicó Pierluisi.

“Un desaire”

El PIP no esperaba grandes cosas de una posible presentación del gobierno de Obama, pues a través de su llamado plan de status y sus expresiones públicas la Casa Blanca ha dejado entrever que quedará en manos del gobierno de García Padilla decidir si hay un próximo plebiscito y si el ELA territorial debe ser una opción.

“Su ausencia es un desaire. Ya ni disimulan el menosprecio a la importancia de nuestra situación colonial”, dijo el secretario del PIP para Asuntos de Norteamérica, Manuel Rodríguez Orellana, quien está aquí desde el lunes.

Para Hernández Mayoral – quien considera que el mensaje más contundente de la Casa Blanca sobre qué opina de los resultados del plebiscito es su determinación de promover otro -, “el asunto no es si el ELA estará o no (en la papeleta), sino cuáles de las mejoras deseadas se consideran constitucionalmente viables”.

A pesar de la ausencia de la Casa Blanca, el comisionado Pierluisi ha indicado que “la bola está en la cancha del Congreso, que nunca ha avalado un plebiscito de alternativas de status en Puerto Rico”.

 

http://www.elnuevodia.com/obamanoenviarepresentanteaaudienciasobreelstatusdepuertorico-1562491.html