El Salvador: anuncian la entrada en vigor del convenio con EEUU Fomilenio II

A pocas horas de la entrada en vigor de Fomilenio II, autoridades brindaron algunos detalles del proyecto que busca la reducción de la pobreza mediante la dinamización de la economía salvadoreña.

El director ejecutivo de Fomilenio II, William Pleitez, indicó que este segundo convenio entre El Salvador y la Corporación Reto del Milenio (MCC), se desarrollará en tres ejes claves: Capital Humano, Clima de Inversiones e Infraestructura Logística.

Según el funcionario, estos proyectos en conjunto se complementarán para incrementar la productividad de bienes y servicios a nivel nacional, comercializarlos a nivel internacional y reducir la pobreza mediante el crecimiento económico.

La formulación de este proyecto busca mejorar la calidad de educación y el sistema de formación técnica. De acuerdo a las proyecciones, habrá 342 centros escolares en 45 sistemas integrados de escuelas inclusivas a tiempo plenos y alrededor de 175 mil alumnos gozaran de estos sistemas.

Por otra parte, Pleitez, manifestó que aumentará las inversiones propiciando un clima favorable para los negocios, sobre todo en los procesos regulatorios y tramitología. Este segundo compacto, también se caracterizará por el establecimiento de asocios públicos-privados, y la creación de un fondo para acompañar inversión privada denominado “Apuesta por InversionES”.

En cuanto a infraestructura logística, se busca la reducción de costos logísticas en las vías Aeropuerto – Zacatecoluca, en la Paz y en el paso fronterizo hacia El Amatillo, La Unión y la mejora de calles del corredor logístico en el litoral.

El Gobierno de Estados Unidos, a través de la Corporación del Reto del Milenio (MCC), aprobó $277 millones para respaldar el desarrollo de un plan con tres componentes. El plan lo propuso El Salvador, y su compromiso, además de la ejecución en los tiempos acordados, es entregar una contrapartida de $88.2 millones. De esta manera, el convenio requerirá $365.2 millones repartidos en cinco años.

A diferencia del primer compacto, cuya inversión se concentró en la zona norte, la segunda donación tendrá iniciativas concentradas en la zona costera, no obstante, el director del proyecto manifestó que habrá proyectos que serán de alcance nacional.

Por hoy se cuenta con 11 proyectos y se espera que en octubre se puedan sumar más. La expectativa es que en diciembre se firmen las cartas de compromiso con las empresas o instituciones que serán apoyadas.

El gobierno salvadoreño le apuesta a Fomilenio II como un garante para el crecimiento económico. El Secretario Técnico de la Presidencia, Roberto Lorenzana, manifestó hace algunos días que “Fomilenio II debe ser el detonante para el crecimiento económico del país”, y aseguró que el proyecto es un mensaje claro sobre las buenas relaciones entre el gobierno de Estados Unidos y El Salvador.

Con relación al segundo compacto, Sarah Crawford, sub directora de MCC, ha manifestado que hay mucho compromiso por parte de los dos gobiernos y que entre los sectores mayormente contemplados en este segundo compacto, destaca el de educación. En torno a las prioridades ha apuntalado la necesidad de proponer nuevas leyes y hacer regulaciones para que los inversionistas puedan tener seguridad jurídica en el país.

El acto de entrada en vigor, será presidido por el presidente, Salvador Sánchez Cerén, presentes la presidenta de la Asamblea Legislativa, Lorena Peña; la embajadora de Estados Unidos en El Salvador, Mari Carmen Aponte; la representante de MCC en El Salvador, Sara Crawford; el ministro de Relaciones Exteriores, Hugo Martínez; el secretario Técnico y de Planificación de la Presidencia y presidente de la Junta Directiva de FOMILENIO II, Roberto Lorenzana; y el director ejecutivo de FOMILENIO II, William Pleitez.

ContraPunto