Hoy nace el Comité Internacional por la Repostulación de Evo Morales Ayma (Cirema), un grupo de intelectuales del mundo que apoya la continuidad del proceso de cambio en Bolivia.

Katu Arkonada, miembro de la Red de Intelectuales en Defensa de la Humanidad, explicó que este comité tendrá dos objetivos: manifestar un compromiso explícito, militante con el proceso de cambio boliviano y la figura de Evo Morales Ayma, y disputarle a la derecha su concepto de democracia.

Explicó que las fuerzas de derecha “nos están inoculando la idea de que democracia es igual a alternancia, cuando en realidad el mensaje que quiere transmitir Cirema es que lo verdaderamente democrático es que el pueblo boliviano, en este caso, pueda decidir su modelo político, económico y social, pero además los gobernantes que necesite para llevar adelante ese modelo”.

Cirema organizará una serie de eventos para manifestar su apoyo al Presidente boliviano. Se hará una campaña en redes sociales y publicarán un manifiesto con la firma de las 53 personalidades.

“En un principio vamos a comenzar con una batalla de ideas en el terreno mediático, para disputarle a la derecha estos sus conceptos de democracia, de alternancia y liderazgos, y manifestar claramente el apoyo”, detalló Arkonada.

En el manifiesto publicado por Cirema, a través de las redes sociales, se hace “un llamado al pueblo boliviano a apoyar el SÍ en el referéndum del 21 de febrero. SÍ a la soberanía, SÍ a la justicia social, SÍ a la repostulación de Evo Morales Ayma”.

El documento fue firmado por los expresidentes Manuel Zelaya (Honduras) y Fernando Lugo (Paraguay); además de Alfonso Sastre (Francia), Eva Golinger (Estados Unidos), Gabriela Rivadeneira (Ecuador), Piedad Córdova (Colombia), Silvio Rodríguez (Cuba), Víctor Hugo Morales (Uruguay), entre otras personalidades internacionales.

ó La Red de Intelectuales en Defensa de la Humanidad se fundó en 2004 para encarar la lucha antiimperialista.

ó Hasta lo que va del año se cuenta con unas 500 personalidades, constituidas en capítulos nacionales, y con dos oficinas de coordinación en La Habana y Caracas.

Cambio