Xenofobia en Perú: crean Brigada Especial “contra la migración delictiva” y ministro acusa a personas venezolanas

Policía Nacional crea brigada especial contra la migración delictiva

La Policía Nacional del Perú creará una Brigada Especial que tendrá como misión exclusiva la lucha contra la criminalidad que involucre a ciudadanos extranjeros en nuestro país.

Este grupo de élite será parte de la Dirección de Investigación Criminal (Dirincri) de la Policía Nacional y estará conformado por investigadores de la División de Homicidios y contará con el apoyo de las demás divisiones como las de Robos y Secuestros.

El encargado de comandar la brigada será el experimentado coronel PNP Víctor Revoredo Farfán, quien lideró el exitoso operativo en Punta Negra, donde se detuvo a más de cien ciudadanos venezolanos presuntamente dedicados a actividades criminales.

Este equipo policial replicará de manera sostenida la metodología que se aplicó en el operativo de Punta Negra, la cual tiene un importante componente de inteligencia, aunado al trabajo de la pesquisa policial y la intervención con el factor sorpresa.

Para ello, también contará con el apoyo de la Dirección General de Inteligencia del Ministerio del Interior (DIGIMIN), así como de la Dirección de Inteligencia de la Policía Nacional (DIRIN) y, de ser necesario, de la Sub Unidad de Acciones Tácticas (SUAT).

Los agentes reclutados para la brigada han resuelto varios casos que involucraron a ciudadanos extranjeros, por lo que se aprovechará la experiencia que han obtenido sobre la forma de actuar de las bandas criminales integradas por foráneos.

Ministerio del Interior Perú


Especialistas critican creación de brigada contra criminales extranjeros

“Han llegado al país miles de migrantes venezolanos con el ánimo de buscar un mejor futuro, pero también han llegado delincuentes. Esos delincuentes extranjeros, esos venezolanos que han ingresado a delinquir, tienen solo dos caminos: irse del país o la cárcel”, indicó ayer el ministro del Interior, Carlos Morán, para anunciar la creación de una brigada especial de la Policía Nacional que tendrá como finalidad combatir la criminalidad que involucre a ciudadanos extranjeros.

Este equipo multidisciplinario –explicó Morán– estará liderado por el coronel PNP Víctor Revoredo Farfán y formará parte de la Dirección de Investigación Criminal (Dirincri). La brigada estará conformada por investigadores de las divisiones de homicidios, robos y secuestros.

Además, contaría con el apoyo de la Dirección General de Inteligencia del Ministerio del Interior (Mininter), la Dirección de Inteligencia de la PNP y la Subunidad de Acciones Tácticas.

El Comercio solicitó la opinión de especialistas en seguridad ciudadana a partir de este anuncio del titular del Mininter.

—Riesgo—

El exviceministro de Seguridad Pública Ricardo Valdés criticó la medida adoptada por Morán y aseguró que esta puede contribuir a estigmatizar a esta población migrante.

“Morán está asociando el problema de la criminalidad a una población y eso es peligroso porque puede crear un psicosocial: que los venezolanos son los delincuentes y que te tengo que proteger de ellos. Los delitos se perciben por especialidad, no por nacionalidad”, señaló.

El general (r) PNP Eduardo Pérez Rocha, exdirector de la Policía Nacional, consideró que el titular del Mininter está reaccionando “mediáticamente” ante este problema. Además, precisó que la policía ya cuenta con una dirección que coordina con sus pares internacionales para enfrentar este tipo de criminalidad.

“Ya existe la subdirección general de la PNP que es la entidad encargada de orientar las labores y acciones de cooperación a escala internacional para luchar contra el crimen organizado. Entonces, ¿por qué se está creando una nueva brigada?”, cuestionó Pérez Rocha.

El exministro del Interior Fernando Rospigliosi precisó que los delincuentes extranjeros se alían con sus pares nacionales para que estos les enseñen cómo movilizarse en este nuevo terreno.

“No se requiere crear una nueva unidad. Hay una tendencia en el Mininter y la PNP para crear nuevas unidades que se superponen a otras y generan más burocracia y rivalidades”, dijo.

Valdés indicó que el Mininter debería desarrollar medidas para mejorar el equipamiento de los policías. “No tienen radios ni computadoras y el 40% del parque automotor está en desuso. Por ello no se mejora en la lucha contra el crimen”, indicó.

Por su parte, Pérez Rocha consideró que la policía debería mejorar y ejecutar el plan de patrullaje integrado para prevenir delitos.

—Conocimiento—

Nataly Ponce, exviceministra de Seguridad Pública, manifestó que los investigadores que conformen esta brigada especial ayudarán a conocer los nuevos patrones delictivos que se están desarrollando en el país y brindarán las herramientas para enfrentarlos.

“Las modalidades delictivas y el grado de violencia que trajeron estos grupos no han sido usuales. En ese marco y evitando caer en un enfoque discriminatorio –como indicó Morán en su anuncio– es importante respaldar el accionar policial desde la investigación e inteligencia”, indicó Ponce.

Fuentes del Mininter informaron a este Diario que una de las primeras acciones de la brigada será realizar un acuerdo con el embajador en el Perú del presidente interino de Venezuela, Juan Guaidó, para intercambiar información. “La PNP y el Mininter no estigmatizan a nadie. Hay una problemática real que requiere una medida especial y es lo que se ha adoptado”, precisaron.

El Comercio


Una brigada que alimentará la xenofobia

La fórmula de moda para ganar el aplauso fácil es denigrar a un migrante venezolano. Así lo ha comprendido el señor ministro del Interior, quien ayer anunció la creación de una “brigada especial” de la policía que tendrá por función perseguir los actos delictivos “cometidos por ciudadanos extranjeros”.

Todos sabemos a qué “ciudadanos extranjeros” se refiere. Aún así, el señor ministro, en entrevista con Radio Nacional, intentó ser explícito: “Entendemos que han llegado al país miles de migrantes venezolanos con el ánimo de buscar un mejor futuro, pero también han llegado delincuentes que desprestigian la comunidad venezolana. En ese sentido se ha creado esta brigada para este fenómeno especial”.

Es peligroso que la seguridad del país esté en manos de una persona que en lugar de atacar el fondo del problema, lo reduzca a uno de nacionalidad. Porque si seguimos el razonamiento del señor ministro, si mañana los venezolanos decidieran regresar a su tierra, se acabarían los asaltos y asesinatos. Nuestro país sería un remanso de paz.

En lugar de contribuir a acentuar el estigma de la violencia sobre los venezolanos, el señor ministro debería sincerarse y reconocer que su estrategia de combate contra la delincuencia es un fracaso. Y que su brigada será solo un acicate para que la xenofobia siga expandiéndose en el país.

El Comercio


VOLVER